Llegó la hora del oportunismo político

Con las elecciones cerca, empiezan a salir a la luz los candidatos que con tal de tener una oportunidad de llegar al poder abanderan causas o partidos que no son suyos

Por: KEILA YADIRA MEJIA ROBLES
julio 18, 2019
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
Llegó la hora del oportunismo político

Ahora que se encuentra en curso el proceso de inscripción de candidatos para las elecciones de autoridades locales encontramos cómo los ideales e historia política no tienen ningún valor. También, cómo muchos candidatos traicionan su corriente política y las ideas por las que han luchado durante su carrera política por alcanzar un aval y un respaldo que logren garantizarle el triunfo este 27 de octubre.

A través de la historia hemos avanzado, superado y dejado atrás para bien esa estela de violencia, muerte y dolor que trajo la disputa partidista, donde nos consumía el odio contra los integrantes de otros partidos y era inimaginable que un militante del Partido Conservador apoyara con su voto al candidato del Partido Liberal o viceversa.

Pues bien, en la actualidad evidenciamos cómo ha cambiado esta disputa e animadversión entre los miembros de los diferentes partidos. Se presenta un meretricio político, donde los “líderes” o aspirantes que enarbolaban las banderas de un partido o movimiento político sinvergüenza o desparpajo empuñan la de otro partido, contrario al pensamiento, doctrina o ideales del que fungió como representante u ostentó una dignidad.

Es muy común encontrar cómo un conservador recalcitrante, que en vieja data llamaban “godo” por sus ideas, pretenda ahora conquistar el apoyo y voto de los liberales “cachiporros” o inversamente, sin que medien postulados o propuestas que propicien un punto de encuentro, demostrando de esta manera la prevalencia de unos intereses particulares mas no los de la colectividad.

Pero esto no solo les incumbe a los votantes o candidatos, por el contrario es inculcado, patrocinado y afianzado por los partidos políticos, que olvidándose de sus principios y el fortalecimiento de programático de su colectividad, sobreponen los intereses electorales para demostrar al final de cada ejercicio democrático una cantidad significativa de escaños en concejos, asambleas, gobernaciones y alcaldías.

Los mecanismos de escogencia de candidatos en los diferentes partidos son amañados, oportunistas y sin reglas claras, cuando deberían ser transparentes y democráticos. En muchas regiones esto se presta para que los gamonales, castas o familias políticas de manera dictatorial funjan como candidato o candidatos de su colectividad a personas que no representan sus postulados, impulsando con esto la indisciplina, atentando con la unidad y coherencia política.

Es por ello que la credibilidad de los partidos está más desgastada y deteriorada, y que a pesar del esfuerzo en legislar para contribuir y lograr el fortalecimiento de los partidos, esto ha sido un completo fracaso. Ahora reina el transfuguismo, la falta de identidad política y hace carrera la recolección de firmas. Lastimosamente, los trámites y requisitos para este procedimiento lo hacen dispendioso y costoso, obligando en últimas a los comités que optaron por esta opción a buscar un partido que los avale.

Es hora de una vez por todas de implementar la reforma política, que los partidos realmente adopten reglas, se organicen y funcionen como debe ser. Así mismo, que se establezca un verdadero sistema de identificación y registro que permita establecer la militancia o pertenencia a esa organización política, que permita castigar la doble militancia. Solo así podemos pensar el resurgir y fortalecimiento de los partidos, de lo contrario los estaríamos condenando a su decadencia y desaparición.

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

-Publicidad-
0
610

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus