Un golpe a la mesa

"Es hora de que como ciudadanos nos empecemos a organizar y entendamos que la política es algo demasiado serio para dejarlo en manos de los políticos"

Por: Cristian Halaby F
junio 22, 2021
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
Un golpe a la mesa

Estamos a un año de unas nuevas elecciones al Congreso y a la Presidencia de la República. Estamos viviendo uno de los momentos más complejos de nuestra historia. Una bomba de tiempo instalada desde el mismo día de la desintegración de la Gran Colombia por la pelea de Santander con Bolívar y que solo ha venido alimentándose a través de los años por un sistema no incluyente, que no está diseñado para generar oportunidades y para mantener el statu quo y la representación política en algunos pocos. Una bomba de tiempo alimentada por una política para los políticos, por el clientelismo y los favores entre favorecidos.

Una política excluyente irreformable por intereses propios como lo demuestran múltiples intentos fallidos en la historia reciente como el referendo del 2001 o la Consulta Anticorrupción de 2016, en las cuales los promotores de la primera hundieron la segunda y los de la segunda hundieron la primera algo que solo se puede explicar en los réditos políticos de no permitir el triunfo de otro, aunque uno mismo salga perdiendo. Una política que no está centrada en lo que debería estar, la gente del común, el constituyente primario sino en la consecución de un negocio personal y familiar para los empleados públicos de elección popular y libre designación donde ya no es importante servir, sino ganar.

En fin, una bomba de tiempo que está a punto de estallar un poco antes de tiempo con el detonante del COVID-19. Sin embargo, aun sin este fenómeno el reloj estaba corriendo, los incrementos en el tamaño del estado a lo largo de los años, generando más burocracia y clientelismo a la par de la desindustrialización del país a través de impuestos regresivos, regulaciones, tramitología y falta de política pública incluyente tienen el país condenado a un estallido social. El contrato social entre Estado y sociedad se está muriendo por muchos motivos y se va llegando la hora de que los colombianos que han mantenido el estado como constituyentes primarios de la economía y la vida empiecen a sacudirse y a pensar en el país en que quieren vivir.

¿Queremos un país todos los días más pobre y con menos oportunidades o queremos un país que se desarrolla a pasos agigantados y genera oportunidades de surgir para todos? ¿Queremos un país excluyente dividido entre colectores de votos exclusivos y votantes lejanos o uno que se construya de forma colectiva? ¿Queremos un país que se estanca socialmente o uno que apoya y facilita el crecimiento ideológico, personal, social y empresarial? ¿Queremos seguir sumidos en la violencia verbal y física o queremos finalmente después de 200 años tener una convivencia que busca el bien común del avance y el trabajo? ¿Queremos seguir renovando cada cuatro años el juego político de bueno y malo que tenemos desde la fundación de la patria o finalmente nos vamos a despertar y vamos a dejar de ser la Patria Boba?

Estoy casi seguro que la gran mayoría de los colombianos corriente, trabajadores, pensionados, amas de casa, desempleados e informales desean un país de oportunidades y estas no se darán en manos de los mismos que llevan años gobernando. Es hora de que como ciudadanos nos empecemos a organizar y entendamos que “la política es algo demasiado serio para dejarlo en manos de los políticos”.

-.
0
500
Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
En redes
VIDEO: El golazo de Muriel que salvó al Atalanta de un empate en la Champions

VIDEO: El golazo de Muriel que salvó al Atalanta de un empate en la Champions

Cuando viajar en Turkish Airlines se vuelve una pesadilla

Cuando viajar en Turkish Airlines se vuelve una pesadilla

Nota Ciudadana
¡La culpa no es del carriel!

¡La culpa no es del carriel!

Nota Ciudadana
Elif, la nueva Padres e Hijos

Elif, la nueva Padres e Hijos