Recuperemos la confianza: el número ganador es 55/86

¿Cómo volver a creer en la política?, ¿cómo volver a creer en lo electoral? Acá una propuesta para cambiar el Congreso de la República

Por: Juan David Roldán Álvarez
enero 28, 2021
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2orillas.
Recuperemos la confianza: el número ganador es 55/86
Foto: Las2orillas

Entiendo que hablar de confianzas en nuestra sociedad resulta muy increíble. Hemos sido formados (o más bien deformados) en ver y sentir al otro/a como un competidor, como un potencial riesgo, o enemigo/a. También es cierto que hay muchas razones para desconfiar de todas aquellas personas que nos proponen cambios y transformaciones de fondo. Y cuando hablamos de la política y, lo electoral sí que se nos multiplican las desconfianzas (si no, véase dónde hemos terminado en Colombia por confiar en quienes hace un par de años atrás nos prometieron menos impuestos y más salario mínimo).

Lo cierto es que hoy tenemos más impuestos a la canasta familiar, menos impuestos para los ultraricos, más impuestos para las pymes y un salario mínimo miserable. Es decir, se está profundizando la crisis socioeconómica. Lo particular de este momento de crisis económica y social que estamos atravesando (la peor crisis de los últimos 50 años, todo con el agravante de la pandemia), es que necesitamos encontrar una salida confiable; es urgente creer y crear una posibilidad de cambio que dignifique la vida de las grandes mayorías de Colombia. Lo particular es que el cambio requiere recuperar la confianza en nosotros/as, en la política como la actividad que garantiza la vida y los derechos de todos los seres humanos (esta es una decisión difícil, porque solo la política y las decisiones políticas que tomemos podrán darnos la posibilidad de un cambio justo, la política queramos o no; nos afecta en todos los aspectos de nuestras vidas).

¿Cómo volver a creer en la política?, ¿cómo volver a creer en lo electoral?, ¿por qué? Intentemos aproximarnos a estas preguntas. La política rige nuestras vidas, por ende nosotros/as somos actores políticos con las decisiones que tomamos todos los días (tenemos poder, aunque no lo creamos, ni lo sintamos). Hay que recuperar la confianza, pero no en la política de siempre (politiqueros que en realidad son negociantes para sus intereses personales); hay que trabajar por crear la política de la confianza, de la decencia (eso se construye con nuevos perfiles y liderazgos que tengan credibilidad, gente que no esté untada con los políticos de siempre).

En lo electoral se da la posibilidad de hacer efectiva una parte de nuestro poder como protagonistas determinantes dentro de la democracia (podemos aportar para el cambio y renovación de la política). Creer y crear en lo electoral, pero con los/as políticos de la decencia; apoyando hombres y mujeres que busquen el bien común para los/as colombianos, además, participando cuidamos nuestro voto y confrontamos a los corruptos (no sea que nos pongan a votar, sin haber votado, no sea que quieran comprar nuestro voto). Es una obligación moral unirnos, porque el futuro se perfila de manera siniestra. Debemos trabajar por la vida y dejar atrás la política de la muerte. Valga decir que la política de la decencia y la confianza no está fundamentada en fórmulas mágicas y promesas fantasiosas. La política de la decencia es la política de la realidad, de la confianza en el ser humano que ama la vida, de la posibilidad de cambio cierta, realizable (porque plata para hacer los cambios hay, solo que está mal distribuida, por eso; ¡qué hablen los hechos!).

Por eso para que se vean los hechos de la política de la decencia, para apreciar los hechos de bien común para todos/as: necesitamos ganar. Y el número ganador es 55/86. Mínimo 55 senadores decentes y 86 representantes a la Cámara decentes y confiables (con estos números cambiamos el Congreso de Colombia). He aquí la importancia de perfilar personas que sean dignas de la política de la decencia. Permítaseme sugerir el cómo encontrar estos perfiles para la política de la decencia. Hay muchos líderes y lideresas que llevan un buen tiempo luchando por justas causas en nuestros territorios, este es un buen punto de partida para darle crédito a la trayectoria de personas que podrían representar la política de la decencia.

Hay gente decente haciendo trabajo comunitario, lideresas defensoras del medio ambiente y los ríos, en el sector religioso tenemos personas decentes, intelectuales decentes son necesarios para el cambio de la política, defensores de los derechos laborales, líderes campesinos que han defendido su derecho a la tierra y producción, emprendedores y trabajadores independientes honestos, gente que viene dando la batalla denunciando las injusticias vía redes sociales (solo por mencionar algunos/as). En fin, tenemos mucha gente con ética de decencia para darle la vuelta a la política en Colombia, lo urgente es unirnos.

Pero la unidad pasa por la credibilidad. Por esta razón debemos crear un método para hacerle seguimiento a la trayectoria, propuestas y perfiles de aquellas personas que postularemos a la nueva política de la decencia y la confianza. Se ha hablado de crear una página web de fácil acceso donde los/as aspirantes anexen su trayectoria, perfil y sea un primer escenario o, medio de comunicación a través del cual le rindan cuentas a la ciudadanía y, se cree un canal de comunicación recíproca y fluida entre candidatos/as y posibles electores. Es esta una propuesta y posibilidad (dentro tantas) que nos permitiría acercarnos a los hombres y mujeres que tendrían la responsabilidad de renovar a Colombia con la práctica de la política de la decencia y la confianza.

Sé que quedan muchas preguntas y curiosidades sobre quiénes específicamente serían esas personas (y el por qué tienen unas cualidades favorables para este proyecto). Me propongo a continuar escribiendo una serie de columnas; donde de manera atrevida (pretenciosa, o algunos/as podrán decir que lambona) hablaré de nombres propios y, la trayectoria de personas que considero pueden aportar en esta gran tarea de vacunar la política de Colombia con una dosis de decencia y confianza indoblegable.

-.
0
400
Las poderosas mujeres que rodean al alcalde Jorge Iván Ospina

Las poderosas mujeres que rodean al alcalde Jorge Iván Ospina

Bogotá le perdonó casarse con un condenado: la resurrección de Viena Ruiz como la reina de las rumbas

Bogotá le perdonó casarse con un condenado: la resurrección de Viena Ruiz como la reina de las rumbas

Así aprenden chino los niños de los barrios más pobres de Bogotá

Así aprenden chino los niños de los barrios más pobres de Bogotá

El poderoso Flower Rojas la mano turbia de Jorge Iván Ospina en el concejo de Cali

El poderoso Flower Rojas la mano turbia de Jorge Iván Ospina en el concejo de Cali

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus