Opinión

Las vidas que destruirán Camilo y Evaluna por culpa de su empalagoso amor

De manera irresponsable la pareja más cursi de Latinoamérica hace una apología del crimen de traer vida a este mundo. ¿Cuántos pobres seguirán su ejemplo?

Por:
octubre 14, 2021
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
Las vidas que destruirán Camilo y Evaluna por culpa de su empalagoso amor
La gente se aburrirá de ver a este par de bobos escupir su felicidad a los cuatro vientos

Juan Pablo II, el idolatrado papa, cometió una infamia: decir en una gira africana a mediados de los años ochenta, que el sexo debería hacerse sin condón para permitirle a Dios disfrutar del “festín de la vida”. El resultado no pudo ser peor: no sólo se disparó el sida, sino que hubo una explosión demográfica que causó hambrunas, enfermedades, hacinamientos y el fin de cualquier tipo de esperanza en ese continente

Los espejos y la cópula son abominables porque perpetúan la especie, decía uno de los sabios de Tlon y vaya si es cierto. ¿Con qué derecho usted, simple lector, asume ser lo suficientemente bueno como para reproducirse? Gracias a los medios de comunicación Camilo Echeverry fue ascendido a sus 18 años a la categoría de maestro. Todos quisiéramos tener un manager como el que tiene ese muchacho, capaz de convencer a la masa descerebrada de que se es un genio siendo un mediocre. Camilo no canta, compone con la profundidad que puede tener un niño de trece años con problemas de aprendizaje y ha hecho de la cursilería, del mal gusto sentimental, una máquina de hacer dinero.

________________________________________________________________________________

Camilo no es un cantante, es un negociante, y de los hábiles, un genio sin corazón capaz de monetizar algo tan íntimo hasta la prueba de embarazo de su novia

________________________________________________________________________________

Camilo no es un cantante, es un negociante, y de los hábiles, un genio sin corazón capaz de monetizar algo tan íntimo como es la prueba de embarazo de su novia. En redes sociales el muchacho del mostacho nietzcheano ha publicado hasta las vomitadas de Evaluna y así estará durante los nueve meses que dure su embarazo, componiendo más de sus horrendas canciones y, lo más grave, convenciendo a más de un pelado pobre, que no tiene ni siquiera como mantenerse él mismo, que no hay nada más bello que ser padre. Cientos de miles de adolescentes, llorando por ese esperpento de canción en donde promueven la reproducción, lo harán sin condón y esperarán alborozados la bendición esa que chilla en la noche, necesita pañales, nestúm y atención. Tanto el niño como los padres no tendrán oportunidades en esta tierra.

Promover en este mundo dominado por las fuerzas de satán la reproducción es un crimen que debería ser penalizado con la muerte. ¿Cuántas vidas no se van a destruir con su infamia? ¿Cuántos niños sin futuro poblarán esta tierra inspirados en su acto de amor? Camilo y Evaluna son hijos de una sociedad posliteraria. Cristianos fanáticos, para ellos cualquier tipo de control de natalidad debe ser una blasfemia. Ellos pueden permitirse, con la plata que ganan, tener, si así lo desean, una prole de peladitos. Evaluna está obligada, por su religión, a destruir su cuerpo a punta de traer bendiciones a este martirizado planeta. Allá cada quien con sus aberraciones. Pero promover la natalidad en un continente que intenta salir infructuosamente de la crisis que generó la pandemia, que generan gobernantes corruptos, es criminal. Lo grave es que Camilo y Evaluna son los verdaderos referentes de los muchachos. Van a ver, se acordarán de mí. Las noviecitas querrán tener una barriguita como la de ella. No importa el maltrato que reciban de su pareja, lo infelices y pobres que serán. El embarazo les dará distinción, los acercarán a sus ídolos. No habrá semáforos suficientes en el mundo para que niños descalzos y sin pañales pidan limosna junto a sus padres en unos cuantos años.

Ellos no lo verán, por supuesto. Desde su isla no se ve el mundo. De pronto en un año la farsa se haga pública y se descubra que nunca se quisieron, que todo fue una estrategia para establecer una marca. La gente, con sus vidas infernales, se aburrirá de ver a este par de bobos escupir su felicidad a los cuatro vientos. Igual el daño ya está hecho, las vidas ya están en camino y serán millones. Nunca lo imaginamos pero el Armagedón no llegó del espacio en forma de meteorito sino que lo crearon una pareja de peladitos insoportablemente cursis y cristianos, capaces de crear una canción que tiene la capacidad de reproducir la especie. Hasta en los mares flotarán los niños.

 

-.
0
160600
Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
La traición de Uribe al Centro Democrático

La traición de Uribe al Centro Democrático

¿Por qué son tan despreciables los rolos?

¿Por qué son tan despreciables los rolos?

Caracol y RCN: las plagas que nos dejaron Ardila Lülle y Santo Domingo

Caracol y RCN: las plagas que nos dejaron Ardila Lülle y Santo Domingo

¿Entonces el trago y la marihuana hicieron más fuerte a Martin de Francisco?

¿Entonces el trago y la marihuana hicieron más fuerte a Martin de Francisco?

La falta que le hace a Coronell la marca Semana

La falta que le hace a Coronell la marca Semana

La razón por la que Alejandro Gaviria no es rival para Uribe

La razón por la que Alejandro Gaviria no es rival para Uribe

El vallenato más bello del mundo

El vallenato más bello del mundo

El dolor que tenemos porque Metallica se tome en serio a J Balvin

El dolor que tenemos porque Metallica se tome en serio a J Balvin