La lavada de manos del centro comercial Andino con los sobrevivientes del atentado

Pilar Moreno, quien perdió su pierna, sigue en la Clínica del Country a la espera de una prótesis; mientras, el centro comercial no responde con indemnizaciones

Por:
agosto 08, 2017
La lavada de manos del centro comercial Andino con los sobrevivientes del atentado

Cuando Roberto Velásquez escuchó la bomba que estalló en el baño del Centro Comercial Andino, se le vino a la mente la imagen de su esposa Aura García, a quien dio por muerta. La señora de 61 años había entrado apenas unos minutos antes de la explosión. Roberto esperó unos segundos mientas se recuperaba de la impresión y entró. Todo eran gritos y confusión. Aura estaba en shock. No solo había recibido un golpe en un pie que le impedía caminar y los oídos le sangraban, sino que no podía quitar su mirada de Pilar Moreno, una joven que se revolcaba en el piso del dolor. Su pierna era un amasijo de huesos rotos y carne viva. Roberto sacó las fuerzas que le quedaban a sus 76 años y logró retirar a Aura.

El atentado dejó tres muertos y nueve heridos. Don Roberto y Aura tuvieron suerte. No solo resultaron ilesos sino que, aparte de un leve zumbido en los oídos, no recibieron más golpes.

Pilar Moreno no puede decir lo mismo. Perdió su pierna y dos meses después del atentado continúa en la Clínica Country a la espera de poder acceder a una prótesis y recuperar algo de movilidad. Ha estado bien atendida no solo allí, sino en el Hospital Militar y de la respuesta de Medicina Legal, Defensoría del pueblo, Fiscalía, el Ministerio de Salud, la Cruz Rojas, tampoco puede quejarse. En cambio el Centro Comercial Andino se ha desentendido de su situación. No han llamado sino una vez.

Pareciera una estrategia para no crear relaciones y evitar recibir presiones solicitando una indemnización que no piensan dar.

Yuri Céspedes, una mujer de 54 años, también estaba en el baño ese día. La explosión hizo que perdiera la audición. Trató de volver a su trabajo cuidando ancianos pero fue inútil. Ya sorda resultaba inútil para su labor.

Rodolfo Velásquez, el hijo de Roberto y Aura, es quien ha liderado los reclamos de las víctimas. Este publicista de 32 años es consciente que el Centro Comercial no tendría ninguna obligación legal para con las víctimas. Lo que si lo sorprende es que en mes y medio no haya un mínimo acercamiento del Centro Comercial más importante de Colombia para con las nueve víctimas. Los casos de Yuri Céspedes y Pilar Moreno no son los únicos. Ingrid Margarita Ramírez, tiene una esquirla en su pierna, requiere mayor atención médica y todas las víctimas quedaron con las siguientes dolencias: tinnitus, hipoacusia, dolores de cabeza y estrés postraumático.

El Centro Andino ha negado lo anterior y ha dicho que ellos no solo han llamado a los nueve sobrevivientes sino que los ha visitado personalmente.

El próximo domingo 13 de agosto se verán la cara por fin los nueve sobrevivientes con los administradores del Centro Comercial Andino. A una hora insólita: entre las 10:00 p.m. y 5:00 a.m. Según la Fiscalía por ser la única hora en que tienen disponibilidad los empleados del Andino por sus obligaciones en la atención al público. Hasta el momento no se ha podido avanzar en la reconstrucción de la escena del crimen y la investigación no ha ido más allá de los primeros señalamientos.

-.
0
15742
Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
Nota Ciudadana
Creado el pánico nacional, habrá salvadores supremos

Creado el pánico nacional, habrá salvadores supremos

La rabia de Estudiantes de Derecho de la Nacional con el Fiscalía por tratarlos de guerrilleros

La rabia de Estudiantes de Derecho de la Nacional con el Fiscalía por tratarlos de guerrilleros

Historia del falso positivo  que tuvo al estudiante Mateo Gutiérrez 622 días detenido

Historia del falso positivo que tuvo al estudiante Mateo Gutiérrez 622 días detenido

La pifia de la Fiscalía en el caso del Centro Comercial Andino

La pifia de la Fiscalía en el caso del Centro Comercial Andino