Estamos Listas, el movimiento político de mujeres que quiere hacer historia en Medellín

Con la entrega de 42 mil firmas ante la Registraduría asestan el primer gran golpe de opinión en el camino por el Concejo de Medellín

Por: Fredy Alexánder Chaverra Colorado
junio 11, 2019
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
Estamos Listas, el movimiento político de mujeres que quiere hacer historia en Medellín
Foto: Twitter @Estamos_Listas

El listado de las “mujeres de la pañoleta morada” se suma al de Independiente (Daniel Quintero) y el de Todos Juntos (Juan David Valderrama) como los listados cívicos que competirán con las estructuras del Centro Democrático y los partidos tradicionales en la carrera por ocupar la mayor cantidad de curules en el Concejo de la ciudad.

Estamos Listas surgió como una iniciativa de un grupo de mujeres de reconocido liderazgo social en Medellín; cansadas de que las mujeres fueran tildadas como “relleno” en los listados y con la apuesta clara de gobernar y no simplemente ser la “cuota” de un grupo o partido político. El movimiento político de mujeres pretende llegar al concejo para promover una agenda de ciudad incluyente, social y participativa. A pesar que es un grupo significativo de ciudadanos cuenta con 2.039 afiliadas que se agrupan en círculos de confianza (las unidades básicas del movimiento) y que eligieron a través de una elección por internet (en una interesante propuesta de democracia digital) a los integrantes de su lista al concejo, catorce mujeres y seis hombres (así se cumple en este caso con la cuota de género) que buscarán ser la sorpresa electoral el próximo 27 de octubre.

Para ingresar al menos un escaño en el concejo, Estamos Listas necesitará cerca de 26.000 votos (la última concejal que ingresó en 2015 lo logró sobre los 23 mil votos de su listado) y competir contra las maquinarias locales de los sectores políticos más tradicionales (con una fuerte red de apoyo desde las Juntas Administradoras Locales) que en la práctica tienen atornillados a concejales que van cumpliendo las dos décadas sin perder, entre ellos, Fabio Rivera, Aura Marleny Arcila y Bernardo Alejandro Guerra del partido Liberal y Álvaro Múnera Builes del Conservador (en el concejo desde 1998). Asimismo, la falta de un candidato propio a la alcaldía (al menos por el momento) les podría restar protagonismo en una plaza de opinión donde el debate de los candidatos a la alcaldía resulta importante para impulsar o posicionar los listados en el último tramo de la campaña. Ya es un logro que con más de 2.000 voluntarias repartidas en toda la ciudad y en apenas 7 semanas hayan logrado casi triplicar la cantidad de firmas que exige la ley para avalar un listado al concejo (15 mil firmas). Ahora, el mayor reto recae en convertir esos apoyos en votos efectivos. Algo que no siempre pasa ya que el nivel de movilidad electoral entre la firma y el voto no resulta del todo equivalente.

Aunque la campaña apenas calienta motores y es muy pronto para hacer conjeturas, Estamos Listas ya está sentando un precedente en la historia electoral del país porque su conformación a partir de los círculos de confianza; la implementación de prácticas de democracia digital; el impulso de la lista cerrada como estrategia para posicionar el listado y cohesionar los liderazgo internos; y, la construcción simbólica a partir del color morado y la búha sabia que desciende sobre la ciudad, son aspectos que resultan muy novedosos para un grupo significativo de ciudadanos. Por lo general, los grupos significativos no pasan de ser plataformas electorales sin mayor vocación de permanencia o la estrategia electoral que utilizan los políticos partidistas para hacer campaña anticipada. Estamos Listas no es un grupo significativo habitual ya que tiene más pinta en su estructura interna de protopartido en ciernes con una agenda programática de mediano y largo plazo. Si las mujeres logran llegar al concejo y no pierden el impulso podrían aspirar al Congreso en 2022 y convertir el movimiento en un partido (superando el 3% de la votación válida en la elección al Senado). Algo que les permitiría trascender a lo nacional y avalar candidatas en todo el país. Por el momento, deberán trabajar muy duro para que la búha sabia logre descender primero sobre Medellín.

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

-.
0
949

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
En redes
El machismo de Daniel Quintero desmorona su coalición en Medellín

El machismo de Daniel Quintero desmorona su coalición en Medellín

Nota Ciudadana
La irrespetuosa burla del secretario de Gobierno de Medellín a Estamos Listas

La irrespetuosa burla del secretario de Gobierno de Medellín a Estamos Listas