Opinión

Duque parece el mejor candidato, pero…

El candidato Duque no se ve fanatizado, ni furibizado, ni falto de liderazgo, pero la mayoría de Colombia reflexiona sobre ‘dime con quién andas y te diré quién eres’

Por:
Junio 13, 2018
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
Duque parece el mejor candidato, pero…
Con toda la clase política con su clientelismo, corrupción y “mermelada” al lado del candidato, no extraña que se abra tanto espacio al debate sobre el voto en blanco. Foto: EFE

No se puede negar que la imagen de Duque como candidato ha logrado sobreponerse a la mayoría de las objeciones que se le ponían.

A pesar de sus amenazas de ‘ajustes a los acuerdos de paz’ o de las propuestas de ‘unificar las cortes’, no se ve fanatizado; ni furibizado; ni impreparado; ni falto de liderazgo.

Como candidato lleva una excelente labor, y no es imposible que de llegar a Presidente suceda algo similar.

Pero:

Lo que no lo favorece es lo que dice la sabiduría popular a través de los refranes.

Petro le repetiria: ‘más vale solo que mal acompañado’.

Los defensores de Petro apoyarían con ‘más vale malo conocido que bueno por conocer’.

Pero sobre todo en este momento la mayoría de Colombia reflexiona sobre ‘Dime con quién andas y te diré quién eres’.

Por supuesto los antiuribistas tienen presente e insisten en que el expresidente Uribe lo que representa es un prontuario criminal pendiente de concretarse en varios de los 276 juicios que se tramitan en la Fiscalía por sus épocas de gobernador o en la Comisión de Acusaciones por su tránsito como primer mandatario.

Pero también, como ni la mayoría que votó por el No en el plebiscito eran todos seguidores de Uribe; ni todos los votos emitidos por Duque en la primera vuelta eran simplemente obedeciendo a ‘el que diga Uribe’; y como los ‘uribistas puros’ se supone que votaron por el Centro Democrático contándose como algo cerca de dos millones de votos, es de presumir que por lo menos muy buena parte de quienes dicen que votarán o votarían por Duque hoy tienen razones para pensar en ese ‘dime con quién andas… ’

Y por supuesto en algo parecido deben estar los 4.5 millones de votantes por Fajardo.

 

Algunos liberales que hasta las ultimas elecciones
reconocían la espuria ‘Dirección’ de Gaviria
también se alejarán (tipo Cristo o Luis Ernesto Gómez)

 

Y no es la adhesión de Gaviria la que debe atraer a los verdaderos liberales que ya estaban en contra de ese expresidente, y posiblemente algunos que hasta las ultimas elecciones reconocían su espuria ‘Dirección’ también se alejarán (tipo Cristo o Luis Ernesto Gómez).

Tampoco atraerá mucho adeptos la presencia de Andrés Pastrana, en este caso no por cuestionamientos ‘éticos’ sino más por sus incapacidades; por algo es con Gaviria el presidente con más rechazo por parte de la población.

Otros como Ordóñez asustan a quienes les parece que un fanatismo como el que mostró siendo Procurador podría ser temible como consejero y más si de verdad sería propuesto como Fiscal.

Pero más hace pensar lo que llevó a lo que se considera el punto de quiebre de la política colombiana, como fue el rechazo total a la clase política y sus características de clientelista, de corrupción y de adictos a la ‘mermelada’, cuando todo ese gremio se encuentra hoy ‘andando’ al lado del candidato.

No es de extrañar que se abra tanto espacio al debate sobre el sentido del voto en blanco.

Pero al respecto es interesante revisar cómo se llegó a la situación actual.

La norma nació en la Constitución para que se pueda manifestar el inconformismo con los candidatos que se presentan. Su importancia en las elecciones parlamentarias es que la lista que no alcance el umbral no puede presentarse a las siguientes elecciones (como le sucede al Partido Liberal). Tratándose de elecciones unipersonales para un solo cargo tiene sentido el eventual rechazo al abanico de candidatos que se presentan.

La Reforma mediante Acto Legislativo cambió el texto original de ‘mayoría absoluta’ por el de ‘mayoría’ lo cual motivó al expresidente de la Corte Constitucional Jorge Arango Mejía a instaurar una Acción Popular para que se respetara el sentido de mayoría como ‘mayoría simple o relativa’ puesto fue el cambio que se introdujo. Lo demandado fue la interpretación propuesta según la cual ‘mayoría’ no se entiende como en el uso general del lenguaje y como lo define el diccionario de la lengua -es decir cuando es mayor a cada una de las opciones que se presentan-, sino se debería entender como mayoría absoluta -es decir, la mitad más uno, mayor al total de las otras opciones sumadas-.

La Corte no corrigió, sino amplió esta interpretación, y, no siendo suficiente el haber subido el umbral, lo que supone contradecir la lógica de que si el voto en blanco gana quiere decir que el electorado -Constituyente Primario- no escogió ninguno de los candidatos, amplió su interpretación al texto donde menciona su aplicación para la primera vuelta de las presidenciales, eliminando la posibilidad de que tuviera alguna incidencia en el resultado de la segunda vuelta, aunque su presencia fuera tan grande que superara la suma de todos los aspirantes al cargo.

Pero aun así la relevancia de la votación en blanco existe, pues, en caso de ser suficientemente numerosa, podría darse que ninguno de los dos finalistas alcance la mayoría absoluta de lo votado, caso en el cual quedaría manifiesto que el elegido representaría un gobierno de minorías con respaldo de menos del 50 % de los electores (ahora probablemente equivaldría a menos de 8 millones de votos). Esto reforzaría el problema implícito en las dimensiones de nuestra abstención pues acabaríamos en mandatos otorgados por apenas algo del orden del 20 % de los colombianos. Y la historia del mundo enseña que los gobiernos de minorías inevitablemente acuden a decisiones autoritarias y no consensuales.

Publicidad
0
3866
Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus

Otras Columnas de Juan Manuel López

Inquietudes cósmicas

Inquietudes cósmicas

¿Cuál Partido Liberal?

¿Cuál Partido Liberal?

¿Qué debe rectificar Petro de lo que dijo de Álvaro Uribe?

¿Qué debe rectificar Petro de lo que dijo de Álvaro Uribe?

El país de ‘aunque usted no lo crea’

El país de ‘aunque usted no lo crea’

La política en Colombia es la capacidad de manipular emocionalmente a las masas

La política en Colombia es la capacidad de manipular emocionalmente a las masas

No es lo mismo perseguir a los corruptos que atacar la corrupción

No es lo mismo perseguir a los corruptos que atacar la corrupción

¿Qué se ganó y qué se perdió con la Consulta Anticorrupción?

¿Qué se ganó y qué se perdió con la Consulta Anticorrupción?

¡¡Uyy, qué susto!!… Uribe, Gaviria y Pastrana juntos

¡¡Uyy, qué susto!!… Uribe, Gaviria y Pastrana juntos