¿Cómo sé si me ama o me quiere violar?

Las dudas se convierten en miedo y en el tema de violencia sexual, los interrogantes abundan, especialmente entre las mujeres

Por: Jessika Molina Jimenez
Julio 10, 2019
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
¿Cómo sé si me ama o me quiere violar?

La falta de información sobre violación o la sexualidad en Cali ha llegado a revictimizar a niñas y mujeres, creándoles dudas sobre qué es un abuso y qué no. Esto ha llevado a normalizar una serie de situaciones en las que las víctimas no saben que están siendo abusadas.

Un grupo de alumnas del grados sexto de un colegio del norte en Cali se encontraba en un pasillo. Comían su refrigerio de las 4:00 p.m. y aprovechando esa situación, decidieron capar clase, pues les parecía muy aburrido y lo que estaban hablando era más interesante. Entre esa charla, Laura preguntó: “¿Cómo sé si me aman o me quieren violar? A veces el chico que a uno le gusta lo convence diciéndole cosas muy lindas y creo que puedo estar confundida con sus intenciones”. Ahí Erika se suma a la duda de su compañera y responde: “Pues mi madre me ha dicho que violación sexual es cuando te quitan la virginidad sin que tú lo hayas permitido, pero que de ahí en adelante si no eres virgen pues no sería violación, ¿o sí?”.

Laura seguía preguntando: “¿Cuándo sé que me abusan? ¿Si le contara a alguien no me traicionarían?”. Isabela solo las escuchaba, hasta que al finalizar su conversa terminó diciendo: “Pues muchas cosas de esas son normales, a mí me ha pasado, como que se acercan al oído y me dicen cosas o me rastrillan. También un día un viejito me tocó la vagina, pero mi familia solo se la pasó diciéndome cosas como ¡ignóralo!, ¡sal corriendo y ya, olvídalo”.

Es así como estas niñas tienen muchas dudas frente a este tema, pero difícilmente encontrarían las respuestas por parte de sus más cercanos, por los estigmas que hay alrededor de este tema. Es por ello que Carolina Cediel, coordinadora del equipo de atención a mujeres víctimas basadas en género, desde la modalidad día, de Cali, dice que en la mayoría de los casos las niñas no caen en cuenta de que están siendo violadas. Por ejemplo, establece que la violación más común se da por medio de su cónyuge, pareja o novio, porque creen que ellas están en la obligación de hacerlo y como se encuentran invisibles ante la sociedad tienden a normalizarlo.

“El gran porcentaje de mujeres que viven violencia sexual en su casa, voy a hablar de Cali, es del 90%. Violencia muy pocas veces denunciada porque tiene un estigma por el sistema social patriarcal que moviliza a que las mujeres piensen que somos cuerpo de otros”. Adicionalmente, señala que, con respecto a la educación que se brindan a las niñas y adolescentes en el marco de la educación de salud sexual y reproductiva, sí se está dando en algunos colegios, porque la ley 1257 que avala a las mujeres en el capítulo IV del Art, 11 habla sobre las medidas educativas y establece que debe haber una formación en ello. Sin embargo, según Cediel, lastimosamente no se está dando en algunas instituciones como debería.

Por ello menciona que “pueden dar la educación, pero si no la dan con un enfoque de género, el aprendizaje va ser el mismo, en donde se justifican las violencias. Además, el no reconocimiento, falta de aprendizaje en la ley, la cultura asume la violencia es desde la penetración, pero existen de muchísimos tipos de violencia sexual: el oler, el ver, el toqueteo, el manoseo son otras formas. No hay necesidad de la penetración”.

A pesar de ello, Cediel no generaliza esta versión, porque también dice que está haciendo algo para mejorarlo. “Sin embargo, en la Secretaría de Educación ya hay un equipo, no muy grande, pero es sobre género. Ellos han dedicado esfuerzo para hacer formación a docentes sobre el enfoque de género en la educación sexual”. A partir de esta iniciativa se han visto buenos resultados y disminución en la misma.

Aun así, pese a las acciones que se han tomado con respecto a la formación, las cifras de denuncias sobre abuso sexual son las que han alarmado a la sociedad, pues según la Secretaría de Salud, en su recién estadística de Sivigila, obtenida el 31 de marzo de este año, “la violencia sexual va en un (44%), que incluye abuso sexual, violación, acoso sexual y otros actos sexuales”. Respectivamente, en el 2018 hubo 1924 denuncias de abuso sexual en la sociedad caleña, considerándose que en la mitad del 2019 van aproximadamente 627, una cantidad que si bien es baja, en comparación, no se sabe si es porque disminuyó la violencia o es el miedo a denunciar.

Por ello, Silvana Olivera Borja, coordinadora fiscal del Centro de Atención a Víctimas de Abuso Sexual (CAIVAS), ante este tema menciona: “Hay muchas mujeres y niños que han permanecido en el tiempo siendo vulnerables, siendo sometidos al abuso sexual, entonces puede ser por amenaza, intimidación, temor de que a la víctima no le vayan a creer. Por lo general cuando son menores de edad les van a decir ‘no, pues qué le va a creer a usted’ y si es adolescente la juzgan diciendo ‘es que lo provocó’. Entonces viene la manipulación, la diferencia de edad entre el agresor y la víctima, en donde este por lo general se presenta en el contexto familiar o conocido”.

Pese a todo esto y aunque se puedan dar a conocer los factores, consecuencias o demás situaciones sobre el abuso sexual en las niñas o mujeres, el desconocimiento, como lo han anunciado las anteriores fuentes, no solo es por normalizar el abuso o los tabúes, sino la razón que hace difícil el proceso de erradicar este tema. Es ahí cuando este tema deriva en dos nuevas incógnitas para la población caleña: ¿qué tan importante es reconocer a el abuso sexual desde todos los casos?, ¿se podría eliminar por completo?

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

-Publicidad-
0
1768

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
¿Kevin Roldán hace lo que quiere con la justicia colombiana?

¿Kevin Roldán hace lo que quiere con la justicia colombiana?

Nota Ciudadana
Violencia sexual en Colombia: lo que nos cuentan las cifras

Violencia sexual en Colombia: lo que nos cuentan las cifras

Marta Ordóñez, una batalladora contra violencia sexual llega al Palacio de Nariño

Marta Ordóñez, una batalladora contra violencia sexual llega al Palacio de Nariño

Nota Ciudadana
¿Castigo para el violador e impunidad para la violación?

¿Castigo para el violador e impunidad para la violación?