¡Oh! ¿Y ahora quién podrá defender al presidente Duque?

Luego de que la Cámara rechazara las objeciones a ley estatutaria de la JEP, podría intuirse que el gobierno no cuenta con el respaldo que creía

Por: Diana Carolina Abril Giraldo
abril 09, 2019
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
¡Oh! ¿Y ahora quién podrá defender al presidente Duque?
Foto: Las2orillas

“¡Oh! ¿Y ahora quién podrá defenderlo?”. Aunque la frase no es literal ni fue expresada abiertamente, sobresale ocasionalmente de forma palpable por parte del presidente Duque. En Colombia todos lo notan, pero mundialmente más. Hay que decir que pocas cosas asombran como la sombra de Uribe que rodea al gobierno actual y no “entre bastidores”, sino de frente y sin que nada importe.

Pues ahora las objeciones a la JEP del presidente Duque (o su mentor, no se sabe) se cayeron, por más influencia del Centro Democrático, de Uribe y de la otra mitad que votó por el no y que, por diferentes razones, nunca estuvo de acuerdo con el proceso de paz o con algunos puntos del acuerdo final (y eso es completamente válido). Esta vez nada de eso sirvió. No hubo las tan anunciadas ausencias, ni los más grandes influjos, ni el poder que ostentan los llamados “dueños del país”. Cabe aclarar que aún falta el estudio por parte del Senado (que será después de Semana Santa). Habrá que esperar.

Por otra parte, y como la mayoría sabe, estuvo de igual manera en polémica la respuesta al presidente Trump sobre las declaraciones que hizo el Centro Democrático a través de un comunicado El Centro Democrático rechaza las declaraciones del presidente Trump, donde respondió directamente el senador Uribe (en vez de Duque) y afirmó que el presidente Duque sí ha tomado decisiones para enfrentar el narcotráfico. Entre esas, menciona el decreto que ordenó el decomiso policivo de microtráfico y, además y como siempre, aprovechó para echarle la culpa al gobierno anterior. Craso error por parte del partido político de Duque y su “mentor”.

Con respecto al decreto reglamentario, antes de ese comunicado, no se observaban noticias por doquier por haber desmantelado ni a pequeños ni a grandes narcotraficantes y hasta días después de lo dicho por Trump empezaron a salir en los medios una que otra noticia. Aunque, por otro lado, existen estadísticas a diciembre de 2018 en un documento del Mindefensa de cada incautación de sustancias en los últimos años de drogas ilícitas. A pesar de ello, no se muestra de manera general el avance en la incautación del conjunto de drogas (cocaína, heroína y marihuana).

Así las cosas, de acuerdo con un corto análisis estadístico sobre la incautación de drogas ilícitas, de forma general, en vez de subir, ha bajado la incautación en 10 % del año 2018 con respecto a 2017 (ver documento), dichas cifras fueron extraídas del documento en cuestión (ver Logros de la Política de Defensa y Seguridad). Lo anterior no garantiza que el decreto (según estadísticas al 2018) haya funcionado. No obstante, habría que esperar las estadísticas de la incautación de drogas que se hagan en este año. Con eso y todo, como sucede con algunos policías y ciudadanos, opera lo que siempre ha existido y ha sido la solución para muchos en Colombia: el cohecho por dar u ofrecer. Si bien este es un delito tipificado en el Código Penal, tales comportamientos se pueden observar por todas partes y de manera desvergonzada.

Del mismo modo, con referencia a la famosa y tan reiterada alusión sobre que la culpa es del gobierno anterior, se puede decir que han pasado algo más de ocho meses y es evidente que ni Uribe ni sus seguidores leyeron nunca la parábola de La culpa es de la vaca, pues para muchos de ellos el gobierno anterior “todo” lo hizo mal y siempre tiene la culpa. Esa es y seguirá siendo el pretexto inacabable.

Adicional a lo anterior, lo más seguro es que el presidente Duque no haya leído o entendido Una carta García. Con base en ese corto texto, aprovecho para citar el siguiente aparte:

Y esta incapacidad para la acción independiente, esta estupidez moral, esta atrofia de la voluntad, esta mala gana para remover por sí mismo los obstáculos, es lo que retarda el bienestar colectivo de la sociedad. Y si los hombres no obran para su provecho personal, ¿qué pasará cuando el beneficio de su esfuerzo sea para todos? (Hubbard, s.f. p.2).

A fin de cuentas, existe una concordancia del texto de Elbert Hubbard con las reiteradas “no acciones” de Duque y las que faltan. A pesar de que últimamente estén saliendo algunos en su defensa y él a su vez esté saliendo un poco y sin la compañía de siempre.

Por ahora, llenarse de paciencia no es lo que debe hacerse, hay que contradecir cuando no se está de acuerdo con lo que se manifiesta públicamente, ya sea sin argumentos o con las acciones influenciadas o las inacciones.

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

-Publicidad-
0
1411

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
Serie de 'Narcos' inspira a Duque en su Economía Naranja

Serie de 'Narcos' inspira a Duque en su Economía Naranja

Nota Ciudadana
La maldad sin límites del Centro Democrático

La maldad sin límites del Centro Democrático

Nota Ciudadana
¿Qué tal un golpe blando para acabar con el (des)gobierno Uribe-Duque?

¿Qué tal un golpe blando para acabar con el (des)gobierno Uribe-Duque?

Nota Ciudadana
Centro Democrático, cuando la verdad vale nada

Centro Democrático, cuando la verdad vale nada