Opinión

Luis Carlos Galán y Rodrigo Lara no fueron revolucionarios

Cuatro décadas después entendemos que la manera de acabar con el negocio de la droga no era combatirla, sino legalizarla. Eso era lo revolucionario

Por:
agosto 28, 2021
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
Luis Carlos Galán y Rodrigo Lara no fueron revolucionarios
Galán y Lara fueron normópatas, cumplidores de la ley al punto de sacrificarse por ella, y se lo agradecemos

RECTIFICAR LA POLÍTICA NIXON 40 AÑOS DESPUÉS

Galán y Rodrigo Lara no querían pelear con los Estados Unidos de América, sabían perfectamente que de gozar de buenas relaciones con los norteamericanos, dependía el éxito de cualquier aspiración presidencial. No fueron revolucionarios, fueron normópatas, cumplidores de la ley al punto de sacrificarse por ella, y se lo agradecemos, pero 40 años después, entendemos que la manera adecuada de acabar con el negocio de la droga no era combatirla, sino legalizarla. Eso era lo revolucionario.

Ningún aspirante a la Presidencia de Colombia en casi cuatro décadas, ha osado revisar o desafiar la política Nixon para arruinar los carteles con la legalización de las drogas y dejar así sin propósito a la DEA -en este caso, el gato no existiría sin un ratón-; y estos programas multimillonarios, donde se benefician muchos intermediarios de la contratación, solo tienen sentido si la droga goza de la prohibición. Perseguir la droga, combatir la droga, también se ha convertido en un gran negocio. Pero eso tiene un daño colateral de enormes magnitudes: se encarece la droga, la gente que no tiene acceso a otros escapes, consume cualquier porquería como el bazuco o el paco, dejando efectos nocivos en la salud de nuestra sociedad. Demasiada sangre corre a costa de ese negocio nefasto y la producción de droga no merma, sino que aumenta exponencialmente y el precio tampoco desciende.

 

LA DROGA: ¿UN PROBLEMA SOCIAL? ¿UN PROBLEMA DE SALUD?

Sí, es cierto que el alcohol está asociado a la mayoría de riñas y una cifra importante de asesinatos en el país y en el mundo. La droga puede ser otro problema que se suma al del alcohol, pero hay drogas de drogas.

No hay riñas asociadas al consumo de marihuana, por ejemplo. De coca, imagino que sí, pero no hay estadísticas conocidas.

El bazuco, paralelamente, genera más inseguridad. Demasiados hurtos menores acontecen por el consumo de esta sustancia. Pero se consumiría menos, si otras drogas bajaran de precio al legalizarlas. Creo que el dinero que se invierte en la DEA, en fumigaciones, en erradicación manual, en planes antinarcóticos, en general, en la persecución para cumplir con la obsoleta política Nixon, podría ponerse al servicio de la prevención del consumo de algunas de estas sustancias, enseñando a diferenciarlas y a conocer sus efectos nocivos; en producir drogas que generen las mismas experiencias sin los efectos de psicosis, esquizofrenia o drogodependencia (como por ejemplo ha ocurrido con la producción de aceites de CBD a base de marihuana y sin THC); y en rehabilitar a los drogodependientes cuya salud física y mental se ha visto afectada por un consumo poco estudiado, en un medio de psicologías muy frágiles por ser una sociedad fragmentada, entretejida por familias disfuncionales, tal como afecta a los alcohólico-dependientes. Recordemos que el alcohol también sufrió su prohibición, cuando alcohol y drogas, han acompañado a la especie humana desde sus albores. El ser humano siempre se ha alcoholizado y siempre se ha drogado. Culturalmente, casi puedo afirmar, que somos una especie escapista e introspectiva. La prohibición solo atiza la muerte y el negocio de algunos. Les dejo este magnífico documental sobre la historia de las drogas y el consumo, que todos deberían revisar para darle un sí definitivo y consciente a la legalización:

 

 

 

2021. ENTRAMADO ACTUAL

Resulta demasiado curioso que Adriana Sanclemente, la hermana del embajador Sanclemente (a quien le incautaron un laboratorio de cocaína en su finca), fuera la que autorizara la salida de las avionetas del cartel de los Cifuentes Villa con destino al cartel de Sinaloa; que el expresidente Uribe, exdirector de la Aerocivil en el apogeo de Escobar, sea cuñado de Dolly Cifuentes Villa (en 2011 detenida y en 2012 extraditada a EE.UU.); y tío de Ana María Uribe Cifuentes, vinculada a la misma organización, cuyo paradero es desconocido; que el narcotraficante Ñeñe Hernández comprara votos para la campaña de Iván Duque, algo mucho más grave que lo que generó el Proceso 8000 contra Samper; y que hasta el coronel de la Policía Antinarcóticos, sí, el de Alerta Aeropuerto, Ricardo Restrepo, resultara amigo íntimo del Ñeñe Hernández (ver fuente: https://www.antena2.com/mas-alla-del-deporte/por-que-es-noticia-alerta-aeropuerto-y-el-coronel-del-famoso-programa-de-tv), a quien los altos mandos de dicha institución le consultaran ascensos, según audios obtenidos por la Fiscalía y revelados por Daniel Mendoza, creador de Matarife (temporada 2, capt. 4, titulada “Alma de Big-Mac”):

 

CIFRAS

Fuente: Razón Pública

Como vemos, la persecución contra las drogas solo ha hecho que desde 1986 hasta 2017 se aumente hasta cuatro veces su producción (el potencial de cocaína en kilos y las hectáreas de coca, acorde a la gráfica). La solución no es perseguirla y combatirla, es legalizarla. Se bajan los precios, se controla la producción de sustancias cada vez menos nocivas y se reinvierte ese dinero en atender un problema de salud. ¿Cuál de los candidatos a la Presidencia será verdaderamente revolucionario para romper con la política Nixon? Ese es el que nos sirve, los demás serán más de lo mismo.

[email protected]

-.
0
1700
El empresario venezolano que ha hecho de Harina P.A.N. un emporio en Colombia

El empresario venezolano que ha hecho de Harina P.A.N. un emporio en Colombia

El fantasma de Yuliana Samboní y sus gritos atormentan a la mujer que ahora habita en su casa 

El fantasma de Yuliana Samboní y sus gritos atormentan a la mujer que ahora habita en su casa 

¿Qué pasó con Renata González, la Playboy colombiana?

¿Qué pasó con Renata González, la Playboy colombiana?

Cinco años después: así se ve la casa de Yuliana Samboní y el penthouse de Rafael Uribe Noguera

Cinco años después: así se ve la casa de Yuliana Samboní y el penthouse de Rafael Uribe Noguera

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus