Los 150 años de la U. Nacional y se sigue cayendo a pedazos

Más de la mitad de los edificios del emblemático campus están cuarteados y el de la Facultad de Artes amenaza desplomarse por la desidia estatal

Por:
Septiembre 22, 2017
Los 150 años de la U. Nacional y se sigue cayendo a pedazos

Este año la Facultad de Artes de la Universidad Nacional cumplió 130 años de fundada.  No hubo celebraciones. Su sede, un edificio construido en 1937 y declarado bien de interés cultural de la nación, se cae a pedazos. Una grieta parte el segundo piso en dos. Cuatro grietas en su fachada avisan del inminente desplome.  Aunque Martha Combariza, la directora del programa de Artes Plásticas,ha ordenado el desalojo, los 300 alumnos inscritos arriesgan diariamente su vida para asistir a las  clases. No tienen para donde irse

Video Edificio Artes plásticas

El edificio de Bellas Artes no es el único que se tambalea en la Universidad Nacional. Según el último informe de infraestructura realizado en el 2012, tres edificaciones, las sedes de Arquitectura e Ingeniería, y el estadio Alfonso López, estaban en amenaza de ruinas. 49 de las 129 edificaciones se encontraban frágiles. De los 17 edificios considerados patrimonio arquitectónico, 12 tambaleaban. El 56 por ciento de la planta física estaba en condiciones de vulnerabilidad.

Video edificio Artes Plástico

El edificio de arquitectura, diseñado por Hernán Herrera Mendoza en la década del 30, fue demolido a mediados del año pasado. Desde entonces los estudiantes tienen que ver sus clases muchas veces dentro del gimnasio donde se practica Taekwondo. El edificio de ingeniería pudo reforzar sus bases gracias a los 9 mil millones de pesos que la misma facultad invirtió para que su sede no se desplomara. Los egresados hicieron una colecta de mil millones para ayudar a la causa. El gobierno nacional no puso un solo peso. El estadio Alfonso López sigue en la misma decadencia que lo ha acompañado en las últimas décadas.

Cuatro años después del último informe  del estado de las estructuras,  la situación se ha tornado caótica. Los estudiantes de enfermería deben entrar a varios de sus laboratorios por puertas alternas porque en el edificio de Farmacia los escombros impiden el paso por la entrada principal. Los baños se cayeron hace rato como le sucedió en el 2015 con los de la facultad de Cine y Televisión. El Quinto piso del edificio de ciencia y tecnología se quedó sin techo después de que un ventarrón terminara de destruirlo. 800 millones de pesos cuesta su arreglo. A pesar de las quejas nadie del gobierno ni de la administración de Ignacio Mantilla Prada ha resuelto nada. El edificio lleva un año cerrado.

Los líderes estudiantiles se pronuncian, nubes de humo lacrimógeno recubren la ciudad blanca de paredes corchadas de aerosol. No pasa nada. La decadencia empezó en 1992 con la aprobación de la ley 30. Desde entonces el estado le debe a la Universidad Nacional 16 billones de pesos. Si el presidente Santos no drena sus arcas dejará de ser pública en pocos años. En el año 2.000 la Nacional tenía un déficit de 5.000 millones. Hoy deben 40 mil millones. Mantenerla anualmente vale 1.6 billones de pesos. El gobierno apenas gira 860. La totalidad de esos recursos se van en el funcionamiento: pagar los servicios, salarios y honorarios de los profesores. La plata del Estado no alcanza para  financiar la investigación ni para el mantenimiento de la infraestructura física.

Video techo a punto de derumbarse.

Los reclamos a la minista Parody se difuminan como el humo del Esmad después de las manifestaciones. Sus prioridades son otras. El 98.7 % de los recursos del programa Ser Pilo Paga lo absorben las universidades privadas. Las 32 universidades del estado requieren 8.5 billones de pesos en infraestructura y entre estas, la Nacional, la más prestigiosa del país, requiere 2.5 billones de pesos anuales para que los  edificios permanezcan en pie en buenas condiciones.

Los estudiantes siguen dispuestos a defender su alma mater con su única arma: resistencia desde redes sociales, en la calle, dentro de un imponente campus hecho de amplias zonas verdes y edificios iconos del comienzo de la arquitectura moderna en Colombia, ganadores de varios premios en los que Rafael Martínez y Rogelio Salmona dejaron su huella.

Publicada originalmente el 30 de agosto de 2016

Publicidad
0
15708
Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
En video: con este abucheo los estudiantes de la Nacional recibieron al presidente

En video: con este abucheo los estudiantes de la Nacional recibieron al presidente

Las peores y mejores universidades de Colombia en investigación

Las peores y mejores universidades de Colombia en investigación

Nota Ciudadana
Los peligros de la excelencia

Los peligros de la excelencia

Nota Ciudadana
Lo simbólico de la democracia universitaria

Lo simbólico de la democracia universitaria