La mujer que murió en un avión de Avianca y terminó de N.N en España

Celmira Ocampo abordó un vuelo a Madrid y aterrizó sin vida en Barajas donde la aerolínea entregó su cuerpo a las autoridades. Después de 4 días su familia se enteró

Por:
noviembre 25, 2021
La mujer que murió en un avión de Avianca y terminó de N.N en España

Ninguno de los pasajeros a bordo del vuelo 046 de Avianca que salió de Bogotá rumbo a Madrid en la mañana del 17 de diciembre se dio cuenta de que Celmira Ocampo, una de las pasajeras sentada en las últimas filas del Boeing 787, acababa de morir a 20 mil pies de altura. El avión aterrizó sin mucha ocupación, el desembarque fue rápido y nadie se percató que una pasajera, aparentemente dormida, no reaccionaba. Habrían pasado varios minutos hasta que una de las azafatas trató de despertar a Celmira, pero al darse cuenta de la situación prefirió guardar silencio para no generar pánico entre los pasajeros que todavía quedaban en la aeronave. Todo parece indicar que fue un paro cardiaco.

Celmira tomó la decisión de irse para España en busca de nuevas oportunidades laborales. Tenía varias amigas y conocidos en Madrid que, igual que ella, se fueron para tener mejores ingresos económicos. Allá trabajan en servicios generales y ganaban en euros, lo que les permitía mandar a Colombia algunos millones de pesos mensualmente. Ella era ama de casa y quería un sueldo que monetizara justamente su esfuerzo para pensar en su vejez. Apenas tenía 54 años.

Salió de Buenaventura, de donde era oriunda, rumbo a Cali. En el Alfonso Bonilla Aragón tomó su primer avión a Bogotá, donde haría una corta escala antes de emigrar definitivamente. Cuando aterrizó en El Dorado se reportó con su hijo: todo parecía ir bien, le dijo que se sentía nerviosa, pero él le dio ánimos. Y arrancó para España.

Itinerario de vuelo de Celmira Ocampo en Avianca. Foto: Archivo

Después de las 10 horas su familia en Cali esperaba que los llamara. Pero la noche llegó y Celmira no se comunicaba. Ahí llamaron por primera vez a Avianca que se limitó a confirmar que el avión definitivamente había despegado con la mujer a bordo. Pero de su paradero no se daba razón.

Dos días pasaron y el 19 de noviembre su familia seguía sin información. Avianca tampoco decía nada, a pesar de la insistencia de Carlos Alomia, su hijo, ante los canales de atención de la aerolínea. “A mí que soy el hijo no quisieron darme ninguna información”, dijo. La familia estaba desesperada y muchos se pronunciaron en redes pidiendo ayuda:


En la terminal 2 de llegadas del Aeropuerto Barajas en Madrid la esperaban dos conocidos con un letrero que rezaba su nombre. Pasaron las horas desde que aterrizó el vuelo, pero Celmira no aparecía. Preguntaron, esperaron, llamaron. ¿La inadmitieron, la deportaron? Eran las preguntas principales en la cabeza de ellos y sus familiares.

Después de todo, Celmira iba a España con la aspiración de quedarse, a  pesar de tener sólo una visa de turista en su pasaporte y un tiquete de regreso para el 31 de diciembre, el cual no iba a utilizar pues su intención era quedarse indefinidamente en Europa. Su camino, el de emigrar de manera irregular a España es una opción que muchos colombianos escogen debido a la dificultad de tramitar los permisos de trabajo desde Colombia: según las autoridades migratorias españolas, un estimado de 80 mil connacionales residen en dicho país sin tener los papeles en regla.

En la mañana del domingo 21 de noviembre la familia conoció por fin la noticia por boca de las autoridades sanitarias de dicho aeropuerto: Celmira “murió en el vuelo”, les dijeron mientras su cuerpo ya cumplía 4 días como N.N. sin ser reclamado en algún hospital de la capital española.

Según Avianca, Celmira presuntamente murió en territorio español por lo que todo alrededor de su caso tendría que ser resuelto por las autoridades de ese país. La aerolínea se limitó a entregar el cuerpo a Sanidad de la alcaldía de Madrid y no notificó a los familiares para no entorpecer el proceso, muy a pesar de que Celmira murió dentro de uno de sus aviones. Avianca solo se pronunció sobre el caso el pasado lunes 22 de noviembre.

“Avianca lamenta lo ocurrido con la pasajera luego de la llegada del vuelo a Madrid. En este momento los esfuerzos están concentrados en dar soporte a su familia en todo lo relacionado con la repatriación a Colombia”, indica un comunicado oficial de la aerolínea fechado el martes 23 de noviembre, seis días después del deceso de Celmira. “Vale la pena indicar que en cumplimiento de las leyes de protección de datos de Europa la información relacionada con el evento es de manejo exclusivo de las autoridades españolas, específicamente de la Policía Judicial” indica el mismo comunicado, el cual Avianca no dispuso al publico conocimiento: en los canales de comunicación de la aerolínea no hay rastro de dicho pronunciamiento.

Le puede interesar:

Barbados se quita las cadenas de la reina Isabel

-.
0
13200
Los muertos y desaparecidos que carga Luis Pérez: Operación Orión

Los muertos y desaparecidos que carga Luis Pérez: Operación Orión

La movida del veedor Calderón España que dejó el caso de Hidroituango en manos del contralor

La movida del veedor Calderón España que dejó el caso de Hidroituango en manos del contralor

Get Back: El privilegio de ver cómo los Beatles se autodestruían

Get Back: El privilegio de ver cómo los Beatles se autodestruían

El mea culpa de Iván Márquez por la entrega de armas sin condiciones

El mea culpa de Iván Márquez por la entrega de armas sin condiciones

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus