Expedición Avina -

Esto es pura resistencia

“Me vine a Bogotá porque es el lugar donde uno mejor puede resguardar la vida.”

Por:
noviembre 20, 2014
Esto es pura resistencia
Daira Quiñones - Fotografía: Camilo Rozo

Esta es Daira Quiñones. “Soy de Tumaco, estoy en Amdae por el trabajo comunitario que aprendí en el Valle del Cauca, a quien le debo mi fuerza en la labor social. Mi proceso arrancó cuando tenía 21 años en Cali, en la Casa de la madre soltera; luego, después de varios años, regresé a Tumaco, porque el padre Alfredo me hizo darme cuenta de lo que estaba pasando en mi pueblo… Allí alfabeticé y fui maestra rural, de lo que me siento muy orgullosa. En la vereda en la que enseñaba no había tierra para la escuela ni para trabajar, así que decidí motivar a los padres de familia, nos organizamos y nos fuimos con 120 familias a ocupar una tierra de una base militar (La San Jorge) que se había desmontado. Y para allá nos fuimos… Esto fue más o menos en 1997. Hoy hay más de 1500 familias organizadas en este territorio que llamamos El Porvenir. Fruto de esta recuperación organizamos un consejo comunitario y avanzamos en procesos de comunidad, pero no pudimos disfrutar, porque llegó el narcotráfico y fue ahí, en el 2001, cuando tuve que salir en condición de desplazamiento forzado.”

Mientras hablamos, todas cosen y tejen. A Daira no se le quiebra voz, cuenta su historia pensando cada palabra, narrando lo necesario para que podamos imaginarnos el panorama de lo que ha sido su lucha. “Me vine a Bogotá porque es el lugar donde uno mejor puede resguardar la vida, pero tenemos a mujeres en la región, en el territorio resistiendo, que trabajan en la agricultura, siembran plantas medicinales y comestibles… Tengo compañeras enfermas y otras que han enloquecido, este es un ejercicio de resistencia. ¡Esto es resistencia! Años después sigo siendo amenazada, pero yo le sigo apostando a algo grande, que no se hace de un día para otro, pero hemos avanzado ya tenemos maquinaria para hacer nuestros diseños y seguir vinculando más personas.”

Tejedoras_Avina_Rozo_023

Fotografía: Camilo Rozo

Nos sentimos tan cómodos en esta casa, rodeados del sonido de las máquinas de coser y embrujados con la voz de Daira quien nos sigue contando su historia. Ahora está trabajando en un proyecto de vivienda para dignificar a las familias víctimas. “El proyecto se llama Razana, está basado en los sueños de todos, cómo la gente quiere su casa y qué quiere dentro de su comunidad. Estamos trabajando con la Alta Consejería para las víctimas, la paz y la reconciliación, Hábitat y Caja de vivienda para una opción de un terreno, porque queremos un terreno y nosotros construir nuestras casas”.

Tejedoras_Avina_Rozo_006

Fotografía: Camilo Rozo


 

-Publicidad-
0
470
Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
La mala hora de la casa de Gacha que los chinos ya no quieren ocupar

La mala hora de la casa de Gacha que los chinos ya no quieren ocupar

Nota Ciudadana
Empleados de Transmilenio, un problema para el sistema

Empleados de Transmilenio, un problema para el sistema

El contraataque del fiscal

El contraataque del fiscal

Somos los C-15 y no queremos parchar en la guerra

Somos los C-15 y no queremos parchar en la guerra