Opinión

Es el que Es o, El Poder Humano

O, al que le van a dar le guardan

Por:
Junio 14, 2018
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
Es el que Es o, El Poder Humano
Tinta ha corrido para explicar, fundamentar, señalar que los extremos frente al poder se juntan y, se juntan por lo de su ejercicio

Como dicen en mi tierra: ‘sigo en mis platas’, es decir, no cambio de postura u opinión; sí señoras y señores, ‘(…) el voto en blanco es una legítima opción, institucional y, por supuesto, constitucional; (…) señala una postura inequívoca de oposición; pero cuando es cuantioso, constituye, (…) la contención al poder; el control al poder, al poder de quien llega a ejercerlo’; así lo vemos, lo sentimos.

Tinta ha corrido para explicar, fundamentar, señalar que los extremos frente al poder se juntan y, se juntan por lo de su ejercicio. Veamos: (i) son refundantes o, cuando menos creadores de todo lo que se les acerca como posible realidad; adanistas; ya sucedió en forma de parapolítica: ‘Refundar la Patria’; la idea era refundar el orden institucional y, ojalá social; era impensable, por supuesto, hasta que se conocen las evidencias y, de la academia se pasa la investigación judicial que sin respecto a lo allí encontrado, fue muy, pero muy lejano en sus evidencias: “Aunque los hallazgos de las primeras investigaciones de parapolítica hechas desde organizaciones sociales (López 2005, 2007 y Arco Iris 2007) han sido rebasados por las investigaciones judiciales, (…) la academia internacional sí lo ha hecho. (…) con sólidas bases conceptuales y econométricas no sólo corroboran los hallazgos de las investigaciones nacionales de parapolítica, sino que llega a conclusiones más profundas: (…)”; (ii) tratan por todos los medios de emular heroicas posturas que defienden el orden y la seguridad o, asimilándose a un antecedente quimérico; Bolívar, Santander, Jorge Eliécer Gaitán; ellos, los héroes -que curioso, ninguna heroína-, les prestan de noche me imagino su discurso; me pregunto cómo lo devolverán; el ancestro del interior, del paisa, prototipos son variados e indicativos; y, como si fuera hoy; obvio no el estamento militar sino su concepto de Estado y Sociedad: “La Doctrina de Seguridad Nacional es una concepción militar del Estado y del funcionamiento de la sociedad, que explica la importancia de la “ocupación” de las instituciones estatales por parte de los militares. Por ello sirvió para legitimar el nuevo militarismo surgido en los años sesenta en América Latina. La Doctrina tomó cuerpo alrededor de una serie de principios que llevaron a considerar como manifestaciones subversivas a la mayor parte de los problemas sociales”; así será, así fue; (iii) la institucionalidad se encuentra como una camisa de fuerza y, como tal, corresponde variarla, cambiarla, derogarla; lo fundante no se encuentra en la Institucionalidad, sino en lo que se piensa; si el pensamiento no cuadra con la institución, lo que corresponde es crear otro orden, pues, sin saber cómo, el vigente está desueto: se canta, por supuesto, Asamblea Nacional, primero, sin apellido, después, para la utilidad de sus intereses y, por último se reserva, como se dice en alguno de los establecimientos abiertos al público, se reserva el derecho a admisión; es que la reserva está solo en la mente de su cultor; y, me pregunto: si de la Constitución de 1886, solo estuvo vigente, aplicable, recordarán ustedes, la norma de ‘Estado de Sitio’ -art. 121-, que sirvió hasta para acabar con ella misma, cuándo dejarán que entre en vigencia la Constitución Política de 1991 que según se encuentra, tiene más reformas que años de vigencia; una reforma para cada utilidad, para cada interés; y, (iii) el más divertido de todo, el considerarse ungido; nacieron para ello, para ser redentores de un país, de sus gentes, del pueblo; qué tan bueno; una postura cuasi teocrática: “(…) es Dios el que ejerce su poder y toma las decisiones, o en su defecto el propio Dios manifiesta su autoridad a través de ministros o representantes que actúan en su nombre. En este sistema no hay una división o separación entre el estado y la institución religiosa”; son ungidos: “(…) ungido se encuentra definido en el contexto religioso como aquel que ha sido untado con aceite. (…). Otro de los significados de este vocablo es el de “escogido”. (…)”.

 

Si el pensamiento no cuadra con la institución,
lo que corresponde es crear otro orden,
pues, sin saber cómo, el vigente está desueto: se canta, por supuesto

 

En fin, lo cierto es que, las expresiones como ‘Es el que Es o, El Poder Humano’, ¿son una coincidencia? No lo creo.

Mejor, en este momento es pensar en el refrán: ‘al que le van a dar le guardan’; ¿no les parece?

 

Tinta ha corrido para explicar, fundamentar, señalar que los extremos frente al poder se juntan

 

Publicidad
0
1332
Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus

Otras Columnas de Augusto Ibáñez

Fragilidad y reconocimiento

Fragilidad y reconocimiento

Nuevo cuatrienio

Nuevo cuatrienio

Compromiso en blanco

Compromiso en blanco

Tercería

Tercería

¿Quién decide? Puntera

¿Quién decide? Puntera

Conflagración mundial

Conflagración mundial

Extradición o Paz

Extradición o Paz

¿Reforma en la Justicia?

¿Reforma en la Justicia?