Opinión

Nuevo cuatrienio

Los tiempos cambian

Por:
Junio 21, 2018
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
Nuevo cuatrienio
Una nueva generación al poder; el nombramiento de gabinete lo dirá. Foto: AP

Largos y agobiantes son los gobiernos cuyo período resulta ser de ocho (8) años. En Colombia la opción de la reelección se volvió un derecho, casi un aplauso supuesto a la obra de gobierno y, de hecho, el primer período se ha convertido en la campaña para el segundo período, pasando así el segundo a la posible ejecución de la obra de gobierno.

Así, al fin el pasado domingo se eligió a un nuevo presidente de la República y la vicepresidente, en una segunda vuelta y por un número de sufragios bien que importante. Llegan con un mandato amplio: “IVÁN DUQUE y MARTHA LUCÍA RAMÍREZ votos10.373.080”

Ello no poseería importancia fundamental, si no fuera porque estamos ante una nueva, exótica realidad política con varios elementos para mencionar. Sí, señoras y señores, (i) se debe reconocer que las Farc, convertido en partido político, fueron actores, lo implica que las elecciones, todas, transcurrieron, por primera vez, en calma y sin presiones que perturbaran la tranquilidad nacional; (ii) al propio tiempo, el susto que, para muchos, llegó a suponer la posibilidad de acceso al poder de dicho partido, quedó disipado, sin duda: “(…) obtuvo el movimiento político de la desmovilizada Farc, en las elecciones legislativas del pasado 11 de marzo, en las que solo sumó 52.532 sufragios, (…)”; y, (iii) la aplicabilidad del Estatuto de la Oposición, que da la posibilidad de llevar a la fórmula perdedora de la contienda de segunda vuelta electoral (candidato  a la Presidencia de la República) al Senado de la República y, a su vez, a la candidata a la vicepresidencia de la República, a la Cámara de Representantes, lo cual crea de manera metodológica, política y pragmática la vertiente de Oposición que, vale la pena anotar, llevan a cuestas la representación de una gran masa de ciudadanos, ya que ante el enfrentamiento de los extremos derecha e izquierda sacaron: “GUSTAVO PETRO y ÁNGELA MARÍA ROBLEDO 8.034.189 votos”, de manera que se puede decir que las dos tendencias tienen una participación significativa en la población: la del poder 53.98 % y la oposición con un 41.81 %, que hace muy interesante el juego político.

Se inicia así un cuatrienio de máxima tensión política; primera vez en la historia republicana. Dejaremos para después la reflexión sobre el voto en blanco, que es postura y contención, pero que por ser de largo aliento implica un análisis profundo.

 

Las dos tendencias tienen una participación significativa en la población
que hace muy interesante el juego político.
Se inicia así un cuatrienio de máxima tensión política

 

Varias fueron frases de interés que pronunció el presidente electo, la noche del triunfo. Frases que, debemos recordar, son emitidas ya desde el poder. Intentemos: (i) una nueva generación al poder; el nombramiento de gabinete lo dirá; (ii) “(…) mis energías por unir a nuestro país. ¡No más divisiones, pensemos en un país con todos y para todos!”; el Presidente de la República simboliza la unidad nacional[1]; bienvenida la aspiración; (iv) “(…) que nos unamos en contra de aquellas cosas que le han hecho daño históricamente a Colombia y una de ellas es la corrupción (…)”; se ha dicho por estudios expertos que el daño que ha producido la corrupción es mayor que lo realizado por la subversión; (v) trascendente, pues resultó una necesidad sentida y asfixiante: “La seguridad tiene que volver a las calles de nuestras ciudades, tiene que volver a los campos de Colombia, porque la seguridad no es violencia, la seguridad es un valor democrático que nos permite edificar una mejor sociedad, donde estemos libres de miedo, y una sociedad libre de miedo es una sociedad en verdadera paz.”; (vi) consensos sobre la reforma a la justicia “Una justicia de excelencia en sus jueces, con unas primeras y segundas instancias fortalecidas, (…). Nosotros no vamos a fracturar la justicia, ni vamos a llegar a desinstitucionalizar a Colombia, (…)”; (vii) cumplimiento de los compromisos de paz “(…) si los cultivos ilícitos siguen creciendo en nuestro país, amenazando la seguridad nacional, si aparecen dineros y armas escondidas, si vemos que hay algunos que permiten, con sus armas, seguir obstruyendo el curso institucional del país o lo que es peor, acallando a las autoridades y acallando la ciudadanía, ahí lo que estamos haciendo es fracturando el anhelo de la paz”; (viii) desarrollo económico-micro: “(…) respetando la responsabilidad fiscal, pero al mismo tiempo buscando el más importante de los logros de una sociedad que cree en el libre emprendimiento y es la derrota para siempre de la pobreza extrema y la construcción de un país de oportunidades”; (ix) en el campo: “(…) en lugar de propiciar siempre la fractura y la protesta social incentivando odios, lo que va a hacer es generar la fraternidad entre empleadores y trabajadores, y generará la armonía vigorosa entre la agroindustria y el pequeño productor (…)”; (x) la juventud-economía: “(…) juventud que añora la ciencia, la tecnología y la innovación; la Economía Naranja, el poder de la cultura y la fuerza de la transformación innovativa. ¡Ese país es el que vamos a construir!”; (xi) el ambiente: “(…) la sostenibilidad ambiental, aquí nos la vamos a jugar por proteger los páramos, los ríos, los ecosistemas diversos, la protección de la fauna y de la flora”; (xii) educación-conexos: “(…) convertir de una vez por todas en la Nación de la justicia social, de la política de equidad, donde en todo el territorio garanticemos una educación digna, con jornada única, con doble alimentación, con preescolares, con bachillerato técnico y donde la juventud colombiana vea que llega la educación universitaria gratuita a los estratos 1 y 2 de nuestro país (…)”; (xiii) salud: “(…) el sistema de salud deje de ser un negocio para algunos y se convierta es en algo que le sirve a todos los colombianos, como una entidad que garantiza la cobertura, la buena remuneración de los médicos, la presencia territorial y que podamos cerrar las EPS de mala calidad, premiando la calidad acreditada por el usuario”; y, (xiv) la cultura: “(…) programa con cultura y con deporte, porque consideramos que el talento de los colombianos es el mejor patrimonio que tenemos hoy en nuestro país”

Pues ese es el qué; ahora debemos ir al cómo y ese cómo está en manos del gobierno que empieza su cuatrienio. Suerte para todos.

¨¨

[1] Constitución Política Artículo 188. “El Presidente de la República simboliza la unidad nacional y al jurar el cumplimiento de la Constitución y de las leyes, se obliga a garantizar los derechos y libertades de todos los colombianos”. http://www.constitucioncolombia.com/titulo-7/capitulo-1/articulo-188

Publicidad
0
6721
Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus

Otras Columnas de Augusto Ibáñez

Fragilidad y reconocimiento

Fragilidad y reconocimiento

Es el que Es o, El Poder Humano

Es el que Es o, El Poder Humano

Compromiso en blanco

Compromiso en blanco

Tercería

Tercería

¿Quién decide? Puntera

¿Quién decide? Puntera

Conflagración mundial

Conflagración mundial

Extradición o Paz

Extradición o Paz

¿Reforma en la Justicia?

¿Reforma en la Justicia?