Opinión

Coronavirus y salud pública

La crisis ha dejado claro que la salud debe ser mayoritariamente pública, moderna, eficiente en prevención y su rentabilidad debe ser social, medida en vidas salvadas y no en dividendos

Por:
abril 04, 2020
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
Coronavirus y salud pública
Estar preparados para una pandemia exige un sistema de salud preventiva robusto

La crisis del coronavirus ha dejado claro que la salud debe ser en buena medida pública, moderna, eficaz en la atención, eficiente en la prevención y su rentabilidad debe ser social, no monetaria. En otras palabras, está bien hacer negocios con electrodomésticos, correas o celulares… pero con la salud no, ya que como se trata de un derecho, su rentabilidad es social, es decir, se mide en vidas salvadas, bienestar y calidad de vida, no en dividendos.

¿Pero por qué la salud no puede ser rentable y generar lucro? Se preguntan los neoliberales, pues, poder, se puede, siempre y cuando el Estado regule en serio. La inversión privada en la salud es importante y es un motor de investigación, pero deben evaluar sus utilidades incluyendo también la rentabilidad social. Por ejemplo, estar preparados para una pandemia (y esta no será la última) implica elevar el número de camas hospitalarias por cada 1.000 habitantes así muchas no se usen (Corea tiene 13, Japón 14, Alemania 11, Cuba 5 y Colombia 1,5); obliga también a elevar el número de camas de unidades de cuidados intensivos por cada 10.000 habitantes, así muchas no se usen, (Estados Unidos tiene 34,7; Alemania 29,2; Italia 12,5; China 36 y Colombia 0,03); finalmente exige un sistema de salud preventiva robusto, potente, que llegue a cada casa, que sí impulse los hábitos de vida saludable y que sí reduzca la enfermedad, en Colombia la medicina preventiva no va más allá de campañas de comunicación y con el 56 % de la población con sobrepeso llevamos años intentando un impuesto a bebidas azucaradas que no pasa en el Congreso y menos en el ejecutivo gracias al lobby azucarero.

________________________________________________________________________________

Número de camas en cuidados intensivos por cada 1.000 habitantes: China 36, Colombia 0,03

________________________________________________________________________________

Ni hablemos de las urgencias cuyo hacinamiento va desde el 50 % al 244 % según un estudio de la Defensoría del Pueblo, ni tampoco nos detendremos en las regiones rurales como el Chocó en cuyo hospital de Quibdó, que hace poco visité, encontraron roedores en urgencias pero la Supersalud no lo pudo cerrar porque era el único centro de nivel 2 en toda la región.

Y todo lo anterior sin mencionar la corrupción privada en la salud. En esto no me adentro porque ya está bastante bien documentado, basta con decir que Saludcoop terminó comprando canchas de golf mientras los hospitales se quebraban y que hoy hay una red de clínicas de esta empresa, literalmente botadas, que la emergencia del coronarás está obligando a reutilizar. (Y el señor Palacino está en su casa).

________________________________________________________________________________

 La inversión privada en la salud es muy importante pero las expectativas de lucro (que tampoco son un pecado) deben ser moderadas

________________________________________________________________________________

¿Lo anterior quiere decir que privados no deberían invertir en salud? Pienso que la inversión privada en la salud es muy importante pero las expectativas de lucro (que tampoco son un pecado) deben ser moderadas. Quien quiera hacerse rico rápido mejor puede especular en la bolsa o comprar bitcoins.  He conocido inversionistas de la salud que logran rendimientos decentes y son congruentes con los objetivos sociales de la salud. Generalmente son médicos que conocen el sector y tienen responsabilidad social.

Para que nos entendamos, si la enfermedad es el negocio y atenderla con bajos costos es el modelo de salud privado (incluso público), pues tendremos un sistema costoso que hará lo necesario para que se perpetúe lo que le conviene: muchos enfermos y bajos costos.

Pero si el modelo de salud está basado en la prevención donde los privados ganen (lo que insisto, no es pecado) por la gente saludable y donde eso que se ahorra en atención gracias a una buena prevención se use para contar con una red hospitalaria robusta, moderna, eficiente con atención digna, incluso preparada para tiempos aciagos como estos, estaremos en el camino correcto.

-.
0
800
Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
Un traspiés histórico

Un traspiés histórico

Misoginia y política

Misoginia y política

Democracia proscrita en Ecuador

Democracia proscrita en Ecuador

¡No me arrepiento de nada!

¡No me arrepiento de nada!

Tasajera

Tasajera

El sionismo de nuevo contra Palestina

El sionismo de nuevo contra Palestina

Violentar la inocencia

Violentar la inocencia

La pandemia del hambre

La pandemia del hambre