"A lavarse las manos que no hay para nada más"

Medidas en el marco de la pandemia como la educación virtual, esconden problemas en el sistema de salud y en la brecha económica en Colombia

Por: Edgar Eduardo Pulido García
marzo 25, 2020
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
Foto: Via Instagram / @EcoSoapBank
Una gripa anómala en China hoy tiene conmocionado al mundo, una extraña forma del efecto mariposa que ha puesto en evidencia las realidades de la globalización: las migraciones, los mass media y el alcance de las redes sociales; pero sobre todo han puesto de manifiesto nuestra gran brecha social, económica, de salud pública y hasta ética.
Pululan todo tipo de hipótesis apocalípticas y escépticas, que plantean desde una estrategia imperial para acabar con media humanidad, hasta una cortina de humo calculada para esconder las grandes crisis sociales. Por mi parte, parece imposible negar el virus, dada su aceptación por gobiernos de todos los espectros (desde el cubano, hasta el de EE UU).
Peligroso eso sí, el poder de las fake news que incrementan exponencialmente cualquier cosa, en este caso un virus que si bien es altamente contagioso, es fácilmente tratable en la mayoría de los casos, por lo que una política de cuidado seria, como se debería estar aplicando, debería ser más que suficiente, pero el estertor de la noticia ha generado una alerta propia del cine distópico de los 80's, supermercados vaciados y compras compulsivas de papel higiénico.
Ahora la paranoia ha sido propiciada en parte por las medidas de gobiernos que al decretar toque de queda, ley seca, suspensión de clases, etc., han dado pie para hacer realidad el cuento de: "algo malo va a suceder en este pueblo".
Sin embargo, esa paranoia gubernamental es entendible, la precariedad de los sistemas de salud hacen que la prevención sea la única manera de contener la expansión del virus, lo que pone de manifiesto, más que la rápida acción, es la falencia de la salud pública; el mensaje es tan claro que tiene cierto humor negro: "eviten el contagio porque no tenemos la capacidad para atender a la población enferma".
Y desde allí, desde la terrible realidad de la salud, se empieza a trizar el sueño neoliberal; me explico: asumir medidas homogéneas para una sociedad tremendamente heterogénea (perdón por el eufemismo de desigual). Ejemplo de ello, la medida de suspender el comercio y las ventas informales, ¡En Colombia hay 48% de empleo informal! Que dependen totalmente de su ingreso diario y callejero, pero las medidas de contención económica solo se dan para las grandes entidades financieras, como si la que vende tintos en la plaza pudiera acceder fácilmente a estos créditos, en ese sentido el golpe económico para una gran parte de la población será, o ya está siendo, terrible.
En educación se propone un modelo virtual temporal y dicen que hay una gran responsabilidad de los docentes en adaptarse a las TIC'S. ¿Y los miles de estudiantes que no tienen ni computador, ni tablet, ni internet, qué? Eso podrá ser una solución útil para ciertos sectores, pero inaplicable en la realidad compleja y cotidiana.
Pero de todo lo peor, al menos para mí, por encima de la crisis de salud, de las brechas sociales y económicas visibles, y hasta del uso descarado de la pandemia para ocultar la corrupción política que se hizo evidente hace tan solo unas semanas. El gran monstruo que ha salido a flote en estos días es la crisis ética: que en una ciudad intenten lapidar a dos abuelas por encontrarse contagiadas, la mirada de desconfianza y odio que pulula en la calle ante cualquier estornudo, la acumulación de comida que terminará en su mayoría en la basura a costa de la imposibilidad de otros para acceder a ella, la primacía de lo individual sobre lo colectivo; en síntesis: la victoria ideológica del modelo neoliberal a pesar de su fracaso social y económico, esa es la imagen tal vez más triste de este fenómeno, y para ello la única respuesta que hallo: lavarse las manos con agua y jabón.

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

-Publicidad-
0
200

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
Nota Ciudadana
Coronavirus: ¿el culpable de todo lo malo que pasa en Colombia?

Coronavirus: ¿el culpable de todo lo malo que pasa en Colombia?

El coronavirus es una pandemia. Declara la OMS

El coronavirus es una pandemia. Declara la OMS

Nota Ciudadana
Los nini de la crisis del COVID-19 en Colombia

Los nini de la crisis del COVID-19 en Colombia

Nota Ciudadana
La mala fe de los colombianos ante el Coronavirus

La mala fe de los colombianos ante el Coronavirus