¿Responsabilidad social empresarial, más que una obligación?

Las buenas prácticas nunca sobran dentro de las organización, además son una oportunidad para mejorar la reputación de las empresas

Por: Javier Mojica
Abril 12, 2019
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
¿Responsabilidad social empresarial, más que una obligación?
Foto: Pixabay

Como es bien sabido, la responsabilidad social empresarial es el conjunto de acciones, compromisos y políticas dentro de las organizaciones que buscan retribuir el impacto que estas causan en su entorno hacia los trabajadores y las comunidades aledañas. Además, es la representación del sentido moral y ético que se debe tener ante cualquier acción que se realice y afecte a cualquier individuo, las cuales son de obligatorio cumplimiento en la mayoría de países del mundo.

La RSE incluye elementos tan importantes como: la protección ambiental, derechos humanos, derecho de los trabajadores, participación comunitaria, estándares de negocio, mercadotecnia e imagen, desarrollo empresarial y económico, educación y desarrollo del liderazgo (entrenamiento de voceros), valor económico, valor social y medioambiental. Sin embargo, la RSE es un concepto en permanente cambio y evolución.

Desde que Henry Ford hace más de seis décadas (1936) creó la Fundación Ford y contribuyó con un puñado de ideas para que sus empleados mejoraran su desempeño y entorno, hasta la decisión de Starbucks de prohibir los pitillos en todas sus tiendas (2018), la definición y los elementos de la responsabilidad social empresarial se han fortalecido y vuelto más complejos, lo cual responde a que la tecnología, la modernidad y su complejidad genera nuevos desafíos que deben ser abordados por las organizaciones de una manera consciente e integral. Ahora, los cambios son cada vez más rápidos y desafiantes y se convierten en oportunidades.

La RSE había sido vista como un conjunto de obligaciones por parte solo de la empresa, lo cual ha cambiado en los últimos años, ya que la comunidad y el Estado deben ser garantes y participantes de todas estas políticas públicas. No es suficiente con que las empresas faciliten los recursos para proyectos, lo indicado es que todos los grupos de interés, que puedan ser afectados por estos, sean parte activa.

La responsabilidad social empresarial debe ser vista como una oportunidad para mejorar la reputación de la empresa, por medio de procesos de cambio que la misma sociedad requiere. En Colombia, encontramos políticas en las cuales las empresas pueden trabajar y ser pioneras en casos de RSE como, por ejemplo: la equidad de género, contratación de excombatientes en el conflicto armado, personas con discapacidad, nuevos retos después de la firma del proceso de paz, la polarización y la inequidad.

El desarrollo económico y social debe ir de la mano con la RSE. Cuando una comunidad ve que una empresa tiene algún tipo de influencia, y es positiva, los miembros de ésta trabajarán para las metas de la empresa, por medio de una relación sincera y en donde todos los grupos de interés se vean beneficiados logrando acciones mucho más visibles.

Mantener un programa de RSE estable que respete las exigencias de la comunidad y sus empleados será de gran importancia en tiempos de crisis, ya que contribuirá a que esta no se profundice y el impacto sea mucho menor, principalmente, debido a que hay unos antecedentes en los cuales se muestra la voluntad de la empresa y su compromiso con los grupos de interés.

Las organizaciones deben dar a conocer y hacer visibles sus acciones en el campo de la responsabilidad social empresarial con el fin no solamente de cumplir con sus deberes ante la ley, sino de ir más allá y contar con el concepto favorable de las personas, jugador fundamental, ante cualquier escenario de crisis.

La RSE es un tema de vital importancia para las empresas y las agencias de comunicación ya que:

  1. Gestionan las acciones para que sean visibles.
  2. Crean valor y dan un plus a la organización, por medio de estrategias diseñadas especialmente para cada corporación.
  3. Potencializan y reproducen contenidos sobre cómo las organizaciones trabajan y cumplen con sus obligaciones, ya sea por canales tradicionales como: televisión, radio, prensa escrita, o por redes sociales y canales web.

Las buenas prácticas nunca van a sobrar dentro de una organización, menos si están dentro del marco de la RSE: las agencias de medios tienen el reto de transformar estas acciones en contenidos, los cuales deben amplificar el mensaje y llegar de manera efectiva a las audiencias.

Finalmente, la responsabilidad social empresarial es un concepto que sigue evolucionando y creciendo dentro del mundo corporativo, por lo tanto es imperativo que todas las organizaciones, el Estado y las comunidades trabajen en conjunto para seguir desarrollando y dando luces acerca de esta práctica que de la mano de una agencia de relaciones públicas inspire a la sociedad de la rentabilidad de su ejecución, desde todo punto de vista.

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

Publicidad
0
396

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
Existen unas granjas misteriosas en la Guajira

Existen unas granjas misteriosas en la Guajira