¿Qué tan peligroso es respirar en Medellín?

Parecen insuficientes las medidas ambientales para mitigar el nivel de contaminación del aire en la capital paisa. Pero, ¿qué tan grave es la situación?

Por: Juan Gabriel Martínez Montoya
marzo 05, 2020
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
¿Qué tan peligroso es respirar en Medellín?
Pantallazo YouTube desde abajo tv.

Resulta difícil de imaginar una ciudad sin vehículos circulando por las calles. Automóviles, camionetas, buses, transporte de carga, motos y otros medios de transporte que se han convertido en un elemento más de nuestro paisaje urbano. Sin embargo, ver desfilar esta marea de vehículos de todas las formas, tamaños y colores tiene un alto costo medioambiental, de movilidad y salud para los habitantes de la ciudad.

Por ejemplo, “La contaminación del aire representa el mayor riesgo ambiental sobre la salud humana (Organización Mundial de la Salud, 2016). La exposición prolongada al aire contaminado está relacionada con aumentos en la mortalidad derivada de enfermedades respiratorias y cardiovasculares. El material particulado compuesto por partículas inferiores a 2.5 micras de diámetro (PM2.5) y el compuesto por partículas de un diámetro inferior a las 10 micras (PM10) son los contaminantes con mayor presencia en entornos abiertos urbanos, y con mayores afectaciones sobre la salud demostradas (Organización Mundial de la Salud, 2006).”

El aumento de las emisiones de gases contaminantes provocados por el transporte preocupa cada vez más en la ciudad, especialmente por los altos y continuos índices de contaminación atmosférica que empiezan a ser considerados como una cuestión de salud pública.

Por ello las instituciones han apostado por fomentar una movilidad "sostenible" de personas y mercancías, y soluciones temporales a través del pico y placa ambiental que se usa como una curita a un problema que es mucho más complejo y profundo, a modo de disminuir los efectos en la salud de los habitantes de la ciudad  y con la idea de disminuir el consumo de combustibles fósiles y las emisiones de gases de efecto invernadero.

Sin embargo, el concepto de “movilidad sostenible” va más allá de los beneficios ambientales y para la salud que este puede traer con los ciudadanos ya que, promoviendo cambios de fondo se puede también mejorar la movilidad dentro del área metropolitana generando bienestar económico, social y de tránsito de los habitantes de Medellín y los municipios aledaños. Y es que los núcleos urbanos con menos índices de contaminación, con un alto índice de seguridad vial, y mayor movilidad en las vías de la ciudad permiten el transito sin complicaciones, y donde se puede llegar a cualquier lugar con las diferentes opciones que se puedan presentar, incluido un transporte público de calidad, proporcionando así una buena calidad de vida a los ciudadanos.

Para un Plan Urbano Sostenible de la Ciudad de Medellín es bueno considerar un plan que busque satisfacer las necesidades de movilidad de las personas y la economía en la ciudad y su área metropolitana, con el objetivo de conseguir una mejora de la calidad de vida. Para ello esta sería la propuesta:

  1. Consolidar y favorecer la expansión de la bicicleta y medios alternativos como modo de transporte general y cotidiano de los ciudadanos.
  2. Conseguir una mayor cuota de participación del transporte público en los desplazamientos urbanos, que permita evitar caos en la movilidad como los presentados en los últimos días.
  3. Revisar y redefinir una jerarquía vial en la ciudad que permita una mejor ordenación de los flujos de tráfico por la misma.
  4. Organizar el espacio destinado al estacionamiento en superficie, evitando así los grandes atascos vehiculares que se presentan en las diferentes zonas de la ciudad por vehículos que obstaculizan la movilidad.
  5. Generar incentivos para la des carbonización vehicular, promoviendo la migración a transportes impulsados por energías limpias.
  6. Hacer de la disuasión y la prevención la base de la disciplina circulatoria en la ciudad con campañas de impacto y mucho más efectivas en referencia a la movilidad.
  7. Mejorar la seguridad vial y la convivencia pacífica entre todos los usuarios de la vía.
  8. Mejorar la gestión de la movilidad con la posibilidad del pico y placa ampliado en horario de día pleno para dos (2) dígitos y dos (2) dígitos adicionales en horario parcial en horas pico.

Definitivamente lo que Medellín necesita en cuanto a temas de movilidad y medioambientales, son cambios de fondo y no de forma, como ciudadanos no queremos más pañitos de agua tibia, ni soluciones temporales que lo único que hacen es crear una incomodidad generalizada en toda la ciudadanía.

le puede interesar:

Los paisas no aguantan un día más de aire sucio

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

-Publicidad-
0
900

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
Nota Ciudadana
¿El alcalde Daniel Quintero vuelve a enamorar a Medellín?

¿El alcalde Daniel Quintero vuelve a enamorar a Medellín?

¿Cómo funciona el pico y placa ambiental en Medellín?

¿Cómo funciona el pico y placa ambiental en Medellín?

Medejing, la ciudad que nadie se atreve a visitar

Ese polvito se perdió