Que el escudo de Heracles no cubra a Colombia

Una perspectiva que mezcla la antigüedad con la actualidad

Por: Orlando Solano Bárcenas
septiembre 22, 2020
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
Que el escudo de Heracles no cubra a Colombia

Heracles, o Hércules, es la gloria de la diosa Hera. Hijo de Zeus y Alcmena, una reina mortal. Hijo adoptivo de Anfitrión. Apolo le puso el nombre. Es el más célebre de los héroes griegos por ser paradigma de la virilidad y adalid del orden olímpico contra los monstruos del inframundo. Fuerza extraordinaria, gran coraje, mayor orgullo, cierto candor y apetito sexual desmedido. Grandes relatos de sus hazañas en Los Doce Trabajos forman ciclos: nacimiento, muerte y apoteosis. Mencionado por Homero y Hesíodo. Hacia el siglo VIII a. de C. Hesíodo narra en el poema El escudo de Heracles el duelo singular que Heracles sostuvo con Cicno, hijo de Ares el dios de la guerra y describe el aterrador escudo del héroe. Roguemos a los dioses que Colombia nunca esté bajo ese escudo o que nos saque de su maligna sombra.

El escudo es un arma de defensa muy importante en la antigüedad grecolatina, no solo como arma defensiva sino también por la cantidad de elementos simbólicos que los dioses y las diosas (Hefestos, Vulcano, Afrodita, Venus) le concedían. Son famosos las rodelas de Esquilo en Los Siete contra Tebas, el escudo de Dionisos en la obra de Nono de Panópolis, el escudo de Aquiles en la Ilíada, el Escudo de Heracles en la obra de Hesíodo y el escudo de Eneas en la Eneida de Virgilio. Analicemos tres de ellos, uno deseable para Colombia y dos para rechazar.

El escudo de Aquiles 

El escudo de Aquiles fue utilizado en su duelo contra Héctor, hacia el final de la Guerra de Troya. Aquiles había dado su armadura a su amigo Patroclo, alma gemela, que murió en la batalla. Héctor la toma como botín. Furioso, Aquiles regresa al combate para vengar a su amigo. La madre de Aquiles, la ninfa Tetis, pidió a Hefesto, el herrero de los dioses, que forjara una nueva armadura para proveer a su hijo y un escudo. Homero lo detalla en la Ilíada, canto XVIII. En círculos concéntricos, hay toda una narrativa.

Desde el centro del escudo hacia el exterior las escenas representadas en cada círculo son: La Tierra, el Cielo, el Sol, la Luna y las estrellas (i); Dos hermosas ciudades donde en una se está celebrando una boda y un caso judicial, y en la otra un sitio por un ejército rival y una emboscada (ii); Un campo tres veces labrado (iii); Un campo del rey durante la temporada de cosecha (iv); Un viñedo con vendimiadores (v); Un rebaño de ganado donde el toro líder es atacado por dos leones y defendido por los pastores con sus perros (v); Una granja de ovejas (vi); Gente bailando en Creta como si estuviesen dentro del laberinto (vii); El río de Océano, que rodeaba el mundo (viii).

El escudo de Aquiles representa el microcosmos de la vida cotidiana de una civilización pacífica en general. Se trata de una écfrasis o figura retórica que describe detalladamente una obra de arte visual que narra algo profundo que incita a la reflexión. La ciudad feliz contrasta con la ciudad en guerra: guerra y paz, trabajo y fiesta. Lo normal en una vida ordenada y civilizada. El sosiego en medio del fragor de la batalla, el descanso luego de la guerra. La Colombia que podría ser y lleva más de setenta años sin serlo. El anhelado descanso al que aspiraría la sociedad colombiana. El sueño de una ciudad pacífica. ¿La ciudad ideal? ¿Civitate Dei? ¿Utopía? ¿Platón, Aristóteles, Campanella, Moro, Bacon?

El escudo de Heracles 

En combate singular ―previo desafío― Heracles atraviesa la garganta de Cicno, el déspota rey de Tesalia, ladrón de los peregrinos que iban al santuario del dios Apolo para hacer sacrificios, regalos y ofrendas. Apolo defiende a Heracles durante todo el combate. Cicno es enterrado en Tesalia con un gran monumento, pero Apolo hace que el río Anaurus borre la tumba para borrar la memoria del tirano. Ares, padre de Cicno, enfurece y ayudado vanamente por sus hijos Pánico y Temor, se bate con Heracles. Vencedor ―ayudado por Atenea― Heracles es enviado al Olimpo. El escudo de Heracles no fue perforado por la jabalina de Cicno. Hefesto había hecho un gran trabajo. Sobre el escudo había grabada toda una parafernalia de imágenes a cuál más terrible. Tan terribles que pareciera las hubiese grabado inspirado en la Colombia en guerra permanente. ¿Desde siempre? ¿Desde los nefandos 1.000 días? ¿Desde el “Bogotazo”? ¿Desde 1964?

El escudo de Heracles refleja el contexto bélico de la sociedad griega del periodo mitológico. Los emotivos, orgullosos, vanidosos y rencorosos dioses intervienen todo el tiempo en los asuntos de los hombres, trasladándoles sus rencillas y odios y haciéndolos instrumentos de sus guerras personales. Para saldar sus cuentas sobre la tierra crean héroes semidioses ―hijos de dios con mortal― que se baten a muerte azuzados por el respectivo “patrón” o “patrona”. Los presocráticos luchan contra los dioses, porque falsean el análisis científico. No obstante, el sentimiento popular cree en ellos y adora los mitos.

De esos dioses se formaron conceptos abstractos: para la Guerra, Ares; para la Justicia, Diké; para la Belleza, Afrodita; para la Paz, Irene; para la Astucia, Hermes; para el Pánico, Pan; para el Odio, Fobos y así sucesivamente. Llevados estos conceptos al plano de los héroes, trascienden la historia: Aquiles, la Furia; Hércules, la Fuerza; Perseo, la Virtud; Teseo, la Fundación. Todos ellos protagonizan aventuras fantásticas y personifican cualidades ideales cuales: la Perseverancia (Heracles), la Fidelidad (Penélope). Los héroes representan el ejemplo a seguir, la vía trazada, lo digno de imitar. Empero, también existen los contrarios, las encarnaciones o representaciones de lo que NO debía hacerse, por ejemplo: la Hidra, la gorgona Medusa, la Quimera, Las Erinias y así.

Grabados sobre el escudo de Heracles, la Muerte y el Horror 

La narración de El escudo de Heracles es un episodio memorable de la épica griega. Es una descripción minuciosa de imágenes que envuelven profundos y aterradores simbolismos de muerte y destrucción. Ellos son:

-Fobos o el Pánico, está en el centro del escudo con cara de pocos amigos y mirando hacia atrás con amenazantes ojos de fuego y dientes de lobo. Seguramente estuvo en la masacre de El Salado.

-Eris o la Discordia, perversa hija de la Noche y hermana de Ares que planea amenazadora y atenta a provocar la estampida de los combatientes durante las crueles guerras que fomenta junto a sus hijos Ponos (la Pena del trabajo pesado), Lete (el Olvido), Limos (el Hambre), Algos (el Dolor), las Hisminas (las Disputas y los Pleitos), las Macas (las Batallas), las Fonos (los Asesinatos), las Androctasias (las Masacres), los Neikea (los Odios), las Pseudologos (las Mentiras), las Anfilogías (las Ambigüedades), Disnomia (el Desorden) y Ate (la Ruina y la Insensatez), Horcos (el Juramento) la promesa tan incumplida por los hombres y los gobiernos que, cuando cometen perjurio desatan la peste y todos los males sobre la tierra, incluido el COVID-19. Durante la Guerra de Troya Eris-Discordia arrojó en medio de la muchedumbre el furor del combate que hizo sanguinarios a los guerreros. Como esos “vigilantes” de los cañaduzales de Cali. O los asesinos de Samaniego.

-Proioxis o la Persecución en medio de la embestida en el combate. Integrante de los Macas, los espíritus que planean golosos sobre los campos de batalla junto a Alala (el Grito de guerra, hijo de Polemos), Cidoimos (la Confusión) y Alke (el Coraje guerrero). ¿Cómo lanzando ​rayos y centellas desde lo alto del cielo sobre Santo Domingo, Arauca?

-Palioxis o la Fuga en retirada de las tropas en las contiendas, para luego paralizar a los soldados y así puedan ser rematados. ¿Cómo en Las Delicias?

-Homados o el Tumulto. Es un maca personificación del alboroto de las batallas, el fragor, los gritos de los soldados y el chocar de las armas. ¿Cómo en Siloé, Cali?

-Androktasie o la Masacre. Personifica las matanzas y los homicidios perpetrados durante las batallas. ¿Cómo en El Aro? ¿Cómo en La Rochela; Mapiripán o en alguna de las de masacres de Caloto?

 -Cidoimos o el Alboroto.Es la personificación del tumulto, la confusión, el griterío y el estrépito en las batallas. ¿Cómo en Betulia? ¿Cómo en Urrao?

-Ker o la Muerte violenta. Son varias las Keres, espíritus femeninos de la muerte violenta. Hijas de Nix y Erebos, hermanas del Destino (las Moiras), la Condenación (Moros), la Muerte y el Sueño (Tánatos e Hipnos), la Discordia (Eris), la Vejez (Geras), [JARV1] la Venganza (Némesis), Caronte (el barquero) y otras personificaciones. Horribles y sedientas de sangre humana, sobrevolaban el campo de batalla como negras Fatalidades buscando sin cesar hombres moribundos o heridos para beber su espesa sangre y enviarlos al Hades, al frío Tártaro. En Roma eran las Letum, la Muerte, las Tenebrae o las Sombras. ¿Cómo en la iglesita de Bojayá? ¿Cómo en Puerto Alvira, Pichilín, Frías, La Gabarra, El Naya, El Tarra, La Bellacruz o en…?

Sobre el escudo de Heracles, también horrorosas Abstracciones

Además de los violentos hijos de Eris, sobre el escudo de Heracles se encuentra un cortejo macabro de abstracciones relacionadas con la guerra y el combate. Ellas son:

-Adicia o la Injusticia y el Mal Agüero. Mal espíritu encarnado en una mujer fea y tatuada opuesta con ferocidad a Dice, la diosa de la justicia. ¿Cómo en la “Toma del Palacio de Justicia”? 

-Lisa o la Ira frenética, la furia, la locura producida por la rabia en la guerra y en los animales. Horrorosa, con serpientes en la cabeza y ojos de fuego. Hija de Nix, engendrada por la sangre que vertió Urano al ser castrado. Hera, siempre vengativa, le ordenó que enloqueciera a Heracles para que matara a su mujer y sus propios hijos. Muy cercana a Manía.

-Manías o las Locuras. Son divinidades misteriosas que personifican la locura y la demencia. ¿Cómo contra los estudiantes en manifestación de 1954 y/o de 1957? ¿Cómo en el estadio Alfonso López en 1981? ¿Cómo los diputados del Valle?

-Pentos o la Aflicción, el Pesar y los Lamentos.Hijo de Éter y Gea. Luctus, en Roma. Compañero de guerra de Ares y de maldades, de la terrible erinia Tisífona. ¿Cómo en carrobomba de Vanguardia Liberal, el camión-bomba del DAS, el del Quirigua, el del Centro 93?

-Polemos o el Conflicto. Bellum, en latín. Personifica la guerra y la batalla. Se asemeja a Ares, el dios olímpico de la guerra. Opuesto a Irene, la Paz. Es una maca, padre de Alala con Hybris, la Arrogancia. Hermano de Enio, la diosa de la guerra y sus horrores. Causante de disturbios. Ajeno a la reconciliación (a Dialogo). Monstruoso enemigo de la Paz, junto a Cidoimos amenaza a todas las ciudades griegas de molerlas, después de haberlas atormentado durante diez años. Heráclito: Polemos es “el rey y padre de todos” porque a todos crea y a todos puede aniquilar. Polemos divide o aleja. ¿Cómo en “El Pailón”, Buenaventura? ¿Cómo en Mondoñedo, Dabeiba, Mitú, Churuyaco, Barbacoas, El Billar, La Mejor Esquina, El Tomate, Roncesvalles, Patascoy? Todo el espectro olímpico desplegaba sus mejores artes o peores mañas para no “deslucir”, en Colombia todos son rayos campeones del espectro de la Muerte. Tantos que no cabrían tantas viñetas en circular escudo, como de rueda de Chicago…

El escudo de Eneas y sus grabados

La Eneida fue escrita por Virgilio en el siglo I a. C. por encargo del emperador Augusto, con el fin de glorificar el Imperio atribuyéndole un origen mítico y siguiendo en mucha parte los poemas homéricos. Parte de la Guerra y destrucción de Troya y presenta la fundación de Roma a la manera de los mitos griegos. Como Aquiles y Heracles, Eneas tiene igualmente un mítico escudo. Que tampoco sirve para proteger a Colombia.

Eneas es hijo de Anquises y de Afrodita, yerno de Príamo y padre de Ascanio, casado con Lavinia, hija del rey Latino. Héroe de la guerra de Troya, tras la caída de la ciudad logró escapar, emprendiendo un viaje hasta el Lacio donde terminará siendo rey y padre del pueblo romano a través de sus descendientes Rómulo y Remo, fundadores de la ciudad de Roma. Afrodita lo guio desde Troya. Cerca de Accio arriba a la playa y allí deja en el templo de Apolo el escudo de Abas, el capitán de una de las naves.

Afrodita le encargó a Vulcano hacerle un escudo que lo protegiese (Eneida 8.617―731). En él hay varias viñetas que narran eventos futuros para su descendencia y para Roma. El escudo de Eneas “dialoga” con el de Aquiles y de allí también surge una representación del cosmos romano. Son cinco viñetas: Rómulo y Remo en la cueva de la loba, hijos de la violación de Rea Silvia y luego el fratricidio sobre Remo (i); el rapto de las sabinas (ii); la guerra con los albanos que da lugar al castigo por descuartizamiento de Metio Fufecio y la guerra contra Porsena (iii); la invasión de los galos, representados como una guerra contra el extranjero (iv); y Catón y Catilina en el Tártaro, otros dos gemelos enemigos (v). Todo rodeado por el Océano. Violación, secuestro, “piques”, guerra interna, dos caudillos en pleito eterno. ¿Les “suena”?

El escudo se lee en circularidad. En la parte baja se encuentran los infiernos. El centro del escudo muestra a Augusto venciendo en Accio al mundo de Oriente, a cuya cabeza se encuentran Antonio ―figurado como “oriental” y no romano― y Cleopatra, la funesta reina enemiga de Roma. Se simboliza el triunfo de la Virtud sobre la Violencia, la Violencia que termina conduciendo a la Paz, una Roma que sale bien librada de graves peligros gracias a Augusto. Es una pura representación de la Violencia asociada a Marte y su cortejo: la Discordia, las Furias (Dirae) y Bellona, la diosa romana de la guerra o “bellum”. Es decir, la guerra civil fratricida ―nefas― entre dos romanos: Augusto versus Antonio, de donde surge un imperio avasallador por obra del primero. Virgilio presenta de manera edulcorada y estética la tradicional violencia del imperio romano: la Pax Romana o la paz lograda mediante la guerra.

Dos acciones narradas en la Eneida son difíciles de aceptar para la sufrida Colombia de 2020: el canto al imperialismo de Augusto y la muerte de Turno, rematado ―ya malherido― como José María Melo en Juncaná, Chiapas― (“y el alma de Turno fue precipitada, indignada, al reino de las sombras”). Dos crímenes de guerra. De estos, Colombia no resiste uno más. Entonces, ¿el escudo de Heracles o el de Eneas? Personalmente ―en libertario― escogería el escudo de Aquiles, pero soñando con una Arcadia Feliz

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

-.
0
601

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
En redes
VIDEO: Alcalde William Dau inaugura reapertura de las playas en Cartagena

VIDEO: Alcalde William Dau inaugura reapertura de las playas en Cartagena

Por Covid internado en hospital Gobernador del Huila

Por Covid internado en hospital Gobernador del Huila

Nota Ciudadana
¿Por qué la guerra solo la luchan algunos?

¿Por qué la guerra solo la luchan algunos?

Nota Ciudadana
¿Qué oculta la aplicación CoronApp?

¿Qué oculta la aplicación CoronApp?