Ni proporcionalidad ni distinción, ni en Irak ni en Siria

"Los últimos bombardeos que se han ejecutado en Irak y Siria han dejado por lo menos 300 civiles muertos"

Por: Mauricio Rios-Molina
mayo 31, 2017
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
Ni proporcionalidad ni distinción, ni en Irak ni en Siria
Foto: AFP

El Derecho Internacional Humanitario (DIH) es el cuerpo jurídico que se implementa en época de guerra para minimizar el sufrimiento humano. Dos de sus principios más importantes son el de la “distinción entre combatientes y no combatientes” y el de la “proporcionalidad”. Mientras el primero prohíbe el uso indiscriminado de la fuerza (por ejemplo, la dirigida a civiles, heridos o prisioneros de guerra), el segundo condena el uso desproporcionado de acciones o medios militares. Cualquier transgresión de los anteriores es considerada una violación al Derecho Internacional.

Aunque diariamente haya violaciones al DIH, la normalización de esto es peligroso, especialmente si quien comete las violaciones son Estados, a la par de grupos armados ilegales. Por eso mismo es importante denunciar los escenarios donde el DIH es transgredido.

Una muestra de flagrante violación al DIH se identifica en los bombardeos que ha ejecutado la Coalición Internacional anti-Estado Islámico, de la cual participan más de 60 Estados, en Irak y Siria.

Airwars, agencia londinense que monitorea las muertes de civiles producidas por los bombardeos de la Coalición, muestra en su último reporte, que data de mayo del 2017, que el mínimo estimado en número de muertes civiles, en Irak y Siria, en los dos años y medio de iniciados los bombardeos, oscila entre las 3.681 y 5.849 personas. Se presume que, de estos, por lo menos la mitad, son mujeres y niños.

El mes de marzo del presente año se convirtió en el mes con más muertes de civiles, víctimas de los bombardeos, desde el inicio de las operaciones de la Coalición en junio del 2014 (alrededor de 500 bajas civiles).

El rol de los Estados Unidos es fundamental para la Coalición, puesto que Washington tiene el liderazgo de la misma; desafortunadamente, la administración de Trump tampoco se percibe como una solución al drama humano: desde que asumió la presidencia el número de víctimas civiles, en los países árabes, se ha triplicado, de acuerdo con Airwars.

Los últimos bombardeos que se han ejecutado en Irak y Siria han dejado por lo menos 300 civiles muertos.  El 17 de marzo, en Mosul, murieron 105 civiles. Al respecto, una investigación realizada por el Pentágono reveló que los muertos sí fueron mártires de los bombardeos de la Coalición, pero culpan al Estado Islámico por instalar despensas de explosivos en el lugar bombardeado.

El Comando Central de los Estados Unidos afirmó en un comunicado que el bombardeo fue: “el medio más apropiado y más proporcional para neutralizar la amenaza y minimizar el daño colateral”.  No obstante, el objetivo del bombardeo de Mosul era eliminar dos (2) francotiradores del Estado Islámico, lo que quiere decir que la vida de cada yihadista estaba valorada en 52 y medio vidas civiles ¿A dónde queda la proporcionalidad?

Ahora bien, el bombardeo del 26 de mayo, ejecutado por la Coalición en la ciudad Al Mayadeen, Siria, dejó a 106 civiles muertos (de los cuales 42 eran niños).  El Observatorio Sirio de Derechos Humanos (SOHR, por sus siglas en inglés) dijo que las bombas fueron lanzadas sobre complejos residenciales donde se presume habitaban familiares civiles de los yihadistas (entre otros civiles), es decir que el principio de distinción fue ignorado sobremanera por la Coalición.

Es indispensable aclarar, sin embargo, que el hecho de compartir vínculos sanguíneos con los efectivos del Estado Islámico, NO significa la pérdida del estatus de civil (a menos que se demuestre que estos estén participando de las dinámicas de la guerra).

El SOHR también aseguró que estas últimas víctimas se suman a los 225 civiles muertos en Siria entre el 23 de abril y el 23 de mayo del 2017. Ésta cifra es la más alta desde que se iniciaron los bombardeos de la Coalición en Siria (el 23 de septiembre de 2014).

Los muertos en Irak y Siria ya no son puestos únicamente por el Estado Islámico, ni por sus gobiernos, pero también por quienes se proclaman “protectores de la democracia y los Derechos Humanos”. La situación de los civiles parece tender a empeorar por la falta de voluntad de los países para colaborar con, como lo declaró la ONU, “la crisis humanitaria más grande de los últimos tiempos”.

En un escenario donde parece que “el fin justifica los medios” (James Mattis, Secretario de Defensa de EEUU dijo sobre las muertes civiles que: “son un hecho de la vida cuando hay este tipo de situaciones”), no hay DIH que valga, aunque este sea un atisbo de justicia al que recurran las víctimas. El fin es eliminar al Estado Islámico y los medios, como lo muestran los hechos, consideran hasta la muerte de civiles.

@Maorios94

-.
0
1311
Richard Aguilar, detenido por corrupción pero con monumento a su ego

Richard Aguilar, detenido por corrupción pero con monumento a su ego

El invento de Tulio Gómez que revivió a almacenes La 14

El invento de Tulio Gómez que revivió a almacenes La 14

'Lula' de cara a la reconquista de Brasil y buscando desbancar a Bolsonaro

'Lula' de cara a la reconquista de Brasil y buscando desbancar a Bolsonaro

Con Encanto llegaron las flores colombianas a Corea y a Japón

Con Encanto llegaron las flores colombianas a Corea y a Japón

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus