¡Pilas! El "tusi" criollo es peligroso

Según análisis, la sustancia también conocida como cocaína rosada que venden en Colombia no es auténtica. La mezcla que se consigue es altamente riesgosa

Por: Julián Andrés Molina Menjura.
julio 09, 2019
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
¡Pilas! El

En Colombia se puede conseguir un polvo, generalmente de color rosado, pero también verde o azul, algunas veces con algún olor (generalmente vainilla) o sin él. Esta preparación suele contener una combinación de sustancias que de ninguna manera equivale o se asimilan a la sustancia auténtica reconocida como 2-CB (“two-ci-bi” cuando se pronuncia en inglés) o “Nexus”.

La sustancia auténtica

La bromo-2,5-dimetoxifeniletilamina o 2-CB es una sustancia pura, una feniletilamina psicodélica sintetizada por primera vez en 1974 por Alexander Shulgin. Su actividad suele estar sobre el orden de los 16 a 24 miligramos (la milésima parte de un gramo) lo que significaría que en un gramo de 2-CB auténtica habría entre 40 y 60 dosis. Es una sustancia incolora e inodora. Es una sustancia de difícil acceso, siendo la fuente más confiable de adquisición la compra directa por internet a través de la deep web.

La colombianada: el “tusi” criollo

El “tusi”, o “tusibí” colombiano, se dio a conocer en Colombia en el año 2002 a través de los medios de comunicación en donde se le referenciaba como “cocaína Rosada” por parte de las autoridades y una “droga de la élite” por parte de la revista Semana [1]. A partir de ese momento comenzaron a aparecer y a ser ofrecidos en el mercado una gran variedad de composiciones bajo esta denominación engañosa.

El “tusi o tusibí” no es bromo-2,5-dimetoxifeniletilamina o 2-cb

De acuerdo con algunos análisis preliminares y otros a través de equipos más especializados [2], se ha reconocido que el “tusi” en realidad una mezcla de ketamina con una gran variedad de sustancias tales como MDMA, MDA, N-metil MDA acetato, cocaína, cafeína, metanfetamina, tenamfetamina, brolamfetamina, hidroximetil furfural, aspirina, noreferdrina, N-acetilnorefedrina, Catina, fenacetina, Hiamina (terramicina), siendo la asociación de ketamina con MDMA lo más común.

Más recientemente la estrategia “Pereira info SPA - ¿Cuál es tu viaje” detectó a finales del 2018 en algunas muestras de “tusi” analizadas y de manera preliminar PMA y PMMA (parametoxianfetamina y parametoximetanfetamina) dos estimulantes especialmente fuertes y tóxicos. También se encontraron sustancias de la familia de las catinonas y piperazinas, potentes estimulantes con algunos efectos psicodélicos [3].

¿Por qué es tan riesgoso tomar “tusi” o tusibí” criollo?

  • En primer lugar, no resulta ser una sustancia auténtica, te están timando y no es posible informarse adecuadamente cuando la sustancia que crees estar tomando no lo es.
  • Su composición en el tiempo puede cambiar e involucrar cualquier tipo de sustancias mezcladas, exponiéndote a un mayor riesgo de efectos no deseados o intoxicación aguda. Ten en cuenta que otras sustancias como la cocaína y el MDMA tienen también sus propios adulterantes (lidocaína, tetracaína, levamisol, anfetaminas y otros) que también aportan a la toxicidad.
  • Resulta imposible predecir los efectos negativos en la salud o la toxicidad crónica (a largo plazo) de una mezcla de sustancias que ya tienen sus propios efectos tóxicos por separado cuando se toman de forma conjunta y frecuentemente.
  • La ketamina es una sustancia anestésica y disociativa que afecta especialmente la movilidad en altas dosis. Induce, particularmente, una alta tolerancia tras su consumo frecuente (se requieren grandes dosis de ketamina para conseguir el mismo efecto inicial) y su abuso está fuertemente relacionado con daño renal irreversible.
  • La combinación de ketamina con MDMA puede potenciar los efectos tóxicos de la ketamina a nivel renal. Los efectos estimulantes del MDMA podrían contrarrestar los efectos disociativos de la ketamina, lo que podría inducir a un mayor consumo en una misma toma, incrementando así los riesgos de toxicidad renal de la ketamina.
  • La presencia de estimulantes psicodélicos como las piperazinas o las catinonas pueden interferir con los efectos disociativos de la ketamina así como potenciar los efectos estimulantes del MDMA, haciendo más confusa la experiencia psicoactiva e incrementando el riesgo del daño renal asociado a ketamina.
  • La presencia de estimulantes fuertes y tóxicos como PMA y PMMA incrementa inmediatamente los efectos estimulantes y tóxicos del MDMA y podrían inhibir lo efectos disociativos de la ketamina, a la vez que en conjunto todas estas sustancias podrían incrementar el riesgo de intoxicación aguda y el daño renal asociado a ketamina y el MDMA. Es importante indicar que a nivel mundial ha habido varios reportes de muertes relacionadas al PMA y PMMA.
  • Algunos reportes de casos colombianos [4]  de intoxicación de personas que informaron en el servicio de urgencias haber consumido “tusi” requirieron hospitalización de 5 a 15 días. Presentaron en común cuadros de hipertensión y taquicardia que evolucionaron hasta arritmias cardiacas riesgosas. Deterioro de la función respiratoria y en uno de los casos hubo paro cardiorrespiratorio y edema pulmonar. También fue común el reporte de rabdomiólisis (daño muscular que libera mioglobina en sangre) y que suele terminar en daño renal (intoxicación de las células renales por la mioglobina), lo que se asocia frecuentemente a la intoxicación por MDMA.

Que no te engañen ni jueguen con tu salud

La mezcla de sustancias que componen el “tusi” criollo resulta ser una mezcla que puede cambiar de manera impredecible en el tiempo y su consumo es altamente riesgoso, especialmente a una alta frecuencia (más seguido) y alta intensidad (mayor cantidad). Es impredecible reconocer los daños que a largo plazo esta combinación de sustancias en tu salud mental y general. No existe ninguna forma segura de consumir una mezcla de sustancias tan variable en el tiempo y que no pueden identificarse con certeza sus riesgos.

Quienes elaboran y venden estas mezclas de sustancias no son ningunos "cocineros", son personas irresponsables que se lucran poniendo en un alto riesgo tu salud.

* CEDSS - Consultoría Especializada en Drogas, Salud & Sociedad en alianza estratégica con “Pereira-infoSPA - ¿Cuál es tu viaje?” recomienda no consumir esta mezcla de sustancias mal denominadas como “tusi”. Infórmate sobre cada una de las sustancias que aquí mencionamos, en caso de que también las consumas o decidas consumirlas por separado, recuerda que cada sustancia tiene sus propios efectos deseados, indeseados, sus riesgos y toxicidad y que toda combinación de las mismas incrementa dichos riesgos asociados.

[1] La droga 2CB, la 'traba' de élite

[2] Datos de CEDSS Consultores/Laboratorio de Análisis Instrumental del Departamento de Farmacia de la Universidad Nacional de Colombia sede Bogotá (2018).

[3] Datos de CEDSS Consultores, pendiente confirmación por parte del Laboratorio de Análisis Instrumental del Departamento de Farmacia de la Universidad Nacional de Colombia sede Bogotá (2019).

[4] Caicedo J, Berrouet MC, Saldarriaga JC. 4-bromo 2,5-dimetoxifeniletilamina (2CB) un riesgo en nuestro medio: serie de casos. Med U.P.B. 2016; 35(2):139-143. DOI:10.18566/medupb.v35n2.a08

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

-Publicidad-
0
5557

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus