Movilización, paz y violencia en Colombia

No dejarse llevar por los instintos de venganza permitirá no solo los avances buscados, sino permear a los medios de un discurso de paz, solidaridad y bien común

Por: Asier Tapia Gutiérrez
mayo 10, 2021
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
Movilización, paz y violencia en Colombia
Foto: Las2orillas / Leonel Cordero

El ciclo de movilización actual en Colombia, lejos de tener sus raíces en la regresiva reforma tributaria planteada por el Congreso se funda en cuestiones estructurales de desigualdad, injusticia social, carencia de oportunidades y absoluto rechazo de las mayorías sociales a una institucionalidad y una clase política, que lejos de emitir algún tipo de señal de empatía e interés ante tal situación continúa con sus prácticas corruptas y mafiosas ajenas a la realidad de aquellos, como ha quedado patente al presentar la citada reforma tributaria. La profundidad e importancia de sus fundamentos va a dificultar llegar a una salida dialogada a la circunstancia actual, más si tenemos en cuenta el éxito de hacer tumbado la reforma tributaria la respuesta mediante una fuerza desproporcionada de las fuerzas de seguridad del Estado.

Las elecciones del próximo año y un uribismo desgastado por la pésima imagen y gestión del presidente a lo largo de toda su presidencia venían alimentando rumores de todo tipo de estratagemas capciosas de este grupo a fin de no perder el poder. La situación supone, de este modo, el marco perfecto del uribismo para intentar hacer olvidar al nefasto presidente Duque mediante una violencia estatal que provoque un estallido social en clave de catarsis y el miedo de unas clases medias temerosas de una pérdida de calidad de vida, permitiendo todo ello erigirse al uribismo en garante de la seguridad con la continuación del tradicional discurso violencia estatal es violencia legal independientemente de la proporción y matiz de ningún tipo, exactamente el discurso que Uribe viene construyendo a punta de tuit enfervoreciendo las acciones desproporcionadas de la policía.

En esta compleja situación, trufada además de las diferentes especificidades y problemáticas particulares de cada región, resulta necesario reflexionar si los diversos objetivos de los manifestantes agrupados en torno al bien común se pueden lograr al estilo chileno con un cambio de la Constitución, no cejando en el empeño hasta que el gobierno acepte o bien conformarse con lograr algunas reformas, a las que pueda darse continuidad a partir de las elecciones del año próximo, si bien este último es un escenario que dada la velocidad e incertidumbre actual simplemente planteárselo suena quimérico.

Es difícil en momentos tan convulsos, dolorosos, injustos y desasosegantes como los actuales mantener la calma y tener mirada larga, pero resulta imprescindible responder con sonrisas ante el odio, con firmeza ante la violencia, provenga de donde provenga, y reivindicar una y mil veces de forma pacífica las justas reivindicaciones que han motivado las movilizaciones, sea cual sea la estrategia para alcanzar los objetivos. No dejarse llevar por los instintos de venganza permitirá no solo avances derivados de la misma movilización, sino permear a los medios de comunicación de un discurso de paz, solidaridad y bien común, que deslegitime la cultura de la violencia del gobierno y permita construir una institucionalidad y un Estado más fuerte y legítimo.

-.
0
100
Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
Nota Ciudadana
Video: Alicia Arango habla de algo peor que el Coronavirus

Video: Alicia Arango habla de algo peor que el Coronavirus

Nota Ciudadana
Mandela, la paz con un guerrillero

Mandela, la paz con un guerrillero

Nota Ciudadana
¿Indignación, violencia o conciencia?

¿Indignación, violencia o conciencia?

Nota Ciudadana
Señor Mujica, ¿a qué paz se refiere?

Señor Mujica, ¿a qué paz se refiere?