Opinión

Luchando se avanza, es lo que hacemos

Desde bachilleres excombatientes hasta proyectos productivos, actividades muy poco divulgadas por los medios se están desplegando para hacer realidad lo acordado en La Habana en materia de reincorporación.

Por:
diciembre 08, 2017
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
Luchando se avanza, es lo que hacemos
Graduación de 37 excombtientes de las Farc en Cali. Foto: Noticias de Cali, Valle y Colombia

Asistí días atrás a la ceremonia de graduación como bachilleres de un segundo grupo de indultados de Farc. La ceremonia se llevó a cabo en la sede de la Unad, en el barrio Restrepo de Bogotá. Me enteré que en el ETCR de Caño Indio, en Tibú, Norte de Santander se llevó a cabo por los mismos días la graduación de otro numeroso grupo de excombatientes.

Entiendo que en otros ETCR se cumplen también ceremonias semejantes. Ese hecho representa sin duda un importante logro del proceso de paz. De igual modo, en Facatativá, por cuenta de la UNP, recién comenzó el curso para escoltas, al cual fueron vinculados algo así como 400 excombatientes. Será el segundo curso de esa naturaleza que se cumple.

Hay en estos momentos un curso de Técnicos Agropecuarios, en el que más de 350 exguerrilleros enviados de sus respectivos espacios territoriales, se ocupan en esa especialidad que luego irán a poner en práctica en los proyectos productivos que se implementarán en sus áreas. También están programadas visitas a los ETCR con miras a la adquisición de tierras.

Para estas visitas se trasladarán a las regiones funcionarios de la Agencia Nacional de Tierras, en conjunto con técnicos del Consejo Nacional de Reincorporación que han venido acompañando el proceso. Se trata de que los Consejos Directivos de los ETCR coordinen con los propietarios de los terrenos las visitas a los predios donde se adelantarán los proyectos productivos.

Por su parte conocimos de la expedición del decreto 2026 de este 4 de diciembre, que reglamenta los Espacios Territoriales de Capacitación y Reincorporación, ETCR, creados mediante el Decreto 1274 de 2017. En él, entre otras cosas se garantiza a los exmiembros de FARC ubicados en los mencionados espacios servicios como la alimentación, la salud y la seguridad.

Por su parte, para cada ETCR fue nombrado un formulador de proyectos, contando con recursos del PNUD, los cuales viajaron a ellos en el mes de octubre, con el propósito de acompañar a los exguerrilleros en la estructuración de sus proyectos. Presentados estos y avalados por el Consejo Nacional de Reincorporación, procederá el giro de los 8 millones por cada excombatiente.

El argumento esgrimido por funcionarios del componente gubernamental en el Consejo Nacional de Reincorporación, a objeto de explicar la tardanza en el desenvolvimiento de todos estos trámites previstos en el Acuerdo Final, es el de que nada se podía hacer mientras no hubiera dejación de armas y esta sólo se completó de modo efectivo en el mes de agosto.

No se podía violentar la ley, pero una vez cumplido con el requisito de la dejación, se ha puesto en movimiento el engranaje para hacer posible la puesta en marcha de los proyectos productivos, lo cual implica la existencia de tierras donde puedan desarrollarse. Se tramita su adquisición por parte del Estado, para entregarlas luego en comodato a los excombatientes.

Hago referencia a todas estas actividades, muy poco divulgadas por los medios, con el propósito de hacer notar que se está desplegando una intensa actividad por parte del Consejo Nacional de Reincorporación, del que hacen parte también cuadros de Farc, con el propósito claro de hacer realidad lo acordado en La Habana en materia de reincorporación.

No sé qué de estas cosas pueda parecer infamante a los sectores empecinados a ultranza en revocar los Acuerdos. Hasta el proceso con las Farc, la llamada reinserción fue una actividad cumplida de manera individual. Esta vez fue distinto, la reincorporación se pactó para hacerse colectivamente, a un grupo que a la vez se convirtió en un partido político activo.

 

Hasta el proceso con las Farc, la reinserción fue una actividad individual.
Esta vez fue distinto, se pactó para hacerse colectivamente,
a un grupo que a la vez se convirtió en un partido político

 

 

Quizás sea eso lo que tanto les molesta. Que las Farc no se hubieran desgranado en miles de reincorporados que se difuminaran por todo el territorio nacional, sino que hayan luchado y conseguido que su carácter colectivo se mantenga, para que simultáneamente con las actividades productivas puedan obrar como una fuerza política legal organizada.

Para nosotros eso significa nuestra sobrevivencia física y política. Es cierto que todo esto es apenas un germen, pero si se consigue materializarlo, hondas perspectivas de transformación social y política pueden madurar en nuestro país. Paralelamente nuestro partido comienza a dar sus primeros pasos en vía a participar abiertamente en las próximas campañas electorales.

Inscribiremos pronto las listas de candidatos a las corporaciones públicas. Los inscritos al Senado y a la Cámara se abrirán en una actividad proselitista por gran parte del territorio nacional. Tal vez el sector más cavernario en el Congreso y en la corrupta política tradicional, se haya esmerado en destruir nuestra participación política o incluso la Jurisdicción Especial para la Paz.

Pero también es cierto que pese a las rabiosas dentelladas de sus fauces, no consiguieron frenar nuestras aspiraciones. Luchando se avanza. Es lo que hemos hecho, y lo que seguiremos haciendo.

 

Graduación de excombtientes de las Farc como bachilleres en Cali. Foto: Noticias del Valle

-Publicidad-
0
504
Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
Cuidado, callarán muchas cosas con el coronavirus

Cuidado, callarán muchas cosas con el coronavirus

Los afectados aquí seremos todos

Los afectados aquí seremos todos

El reinado de la incertidumbre

El reinado de la incertidumbre

El escándalo interesado contra la JEP

El escándalo interesado contra la JEP

Pensar y repensar, nunca hay que dejar de hacerlo

Pensar y repensar, nunca hay que dejar de hacerlo

Las Farc ante la prueba de la verdad

Las Farc ante la prueba de la verdad

Coctel venenoso, pésimo gobierno y paro armado

Coctel venenoso, pésimo gobierno y paro armado

La gente del presidente

La gente del presidente