Opinión

La valiente Peregrinación por la Vida y la Paz

Desarmados y vestidos de blanco, 2.000 exguerrilleros que le apuestan a la paz aun a riesgo de su vida, entrarán a Bogotá el 1N para reclamarle al gobierno el cumplimiento de los acuerdos

Por:
octubre 30, 2020
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
La valiente Peregrinación por la Vida y la Paz
Con su presencia y voz firme los exguerrilleros quieren recordarle al gobierno que antes que empeñarse en hacer trizas los Acuerdos de Paz, su deber constitucional es cumplirlos sin más dilación

Cuando el 16 de octubre corrió entre los integrantes del partido Farc la noticia del asesinato de Albeiro Suárez y su escolta conocido como Mandela, los dos excombatientes firmantes del Acuerdo de Paz y dedicados a trabajar por la reincorporación en el departamento del Meta, la irritación de todos alcanzó un punto máximo. Con ellos se llegaba a 234 firmantes acribillados.

La versión que corrió de los hechos no podía ser peor. Albeiro había sido citado por alguien perteneciente a las antiguas Farc y militante de las disidencias de Gentil Duarte, en un sitio muy conocido del corregimiento de la Julia, en el municipio de Uribe. Confiado, Albeiro partió al lugar con uno de sus escoltas, Mandela. Los dos fueron cobardemente asesinados.

Muy cerca de las márgenes del río Duda, un paisaje realmente impresionante por su belleza y que recuerda de algún modo unas playas marinas con la serranía de la Macarena como fondo, Albeiro había sido fundador de una Nueva Área de Reincorporación. En ella más de un centenar de excombatientes y sus familias edificaban su experiencia de reincorporación.

Nada podía explicar o justificar semejante crimen. Es cierto que el expediente más fácil consiste en culpar a los disidentes como responsables únicos de semejante hecho. Pero las cosas no podían quedarse así de ese tamaño. Unos meses atrás, Albeiro había tenido un diálogo con el presidente Duque, en Villavicencio, y este le había prometido todo el apoyo y protección.

Es que el punto 3.4 del Acuerdo Final es muy claro, el Estado se comprometió formalmente a desmantelar las organizaciones y conductas criminales responsables de homicidios y masacres, que atentan contra defensores y defensoras de derechos humanos, movimientos sociales o políticos o que amenacen o atenten contra las personas que participen en la implementación de los Acuerdos y la construcción de la paz, incluyendo las denominadas sucesoras del paramilitarismo.

Y ese compromiso, columna vertebral del Acuerdo de Paz y la reincorporación, no solo se planteó como un título, sino que contempló un conjunto de medidas y mecanismos para hacerlo posible. El punto 2 del Acuerdo Final estableció el Sistema Integral de Seguridad para el Ejercicio de la Política, que se entiende se une con las previsiones de este punto 3.4 del Acuerdo Final.

El Pacto Político Nacional, la Comisión Nacional de Medidas de Seguridad para el desmantelamiento de todas esas organizaciones criminales, la Unidad Especial de Investigación de la Fiscalía General de la Nación, la Integración del Cuerpo Élite con enfoque multidimensional en la Policía Nacional, la Instancia de Alto Nivel del Sistema Integral de Seguridad para el Ejercicio de la Política.

Todas son entre otras las medidas de seguridad y protección aprobadas. No existe entonces razón alguna para que los reincorporados se encuentren en tal estado de vulnerabilidad. Es por eso que decidieron iniciar una peregrinación hasta la ciudad de Bogotá desde la mayoría de los Espacios y Nuevas Áreas de Reincorporación dispersos en regiones lejanas del país.

Un número cercano a los 2000 exguerrilleros desarmados, vestidos de blanco y levantando banderas blancas entrarán a Bogotá el 1 de noviembre con el propósito de reclamar del gobierno nacional el cumplimiento de los Acuerdos. Todos siguen firmes con su palabra, condenan la violencia, le apuestan a la paz aun al riesgo de sus propias vidas.

 

A ellos se suman los reincorporados que entre otras causas, por la zozobra y los peligros de la reincorporación en las zonas rurales, emigraron a la capital del país y otras zonas urbanas. Con su presencia y voz firme quieren recordarle al gobierno nacional que antes que empeñarse en hacer trizas los Acuerdos de Paz, su deber constitucional es cumplirlos sin más dilación.

También desfilarán con los excombatientes, organizaciones sociales y políticas solidarias con el anhelo de paz para Colombia, que apoyan y defienden los Acuerdos de Paz. La gente buena de Colombia se conmueve con la sangría y se une al clamor por la vida y por la paz. Así se llamará la acción de los exguerrilleros, Peregrinación por la Vida y por la Paz.

Ya en desarrollo la idea, mientras buscaban buses y medios para trasladarse de sitios tan lejanos como el Putumayo, Arauca, la Guajira o el Chocó, tocando las puertas en alcaldías y otras dependencias, los firmantes de la paz recibieron otra amarga noticia. En el departamento del Cauca, en Balboa, y en el Meta, en ciudad Yarí, otros dos de ellos habían sido asesinados.

Del 1 al 5 de noviembre permanecerán los peregrinos en Bogotá, en una serie de actividades pacíficas que tendrán como centro la Plaza de Bolívar. En la tarde del primero se producirá su recibimiento, en el que esperan contar con mucho apoyo. El 3 tendrán su acto central con lectura de una declaración pública. Piensan en materializar un Festival por la Vida y por la Paz.

 

-.
0
300
Emcali, más allá de los dos escandalosos megacontratos

Emcali, más allá de los dos escandalosos megacontratos

Isabel Cristina Zuleta hizo de Hidroituango su causa y ahora está con los mineros de Antioquia

Isabel Cristina Zuleta hizo de Hidroituango su causa y ahora está con los mineros de Antioquia

Diomedes Díaz volvió a hacer el milagro

Diomedes Díaz volvió a hacer el milagro

El mejor colegio del país, La Quinta del Puente, cerrado por falta de alumnos

El mejor colegio del país, La Quinta del Puente, cerrado por falta de alumnos

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus