El cambio de la plaza de San Gil: capricho de Richard Aguilar

El gobernador de Santander hizo la obra con plata del gobierno nacional en contra de la gente. Los alcaldes de Itagüí y Roldanillo también hicieron lo propio

Por:
septiembre 23, 2015
El cambio de la plaza de San Gil: capricho de Richard Aguilar

A raíz de la nota El nuevo parque de Pamplona: el remedio resultó peor que la enfermedad, ciudadanos de distintas regiones advirtieron los desastres que se están realizando en sus ciudades por cuenta de la autonomía de los gobernantes locales. Algunos casos, como el del parque de Zipaquirá son obras concluidas que ya hicieron el daño. Otras que están en camino, como la remodelación del tradicional parque de Santa Fe de Antioquia le tienen las alarmas prendidas a sus pobladores y habría tiempo para detener una debacle si el Ministerio de cultura interviene,  porque se trata de ciudades con áreas de  conservación patrimonial.

Son tres las remodelaciones que están en proceso en las que puede repetirse la historia de Pamplona por cuenta de gobernantes modernizadores o con intenciones ocultas:  San Gil en Santander, Roldanillo en el Valle e Itagui. Las obras se están ejecutando en contravía de la gente que ha expresado de mil maneras su inconformismo en las que se comprometerán  importantes recursos, curiosamente en la recta final de sus administraciones.

El capricho de Richard Aguilar con la plaza La Libertad de San Gil

Richard aguilar en san gil

El 27 de julio de 2013 Juan Manuel Santos visitó San Gil para firmar el contrato Plan que le daría unos recursos de inversión aprobados por el Departamento nacional de planeación para la región. El acto se realizó en el parque la Libertad, lugar que impresionó a la comitiva presidencial por su arborización y la fuente que funcionaba desde hace un siglo. Poco duraría la imagen del bello parque centenario.

Santos en San Gil

Con los recursos del Plan Santander en la mano al gobernador Richard Aguilar se le ocurrió que había llegado la hora de su remodelación. San Gil ha sido un fortin político de la familia y fue en la cárcel de esa ciudad donde su padre Hugo Aguilar  pagó los primeros meses de prisión. En esa misma prisión estuvo el ex coronel del ejército Bernardo Ruiz Silva y sindicado por el asesinato de Alvaro Gómez Hurtado.

El gobernador Aguilar buscó al alcalde Alvaro Agon para compartir su iniciativa en quien encontró receptividad en contravía de los sangileños quienes han expresamente mayoritariamente su descontento con la modificación de su plaza.

El alcalde Agón del partido conservador tiene abierta una investigación de la Procuraduria por el caso de la Asociación de Vivienda Brisas del Porvenir, Asovibrisas, un proyecto de interés social que nunca se ejecutó que compromete cerca de 2.000 millones de pesos de recursos públicos. Aguilar y Agón están empeñada en derrochar $ 1350 millones en una supuesta remodelación innecesaria.

En Barichara el gobernador Aguilar intentó hacer lo mismo pero la rápida respuesta de la comunidad evitó la intervención. En San Gil no se contó tanta suerte. La administración Aguilar, sin previo aviso, cerró el parque y a comienzos de septiembre empezó la ejecución de la obra. La gente teme que las reformas conlleven a la tala de árboles para hacer parqueaderos como es tiene en mente el gobernador: disminuir el área verde para abrirle el paso al cemento.

A los Sangileños les duelen estos desmanes presupuestales frente a las falencias que tiene el municipio. Allí hay proyectos viales sin terminar, descuido que pagan los campesinos quienes sufren para sacar, por las trochas destapadas, sus productos al mercado. San Gil además carece de tratamiento de aguas y no hay un Hospital del Tercer Nivel que necesita con urgencia el pueblo.

****

La remodelación del parque de Itagui: cayeron los árboles, llegó el cemento por cuenta del alcalde Carlos Andrés Trujillo

3e2da-cierre-vial-cra-50

Cuando las primeras piedras del parque principal de Itagui se removieron en septiembre de 2014, los habitantes de este municipio vecino de Medellín pusieron el grito en el cielo, como escribe Malon Hernández.  La obra ascendía a los 28.500 millones de pesos y comprendía un pasaje peatonal para comunicar la plaza central con los tradicionales parques Obrero y Brasil.

Esta rabia se acrecentaría aún más cuando la obra fue entregada. El parque se reformó pensando en una modernización, que incluía talas de árboles y enbaldosinamiento de las áreas verdes, reformas que se hicieron argumentando que de esta manera se controlarían  los drogadictos y delincuentes que quedarían en evidencia. A las pocas semanas de ser reinaugurado el lugar se empezaron a aparecer los problemas: los adoquines y los muros que los rodean presentaban las primeras grietas.

Pero ahí no terminaría el problema. En diciembre del 2014 empezaron las obras en el parque el Brasil. La remodelación no iba a durar más de tres meses. Diez meses después las reformas están parados y se ha presentado el abrupto despido de más de sesenta obreros. La comunidad dice estar cansada del polvo, de ver como abren un hueco, lo tapan y después lo destapan. En el pueblo crece el rumor que ya no queda plata del presupuesto inicial y que los cráteres adornarán las emblemáticas carreras 50 y 51, provocando monumentales trancones. Lucas Alberto Espinoza Toro, secretario de infraestructura del municipio justifica los problemas constructivos en las condiciones del lote que según él cuenta con un alto nivel  freático. Las denuncias se hacen oir a través de las redes sociales y reportajes en el periódico de El mundo confirman el  malestar ciudadanos. Los comerciantes del sector ya están hartos y están viendo como la clientela disminuye progresivamente por cuenta de los taladros, la retroexcavadora y el polvo que, como una nube, flota y se expande en la ciudad.

Aunque los habitantes de Itagui encuentran en su alcalde Trujillo un mejor gobernante que el anterior Gabriel Jaime Cadavid quien terminó suspendido por la Procuraduría por malos manejos en la contratación pública,  urgencias como el acceso de agua potable a sus corregimientos, siguen vivas y más cuando probablemente va a dejar, al terminar su período, la mega obra inconclusa y el centro de Itagui en caos.

****

Roldanillo se quedó sin parque central del alcalde Julian Cabrera

ParqueGuerrero2

Antes del 2003 los roldanillenses vivían felices con su parque central. Las acacias los protegían del sol del Valle del Cauca y los niños se bañaban en el agua empozada de la pila. Ese año se dio la primera reforma en la que se reemplazaron  las zonas verdes por el adoquín que a los pocos meses empezó a despegarse. Se le volvió a meter mano pero el resultado nunca fue el esperado.

cabrera-berraco

Foto: tomada del grupo de Facebook: "NO más reformas al parque Guerrero"

Cuando la comunidad ya se había vuelto a apropiar de su plaza, vino una nueva intervención por parte del alcalde Julián Alberto Cabrera. El parque amaneció repentinamente cercado por mallas verdes con las obras de una nueva remodelación en marcha cuyos costos ascenderían a los $1.000 millones de pesos, ya estaba en marcha. Los plantones de los habitantes no se hicieron esperar como ha reportado constantemente el blog local 15minutos blogspot. La obra ya lleva varios meses de retraso y Roldanillo perdió un espacio que formaba parte de su vida cotidiana para los encuentros y escampar del ardiente sol del Norte del Valle.

-Publicidad-
0
9130
Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
El creativo negocio de las barras bravas del Cali y el América

El creativo negocio de las barras bravas del Cali y el América

Nota Ciudadana

"Presidente, no somos un cartel": azucareros del Valle

Los tentáculos de Clementina Vélez, la concejal más antigua de Cali

Los tentáculos de Clementina Vélez, la concejal más antigua de Cali

En el Valle, artistas callejeros tendrán su diploma

En el Valle, artistas callejeros tendrán su diploma