La realidad sobre el modelo de Metro de Peñalosa

Fabio Arevalo defiente la propuesta de metro elevado del alcalde de Bogotá: "es un sistema innovador"

Por:
mayo 20, 2016
La realidad sobre el modelo de Metro de Peñalosa
Los metros subterráneos se concibieron en el Siglo XIX y la mayoría de estos sistemas en el mundo se desarrollaron hace más de 100 años (Madrid, París, Munich, Moscú, Londres, etc). El metro de Londres funciona tanto por encima como por debajo de la tierra en toda el área del Gran Londres. Es el sistema de transporte de este tipo más antiguo del mundo. Entró en funcionamiento el 10 de enero de 1863 y sus secciones más antiguas completaron 150 años de haber entrado en operación en 2013. Siendo el ejemplo más clásico, sus tramos más modernos y contemporáneos ya no son subterráneos. En Colombia el Metro de Medellín es aéreo y pocos dudan que sea la marca de esta ciudad convertida en verdadero hito a pesar de su costo.
Nadie discute el éxito que en su momento tuvieron los trenes bajo tierra para la movilización eficiente de miles de pasajeros. Pero hoy la gran mayoría ya migraron a un modelo mixto (bajo y sobre superficie) adaptándose a las exigencias modernas y a unas condiciones de salud pública, para que la gente no permanezca mucho tiempo en sótanos, la mayoría muy insalubres.
La propuesta del alcalde Enrique Peñalosa para Bogotá va mucho más allá. Pero tal vez siga sin entenderse entre un sector de los medios y la opinión pública, posiblemente por falta de una mayor información ciudadana y de una buena didáctica en construcción.
Más que hacer solo un medio masivo de transporte, el alcalde bogotano propone una intervención urbanística innovadora que ofrezca otro modelo de ciudad. Es decir aprovechar esta gran oportunidad de avances en movilidad para brindar nuevos entornos de desarrollo humano y urbano como parques, generosas vías peatonales, ciclorrutas, jardines infantiles, alamedas, escenarios deportivos, espacios de encuentro ciudadano, cafés, bancos, cajeros, zonas de información, áreas comerciales, etc., que irían obligatoriamente de la mano del sistema Metro de superficie o al menos articulados a este nuevo desarrollo.
El desafío de esta intervención urbana es tan incluyente y unificadora que mejoraría sustancialmente los entornos, a diferencia de las moles de autopistas y puentes elevados que los deterioran, además de segregar las ciudades devaluando sectores urbanos vitales. La valorización de las zonas de impacto sería muy importante, por la concepción de "Ciudad Anatómica" sobre la cual Peñalosa ha aceptado apoyarse y que aun escasamente se conoce públicamente. Es un novedoso 'software' urbano que se implementaría para enriquecer la vida humana y edificar un modelo de ciudad innovadora.
Dignidad y respeto por el público
El espacio público es para el respetable público. Pero debe tener condiciones excepcionales de dignidad, respeto, funcionalidad, seguridad, fácil acceso, posibilitando la participación y desempeño activo de la mayoría de personas. La nueva propuesta de metro aumentaría generosamente la cantidad de espacio público útil y participativo. Habría un nuevo concepto de inclusión, integración y democracia, donde la dignidad sería su principal sustento. La igualdad con justicia social, donde los más vulnerables tendrán prioridad, permitiría intervenir las odiosas clases sociales con privilegios y acercar a los ciudadanos más pobres a la recuperación de sus derechos vulnerados.
Metro aéreo: una intervención en salud pública
Este formato ofrecería parcialmente una Bogotá distinta y novedosa con mejor calidad de vida. Se contaría con muchas áreas más de servicio público, generosas zonas para el ocio y la recreación, seguridad para el disfrute del espacio público, etc. Pero hay algo que pocos ven: una gran intervención en salud pública ya que este modelo estimularía una mayor actividad física entre buena parte de los ciudadanos con otros valores agregados. Con la gran extensión y área Metro se posibilitaría para sacar a tantas personas que se ven obligadas a guarecerse o refugiarse en los centros comerciales.
La gente sería menos sedentaria ya que la zona Metro ofrece un modelo de ciudad anatómica, es decir más compatible con la propia naturaleza fisiológica de los seres humanos que estimularía el caminar con seguridad, pedalear para desplazarse con bajos riesgos, uso de generosos espacios abiertos, mayor actividad deportiva, más contacto con el aire libre, menos encierro y claustrofobia (propia de los trenes subterráneos), espacios de encuentro y convivencia de calidad, más empleo del propio cuerpo y mayor sensación de libertad. Igualmente reducción de los niveles de estrés nocivo y mayor sensación de relajación.
En síntesis esta propuesta debe conocerse como es debido en toda su dimensión, para que la ciudadanía la valore con justicia y objetividad. De lo contrario estamos supeditados a tanto riesgo de desinformación, que nace más por pasiones partidistas, ideologías opuestas, celos o animadversiones por el contrario en el ejercicio político. Pero hay que reconocer que ha faltado articular un poco más una pedagógica e incluyente estrategia de medios, que a pesar de los esfuerzos (y del profesionalismo del equipo de comunicaciones) aun tiene inconvenientes en la actual administración en lograr una importante empatía ciudadana.
Pero una vez que se conozca en toda su realidad y dimensión, el proyecto Metro para Bogotá (que esperaríamos se cumpla como se ha previsto), no dudamos que la gran mayoría de la ciudadanía lo acogerá, aceptará y acompañará. Estamos seguros que de por medio hay una gran intención por el desarrollo avanzado de Bogotá, pero más aun por ofrecer, especialmente a los sectores vulnerables u olvidados, espacios que hagan felices a muchos ciudadanos.
Apostilla: En próximo artículo revisaremos y analizaremos los estudios científicos sobre el impacto en la salud pública de los metros subterráneos.
-.
0
5979
Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
Nota Ciudadana
En el Bronx hasta los policías se acostaban con niñas

En el Bronx hasta los policías se acostaban con niñas

Nota Ciudadana
Cundinamarca dice

Cundinamarca dice "integración sí, pero no así"

Nota Ciudadana
Galán es el man

Galán es el man

Nota Ciudadana
Candidatos a la alcaldía de Bogotá: piensen más allá de la movilidad de los carros

Candidatos a la alcaldía de Bogotá: piensen más allá de la movilidad de los carros