Iván Duque: un tinterillo disfrazado de presidente

La polémica defensa al director de la Dian, la lavada de manos sobre la huida de Aida Merlano y las declaraciones sobre el tema del aborto lo dejan mal parado

Por: Edison Fernando Garnica Bolívar
febrero 28, 2022
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2orillas.
Iván Duque: un tinterillo disfrazado de presidente
Foto: Archivo particular

En respuesta a la reciente columna escrita por el reconocido Gustavo Álvarez Gardeazábal en este portal sobre la duda de si Iván Duque estudió derecho, solo puedo decir que el estrato alto, estudiar en una universidad elitista, puede ser un palancazo para llegar a ser presidente de la república sin tener mucho mérito (eso, y tener redes de compra de votos y aportes de procedencia ilícita), pero no compra talento, ni carácter, ni el cerebro, y para la muestra un botón: Iván Duque Márquez.

Al respecto, el señor Álvarez Gardeazábal (a quien respeto por su carácter crítico) resaltó tres hechos que connotan de que el título de abogado del subpresidente es solo un simple cartón decorativo para la pared. En primer lugar, la polémica defensa en público que el submandtario le hizo al director de la Dian Lisandro Junco Riveira, quien confesó haber abierto una cuenta en Delaware (el paraíso fiscal donde podrían estar los setenta mil millones perdidos de la licitación de centros poblados) para evadir impuestos, al afirmar que eso no era delito, como si no supiera que existe la evasión de impuestos ni la evasión fiscal como delitos.

En segundo lugar, la cuestionada declaración en torno a la audiencia virtual de la Corte Suprema de Justicia en el caso de Aida Merlano, en la que el submandatario aseveró que "esa señora se le voló a la Corte Suprema, no se me voló a mí", ignorando que fue al INPEC (una entidad adscrita del Ministerio de Justicia, en la cual el mismo presidente de la república es la suprema autoridad administrativa) al que se le voló la exsenadora. Y en tercer lugar, su cuestionada afirmación en torno al tema de la despenalización del aborto en la cual afirma que "los grandes temas de la sociedad no deberían ser decididos por un grupo de cinco personas que pueden tener mayoría en una corte", ignorando una como otras veces el principio de separación de poderes.

De manera precisa, Álvarez Gardeazábal nos connotó tres casos en los que se podria poner en duda la preparación universitaria de Duque en materia de derecho, y al mismo tiempo nos pone a cuestionar si en verdad Alvaro Gomez Hurtado, uno de los catedráticos más ilustrados que pudo tener el país y la universidad Sergio Arboleda en el pasado, considerado el mayor defensor del Estado de Derecho en Colombia y de quien Duque se ufana de ser su alumno, habría aprobado en su clase a una persona cuya interpretación de las leyes es bastante deficiente y cuya gestión administrativa en estos cuatro años se ha encargado de básicamente de atentar contra el imperio de la ley.

Respecto a la crítica hecha por Álvarez Gardeazábal, debo decir que es en si muy acertada y que también se sustente empíricamente en otros hechos que vale la pena recordar, donde demuestra el poco conocimiento del submandatario en materia de derecho público:

  1. El haber promovido y sancionado la ley de cadena perpetua para violadores y asesinos de niños, una medida no solamente populista y considerada poco o nada eficiente, sino anticonstitucional, principalmente por contener vicios contra el orden constitucional al suprimir básicamente el artículo 34 de la carta magna en el cual señala que se prohíbe la prisión perpetua, por lo cual fue tumbada meses después por la corte constitucional.
  1. Sancionar una ley que daba vía a la reactivación de la fumigación con glifosato, la cual a concepto de la misma Corte Constitucional, violaba " los derechos fundamentales al debido proceso, a la participación, a la consulta previa y de acceso a la información de los demandantes", toda vez que también atentaba contra los acuerdos de La Habana en el tema de la sustitución de cultivos.
  2. Los infundamentados cuestionamientos que Duque ha hecho al trabajo de organizaciones de derecho públicoiInternacional en materia de derechos humanos como la ACNUDH, la CPI o la CIDH, en los cuales han dictaminado una fuerte crisis de violaciones de DD.HH. en el país y han hecho critica al poco enfoque de las politicas públicas de su administración en esta materia, al afirmar públicamente que son "un entrometimiento a la soberanía", desconociendo practicamente el principio de universalidad que posee los DD.HH.
  3. El reciente caso publicado por Noticias Uno de un posible desacatimento judicial hecho por Duque, al no responder en términos de la ley un derecho de petición hecho por el ciudadano Mauricio Gonzalez Moreno en mayo del año pasado, en la que exigia su renuncia ante el mal manejo del submandatario durante el paro nacional del 2021. Dicha petición no ha sido contestada desde entonces.

Podría pasarse un buen rato tratando de ver cuántas veces Iván Duque Márquez ha realizado interpretaciones legales erradas o actuaciones contra el orden legal, pero solamente uno de seis hechos mencionados nos demuestra el desconocimiento parcial del submandatario no solamente en temas legales sino de la misma estructura del Estado, y es que incluso su desconocimiento llega hasta el campo economico, al afirmar que hay un crecimiento economico sustancial, ignorando por completo el alza de indicadores de pobreza monetaria y multidimensional y desigualdad, sin decir de su errada política internacional, en la que pareciera que quiere meter al país al un conflicto bélico internacional e incluso transcontinental.

Muchos literarios y estudiadores del Estado como Foucault han explicado metafóricamente el funcionamiento y manejo de un gobierno con el ejemplo de la navegación de un barco, donde el capitán debe conocer a detalle lo relacionado a su embarcación, su dirección, tripulación y demás. Sería este un perfecto ejemplo para explicar cómo la inexperiencia de Iván Duque ha ocasionado que el barco que ha manejado por cuatro años esté a punto de encayarse o hundirse de manera constante.

Sin ánimo de ofensa, pero con ánimo de una crítica despectiva, podría responder la duda de don Gustavo Álvarez haciendo una comparación a modo de parodia, de que en su época de estudiante universitario Iván Duque estudió seis semestres en la San Marino, perdón, en la Sergio Arboleda para como modificar la ley, pero le faltaron los otros seis semestres para entender cómo se fundamenta la ley misma.

En sintesís, Iván Duque es el ejemplo claro de que estudiar en una universidad de élite no es sinónimo de gran talento, y de mérito, si no se tiene capacidad ni criterio propio para moldear el conocimiento, y de que los mediocres con poder y con poco o nada de conocimiento son nocivos para la democracia.

Recientemente, los reveladores audios de las conversaciones de María Fernanda Cabal con un oficial retirado, en la que califica a Iván Duque como el cargamaletas de su patrón Álvaro Uribe Vélez, nos deja entrever que incluso su partido de Gobierno no tolera su obtusa gestión y conocimiento. En cierta forma Cabal le dió un calificativo directo a un supesto profesional como Duque, aunque en términos un tanto mas despectivos y considerando la fasinación del submandatario por usar disfraces ya sea de viejito, de indígena, de policía, de ruso o de diplomático, puede decirse que Iván Duque es un tinterillo disfrazado de presidente.

-.
0
1100
Regala hasta Mercedes Benz: Los milagros que está haciendo Diomedes Díaz desde su tumba

Regala hasta Mercedes Benz: Los milagros que está haciendo Diomedes Díaz desde su tumba

El infierno del cuidador de los animales de Pablo Escobar:

El infierno del cuidador de los animales de Pablo Escobar: "Si se muere un delfín te mato"

Las tres vidas de Norberto, el peluquero más famoso de Bogotá

Las tres vidas de Norberto, el peluquero más famoso de Bogotá

Bin Hammam, el millonario que a punta de sobornos compró el Mundial para Qatar

Bin Hammam, el millonario que a punta de sobornos compró el Mundial para Qatar

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus