En Buga, los animales tienen Concejal

Para lograr su curul, Limbania Cobo Calero, invirtió solo 4 smmv en una campaña animalista que logró convencer a los bugueños

Por: Andrea Sanclemente
enero 23, 2020
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
En Buga, los animales tienen Concejal

La Ciudad Señora de Colombia, Guadalajara de Buga - Valle del Cauca, continúa avanzando en la defensa de los animales, esta vez, los ciudadanos han elegido un concejal para que defienda sus intereses.

Se trata de Limbania María Cobo Calero, una mujer de 50 años de edad, proveniente del Corregimiento de Monterrey, zona rural del municipio de Buga, hija de José María Cobo un aguerrido agricultor y Mariela Calero, profesora rural; Tiene tres hermanos, cuatro sobrinos y un hijo adolescente.

Creció en contacto con la naturaleza y las costumbres del campo, perdió a su madre a los 11 años de edad, hecho que manifiesta influyó en su forma de percibir la vida; realizó estudios de secundaria en perímetro urbano del municipio, quince años atrás, volcó su accionar a la defensa de los animales; inició como rescatista de animales de compañía (caninos y felinos), formó Hogar de Paso Simona donde rehabilitó a decenas de animales abandonados y maltratados; posteriormente incursionó en el activismo animal, en espacios de participación ciudadana en torno a la defensa de los animales; fue veedora ciudadana de los recursos públicos destinados a ellos; promovió movilizaciones sociales en beneficio a la protección animal; por convicción decidió sacar los animales de su alimentación.

Su voluntariado a favor de los animales, le valió el reconocimiento y aprecio de la ciudadanía, en las pasadas elecciones locales decidió presentar su nombre en la lista al Concejo por el Partido Verde; los ciudadanos la respaldaron y hoy tiene bajo su responsabilidad la curul de los animales en Buga. La inversión en su campaña política no superó los 4 smmlv, su material publicitario fue escaso en comparación con otros candidatos, no tuvo padrinos políticos ni estructura política que le garantizara el triunfo, llega al Concejo con 705 votos.

En un municipio de 127.545 habitantes, categoría 2, alrededor de 181 ciudadanos adheridos a 14 Partidos y/o Movimientos Políticos, con una participación del 58,76% de sufragantes sobre el potencial electoral, se disputaron las 16 curules disponibles en Buga, de las cuales, 8 concejales repitieron periodo, y se renovaron 8 lugares para el periodo 2020-2023, entre ellos, el que hoy ocupa una mujer de origen campesino con la bandera de la protección animal.

Hecho histórico para los defensores de los animales en Buga, quienes poco a poco han ido ganando diferentes espacios para la inclusión y fortalecimiento de los animales en la agenda pública local; la elección de un concejal bajo esta bandera no causa sorpresa, era el inevitable paso de una comunidad que día a día amplía su consideración hacia otros seres sintientes, sumado a las acciones de incidencia que han venido desarrollando en los últimos 10 años, a las acciones de movilización, sensibilización y voluntariado operativo de los últimos 25 y a la plena identificación de la necesidad de atender y tomar las riendas de las decisiones que afectan a los otros, aquellos que históricamente han sido invisibilizados, maltratados y violentados, los animales.

Sin duda, la ciudadanía pedía un líder que representara la causa animal en una instancia de toma de decisión política, encontrando en la entonces candidata al Concejo, Limbania Cobo, todos aquellos atributos éticos que personificaba y ejemplificaba las acciones cotidianas de la ciudadanía en pro de los animales, se sintieron identificados con su forma de realizar voluntariado, cercana a ellos y a los intereses de los animales; y es que describir quién es ella, cuál es su personalidad y que ha realizado por el tema animal en el municipio, tomaría varías escritos, ha sido la suma de pequeñas pero múltiples acciones diarias, que hoy la llevan a ser llamada “la concejal de los animales en Buga”.

Desafíos en lo social y en lo político tendrá muchos, en la experiencia que se avecina se medirá más que su desempeño, la madurez de la causa animal en Buga que requiere de ciudadanos preparados, solidarios y acompañantes de esta curul; ciudadanos que logren identificar cuál será el rol que debe jugar la concejala, sus límites y alcances, es imprescindible que por los siguientes cuatro años la base social esté activa y dispuesta a trabajar en conjunto con el nuevo brazo político de la causa animal en el municipio, a ella  por supuesto, le corresponderá con el apoyo ciudadano desarrollar las propuestas de su Campaña. Al interior del Corporado será otro asunto, allí además de sus funciones por Ley, tendrá que sumar simpatizantes a la causa; tener la habilidad de tensar sin romper relaciones cuando de defender a los animales se trate; adaptarse a un nuevo escenario y a sus prácticas; Sumar debe ser la consigna.  Sin mencionar que aún antes de tomar posesión del cargo, un compañero de su propio Partido, demandó su curul, otro tema del cual deberá a la inmediatez encargarse.

Para su gestión de Concejal, tiene como ventaja un Alcalde que incluyó el tema animal en su Programa de Gobierno, base para el posterior Plan de Desarrollo, cuenta con compañeros concejales que han manifestado abiertamente su disposición de respaldo a la causa animal,  y tiene sobre qué trabajar, recordemos que en los últimos años, Buga ha presentado avances significativos en protección animal con su creación de un Centro de Bienestar Animal manejado con recursos públicos, el funcionamiento de una Junta Municipal de Protección Animal, la inclusión de los animales en los dos últimos planes de desarrollo, la puesta en marcha de una Política Pública de Protección Animal, la inclusión de los animales en las políticas públicas de Participación Ciudadana y Desarrollo Rural; la representación del sector animal ante el Consejo Territorial de Planeación Municipal, entre otras. A lo anterior se suma, que el Valle del Cauca cuenta con una diputada electa por la bandera animal, Catherine Morales, formula de la concejala en Buga. Se espera así, continúen los avances de Buga en los asuntos relacionados con la defensa, la protección y bienestar de los animales.

El pasado 02 de enero se dio la posesión e instalación de sesiones ordinarias del electo Concejo Municipal de Buga, la Concejal Limbania en su discurso ratificó su compromiso y gratitud con los animales, su disposición a trabajar desde el amor y el respeto con los demás corporados, argumentó que la responsabilidad de los animales es de todos, lanzó la frase que apropio años atrás “Unidos somos más” y finalizó con un ¡viva! para los animales.

¡En Buga, pelos, patas y colas celebran!

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

-.
0
1300

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
Colombia baja seis puntos en el ranking Doing Business

Colombia baja seis puntos en el ranking Doing Business

Nota Ciudadana
Caricatura: Que no cunda el pánico

Caricatura: Que no cunda el pánico

Nota Ciudadana
Cuatro aplicaciones de transporte que podrá utilizar tras la salida de Uber

Cuatro aplicaciones de transporte que podrá utilizar tras la salida de Uber

VIDEO:

VIDEO: "No confiamos en la imparcialidad de la justicia penal militar"