Del ENCOVI-19, el racismo y la arrogancia de Trump

Algunas reflexiones sobre los hechos más sonados de los últimos días

Por: JUAN CARLOS ESPINEL
junio 03, 2020
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
Del ENCOVI-19, el racismo y la arrogancia de Trump
Foto: Fibonacci Blue - CC BY 2.0

Primero

La COVID-19 es un acrónimo inglés de coronavirus disease 2019, que en español se traduciría como "enfermedad por el nuevo coronavirus del 2019". Por eso es la COVID, nunca el Covid, porque no se refiere al nuevo coronavirus sino a la enfermedad que este ocasiona.

Si ni siquiera se originó en Estados Unidos o Inglaterra (ya que nadie quiere asumir la paternidad del virus) y no es un nombre propio, sino, como ya se dijo, una abreviatura, no habrá razón para que los hispanohablantes sigamos diciéndole su nombre en inglés, COVID-19.

En consecuencia, a partir de ahora proponemos que, como Juanes, hablemos en español, y la llamemos en nuestro idioma materno, la ENCOVI-19.

ENCOVI es a COVID lo que SIDA es al AIDS.

Me uno a la campaña viral #hablemos en español y por eso, al igual que muchos, diré en el idioma de Cervantes la ENCOVI-19.

Segundo

Mataron a un ciudadano negro en Minneapolis. Este al parecer fue asfixiado por un policía blanco que había sido compañero de trabajo del desafortunado de cujus, guarda del orden aquel, que, a pesar de tenerlo reducido, esposado y tirado en el piso, tal vez pretendió humillarlo en razón de su color de piel y la mal llamada supremacía blanca en el país dizque de las libertades del mundo, pero se le fue la mano.

Tercero

Un presidente racista y xenófobo al parecer olvidó que la generación anterior a él en su familia también era de inmigrantes, igual que las dos esposas que oficialmente ha tenido, pues hasta la actual primera dama que le acompaña no es nacida estadounidense. Y el desprecio que demuestra por los que no tienen blancorojiza la piel o el cabello rubio y los ojos claros, o los que nacimos debajo del río Grande que le birlaron a México hace casi 200 años, ya se pasó de la raya.

Y por eso las protestas que seguramente confirmarán el gran error de quienes siendo afros o latinos votaron por un organizador de reinados de belleza y constructor de torres, cuyo único mérito para alcanzar dudosamente la presidencia del mundo es haberse salido con la suya para ponerle la fresa al pastel de su egolatría. Ellos hoy deben estar más arrepentidos que el pez que mordió el anzuelo. Al menos queda el consuelo que el mal manejo de la pandemia y del país, junto con la muerte de George Floyd, parece evitará ser reelegido. Ojalá esta vez los gringos tengan más cerebro al escoger quién nos gobierna a todos, pues esa es su responsabilidad.

Y para terminar, qué triste que el gobierno del presidente Duque no haya distribuido los recursos de manera directa a los emprendedores, pymes y público afectado por la ENCOVI-19, pues los bancos que son los intermediarios, igual que siempre, han mostrado un mezquino espíritu que en un país serio con un presidente humanista ya le hubiera obligado a actuar en defensa de las mayorías.

No solo no han irradiado los dineros que se necesitan para reactivar la economía, sino que en muchos casos, ni han transferido las rebajas de intereses que el banco central les ha dado a ellos, y ponen demasiados obstáculos para irrigar la plata que es de los colombianos.

No se entiende la farsa, pues habiendo un banco oficial como el Agrario y bases de datos oficiales, y un fondo de garantías que en vez de respaldar los privados podría hacerlo con el público, se insista en el viejo modelo que se usa también en peajes y TransMilenio: el Estado pone la plata, traducido: los colombianos ponemos la plata, los privados la “administran” y se quedan con las ganancias.

Jugoso negocio que es otro tipo de corrupción pero más pulida, estilizada, perfeccionada…

Al menos López en Bogotá va a montar empresa pública para TransMilenio y así Peñalosa y sus secuaces van a perder una tajada del negocio.

Mientras persista el racismo, la explotación del hombre y esta dirigencia inhumana, de verdad que la humanidad está mal. Pero la culpa es de quienes eligen mal y de quienes ni siquiera votan, permitiendo que petustes remedos de políticos lleguen a gobernar las naciones. Como decía alguien: cada pueblo en últimas tiene lo que se merece. Y si no, ¿cómo se explica que reelijan a Peñalosa sabiendo que fue mal alcalde la vez primera?

Ejemplo cientos podríamos dar de esto. Después ya no quejen, pues luego de sacado el ojo no hay Santa lucía que valga.

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

-Publicidad-
0
200

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
Nota Ciudadana
El espectáculo grotesco del histrión que declina

El espectáculo grotesco del histrión que declina

En redes
En menos de dos días muere tercer trabajador de salud por COVID-19

En menos de dos días muere tercer trabajador de salud por COVID-19

Timonazo del Crepes & Waffles para que la cuarentena no los reviente

Timonazo del Crepes & Waffles para que la cuarentena no los reviente

Los Steelworkers: la poderosa máquina sindical de Norteamérica

Los Steelworkers: la poderosa máquina sindical de Norteamérica