De ser azotados por el conflicto a apostarle al ecoturismo

De cara a la paz, los campesinos de la vereda La Cristalina del Lozada buscan nuevas alternativas de vida

Por: Miguel Ángel Barahona
mayo 29, 2018
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
De ser azotados por el conflicto a apostarle al ecoturismo

Durante el conflicto armado, La Cristalina del Lozada, vereda que se encuentra entre los municipios de San Vicente del Caguán y La Macarena, fue escenario de los cientos de combates que hubo entre las Farc y el Ejército de Colombia.

Esta fue una zona donde el conflicto armado y social impidió el desarrollo de actividades económicas y sociales que fortalecieran el progreso de la vereda y la región como tal. Además, es una vereda donde la única presencia del Estado se daba a través de la concurrencia de militares fuertemente armados dentro de los solares de las casas de los campesinos y a través de los helicópteros que, cuando no venían abasteciendo a sus tropas, llegaban en las noches bombardeando. Años de zozobra se vivieron en medio de la guerra.

Pareciera que hoy, después de tanto, está abierta una ventana por donde podrían entrar todas aquellas necesidades básicas que durante el conflicto nunca fueron cubiertas, y la posibilidad de que el Estado haga presencia con algo más que armas; sin olvidar la esperanza de que por sí mismos puedan construir una región a la altura de sus sueños y aspiraciones.

Ejemplo de lo anterior es la apuesta que, desde hace unos años, vienen realizando las comunidades campesinas de más de veintiún veredas de ambos municipios, articulando trabajo con más de ochocientas familias productoras de leche a través de métodos agroecológicos como el sistema silvopastoril.

Así mismo, el ecoturismo también es una opción de vida para cientos de campesinos y campesinas que ven en el recorrido de rutas ecológicas, construidas por ellas mismos, la mejor manera de enseñar la amplia biodiversidad de la región, a la vez que se es amigable con el medio ambiente. Así posibilitan que muchas más gentes se sientan interesadas en visitar la comunidad y en construir puentes que articulen a ese sector de la sociedad que ha estado, por tanto tiempo, fuera del debate público y de la construcción de ejercicios democráticos amplios en donde se ponga en juega el futuro de las comunidades, los territorios y las regiones.

-.
0
220
Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus