Buscando matrícula cero, los estudiantes se tomaron el Tecnológico de Antioquia

Ellos creen firmemente en su lucha y por ello no piensan retroceder ante las intimidaciones que puedan recibir. Están enfocados en conseguir su objetivo

Por: Angélica Guerra
agosto 05, 2020
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
Buscando matrícula cero, los estudiantes se tomaron el Tecnológico de Antioquia

La actual crisis socioeconómica ha dejado en evidencia la precariedad del sistema de salud, la economía, el trabajo y en general de las condiciones necesarias para una vida digna. Así mismo, la educación se ha visto enfrentada a un sinnúmero de trabas para avanzar con el proceso formativo de los estudiantes. Por eso hoy, el TdeA (Tecnológico de Antioquia), el Politécnico Jaime Isaza Cadavid, la Unal y varias otras IES del país se están uniendo a un movimiento estudiantil que exige al gobierno nacional y demás entes gubernamentales recursos para cubrir la matrícula cero para todos los estudiantes.

Parece mentira ver cómo el Estado responde ante la crisis humanitaria que llena de incertidumbre a la población, sin importar que la tasa de desempleo haya aumentado 10,4 puntos en comparación al año anterior, que la informalidad llega casi al 50% y que muchos pequeños y medianos negocios han quebrado, el Estado descaradamente ha mostrado otras prioridades, evidenciando la poca voluntad que tiene por garantizar los derechos del pueblo como lo es la educación.

En medio de esta pandemia se han expedido cantidad de decretos que favorecen a los bancos, como el 444 que les cedió $500.000 millones sacados de fondos de pensiones; se han gastado el dinero del erario público en seguridad de los altos cargos del Estado comprando camionetas blindadas por un valor de más de $9.700 millones; se han gastado $3.500 millones en el mejoramiento de la imagen del presidente en redes, han aumentado los salarios de los congresistas y han priorizando la compra por “tan solo” $7.900 millones en tanquetas y $9.500 millones en municiones para el Esmad. También se ha visto cómo, tan solo en los dos primeros meses de contingencia, ya se habían perdido $420.000 millones en contratos corruptos para atender la crisis. Aun así, para una renta básica para el pueblo que pasa dificultades o para realizar inyecciones presupuestarias al precario sistema educativo, recibimos el típico “no hay plata, estamos en crisis”.

Los entes locales no se han quedado atrás, pues mientras nos dicen que no hay plata para la matrícula cero, se conoce que EPM ha recibido jugosos ingresos por $9.3 billones en lo que va del año, representando esto un crecimiento del 6% respecto al año anterior.

Estas son tan solo unas cuantas “platicas” destinadas a suplir las supuestas “necesidades del Estado”, mostrándonos claramente el desconocimiento o la indiferencia frente a la realidad de los colombianos de a pie, los que trabajan desde la informalidad para el sustento diario, o quienes han quedado desempleados, aquellos que se han visto obligados a cerrar sus negocios y los campesinos que han tenido que regalar sus productos para evitar tirarlos a la basura, porque las grandes cadenas de alimentos prefieren importarlos. Todas estas situaciones afectan a los estudiantes, porque son los hijos de ese pueblo que siente el peso de la crisis colocada sobre su espalda y ven con ello como el cobro de matrícula amenaza su derecho a estudiar. Por eso hoy el estudiantado alza la voz exigiendo una matrícula cero, oponiéndose al vandalismo del Estado que los pone a elegir entre estudiar o comer.

El TdeA es una universidad pública, pero cobra como privada: matrículas en promedio de $1.775.700, que van desde $1.117.300 hasta $2.214.600. Por eso, los estudiantes, que en un 96,5% pertenecen a estrato 1, 2 y 3, se han visto fuertemente golpeados por la crisis y, ante la amenaza de no poder seguir con sus estudios han alzado sus voces en medio de la pandemia, exigiendo matrícula cero para garantizar su justo derecho a la educación.

Ante esto, la administración ha colocado como solución un descuento del 20% en las matrículas, pero esto resulta poco ante los costos tan elevados de las mismas, dejando el problema esencialmente intacto. Cuando vienes de los estratos bajos, e incluso medios, que sufren los efectos de la crisis actual, una matrícula de $1.360.000 en vez de $1.700.000 es igualmente impagable. El estudiantado, no conforme con estos míseros descuentos, decidió salir a las calles a hacer empapeladas y plantones informativos exigiendo la matrícula cero. La respuesta ante esto: nada.

Por eso, cansados de la indiferencia por parte de la administración, los estudiantes del TdeA decidieron el martes 28 de julio comenzar la Toma Popular Universitaria por Matrícula Cero, saltándose las vallas y ocupando la universidad como medida de presión. La experiencia ha sido hermosa, los estudiantes han mostrado un alto grado de responsabilidad y de seriedad en la toma, teniendo desde un inicio un buen trato con los trabajadores de seguridad y servicios varios, cuidando las instalaciones y tomando todas las medidas de bioseguridad.

La idea de la Toma ha sido informar a la comunidad por medio de empapeladas, perifoneos, volanteos y redes (con la página de Facebook “MatrículaCeroTdeA” y la de Instagram “Matricula0TdeaYa”, desde donde todos los días se agregan argumentos a la lucha y se informa lo que va sucediendo).

Los estudiantes se han mostrado ejemplares, luchando con entrega, disciplina, pedagogía y firmeza por esta justa exigencia de matrícula cero. Por el contrario, la administración se muestra cada vez más reacia a las preocupaciones y necesidades de la población universitaria. Ignora a los estudiantes y se da pantalla con soluciones que no resuelven el problema, un -20% y el ofrecimiento de más créditos que los hunden en más deudas y que benefician con jugosos intereses a los bancos. Pero, ahora desnuda más su talante, amenazando con procesos disciplinares y legales a los estudiantes e incluso con utilizar la fuerza pública para reprimir la justa Toma Popular Universitaria por Matrícula Cero.

Los estudiantes lo dicen claramente: el rector debería ponerse del lado correcto y ayudar a gestionar los recursos para que ellos tengan la matrícula cero, su derecho a la educación sea garantizado y su condición económica no los deje sin estudio. Los estudiantes creen firmemente en su lucha y por ello no piensan retroceder ante las intimidaciones. Así mismo, llaman a la solidaridad de las personas que ven la justeza de lo que hacen, invitan a acercarse a la sede Robledo (en donde está la Toma) y a conocer la experiencia, a aportar con videos de apoyo por las redes sociales y con donaciones, ya sea en dinero o en especie con alimentos o utensilios de limpieza.

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

-.
0
2100

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
Matrícula cero en la Nacional: estudiantes la ganaron

Matrícula cero en la Nacional: estudiantes la ganaron

Nota Ciudadana
El embeleco de la matrícula cero, una extremaunción de neopopulismo en tiempos de pandemia

El embeleco de la matrícula cero, una extremaunción de neopopulismo en tiempos de pandemia

Nota Ciudadana
Treinta días de la toma del Tecnológico de Antioquia y nada de soluciones

Treinta días de la toma del Tecnológico de Antioquia y nada de soluciones

Que vivan los estudiantes, que viva la Nacional

Que vivan los estudiantes, que viva la Nacional