Todas las historias, todas las miradas, desde todos los rincones
Rafael Alfredo Colón

Rafael Alfredo Colón

Brigadier General de Infantería de Marina, de la reserva activa. Fue comandante de las fuerzas especiales de la Armada de Colombia, de la brigada de infantería de marina en Montes de María, de la fuerza naval del sur; ha sido director de los programas contra los cultivos ilícitos y del programa presidencial acción contra minas, delegado de la subcomisión técnica de desminado humanitario en la mesa de negociaciones de La Habana. Recibió el premio nacional liderazgo por la paz año 2015.

¡Él me zarandeó…!

¡Él me zarandeó…!

El papa Francisco me movió con una fuerza inusitada y me enseñó que nadie debe poner peajes que obstaculicen involucrarnos en la construcción de una mejor Colombia
La clave del papa Francisco

La clave del papa Francisco

Su liderazgo lleno de amor ha hecho renacer un nuevo período de confianza, llenando de fe el seno de la Iglesia católica
Héroes…

Héroes…

Los héroes generalmente no son los más altos y los más atractivos, a los héroes se les mide por el tamaño de su corazón, como el de Niran Jeyanesan, policía de Toronto
¡Eso no se hace!

¡Eso no se hace!

El bribón del Transmilenio, la “elegante” señora que bota basura en la calle, el ladrón de celulares… ¡Hay que denunciar! Pero, ¿qué pasa cuando denunciamos?
Colombianadas…

Colombianadas…

Prácticas que parecieran parroquialismo e indisciplina o, por otro lado, solidaridad mal practicada, no pueden volverse conductas consuetudinarias, ni podemos aceptar que pasen por encima de la ética social
¡Seamos más abejas…!

¡Seamos más abejas…!

“Abejémonos” no existe en el diccionario; pero en el lenguaje de las abejas es la fuerza poderosa que anima a desarrollar proyectos con pocos recursos para el bien de todos
¡Maldita tentación…!

¡Maldita tentación…!

En regiones donde se palpa la extrema pobreza y profundos desequilibrios, sus gentes son atraídas por el agujero negro que conduce a la nefasta ilegalidad
¡Bienvenidos al pasado…!

¡Bienvenidos al pasado…!

Millones de colombianos perciben que en lugar de ir avante, dan marcha atrás. ¿Será que a las élites, lo que más les conviene es no cumplir?
Se acabaron las excusas

Se acabaron las excusas

Al Estado se le acabaron los pretextos para no ejercer su control institucional, para hacerse cargo del corazón del territorio, donde viven los más excluidos del desarrollo
¡No se puede perder el corazón del territorio…!

¡No se puede perder el corazón del territorio…!

El Estado no puede volverse a equivocar, no puede dejar de hacer bien su trabajo y relacionarse mejor con las comunidades; porque de lo contrario, el país rural repetirá su historia