Antioquia ya no le come cuento a Fajardo

"En tan solo 8 años, el profesor pasó de ser el candidato 'alternativo' con mayor votación en la historia del departamento a ocupar el desván del olvido"

Por: Robinson López
octubre 29, 2020
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
Antioquia ya no le come cuento a Fajardo

Transcurría el año 2011 cuando el hoy candidato presidencial Sergio Fajardo ganó las elecciones para la Gobernación de Antioquia, en ese momento 922.403 antioqueños apostaron por él y fueron hasta las urnas a depositar su confianza. Sin duda, una votación histórica y nunca vista en el departamento.

“Antioquia la más educada”, el lema de su administración, había derrotado las estructuras políticas más poderosas del departamento, para ese momento encabezadas por Luis Alfredo Ramos (padre), quien era gobernador y apostaba con toda su maquinaria política y económica por Álvaro Vázquez (540.149 votos).

El tibio, como ahora le dicen, había logrado lo que nadie había imaginado: Antioquia, el fortín político de los “godos y uribistas”, era gobernada por un político “alternativo” o eso creían quienes bajo su promesa habían votado por él. Pero el idilio entre Fajardo y el departamento duró muy poco.

Las decisiones del entonces gobernador fueron destruyendo la confianza y acabaron con la esperanza de sus electores: los famosos parques educativos, las ya conocidas decisiones en torno al proyecto Hidroituango y el presunto favorecimiento a muchos de sus aliados en cargos y contratación pública distaban por completo de lo que Sergio había prometido en su campaña.

Para el año 2015, al mejor estilo de “el que diga Uribe”, Fajardo intentó ungir a uno de sus más cercanos colaboradores (Federico Restrepo), a quien ya había nombrado en cargos de relevancia en el departamento desde su paso por la Alcaldía de Medellín (director de Planeación, miembro de la junta directiva de EPM y gerente de esta misma empresa).

Restrepo era un desconocido en la política, pero era el candidato de Fajardo. La campaña, a pesar de contar con el apoyo y el respaldo del llamado fajardismo, dejó a Federico en un deshonroso tercer lugar con tan solo (401.968 votos), menos del 50% de los que fajardo había sacado 4 años atrás, con el agravante de que quien había ganado la gobernación era Luis Pérez (819.389 votos), uno de sus más enconados rivales políticos en el departamento. El llamado fajardismo empezaba a desmoronarse.

Para el 2019 el panorama fue mucho más desalentador. Esta vez su candidato fue Mauricio Pérez. Junto a él recorrió todo el departamento, intentando reconquistar el cariño de la gente, aquella que tan solo 8 años atrás había creído en su modelo de gobierno. Sin embargo, el resultado en las urnas fue el reflejo de una relación totalmente rota con la ciudadanía.

Alrededor de 45.234 votos reflejaban que el proyecto político del fajardismo había fracasado en Antioquia, quedando relegado al último lugar de la contienda electoral. Fajardo pasó de ser el candidato “alternativo” con mayor votación en la historia del departamento a ocupar el desván del olvido en tan solo 8 años.

A pesar de los resultados electorales en los últimos años, Sergio Fajardo continúa con la firme intención de ser presidente de Colombia, lo que parece muy difícil de lograr, si se tiene en cuenta que ya ni Antioquia creen en él.

-.
0
32701
Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
Fajardo y su camino hacia el 2022

Fajardo y su camino hacia el 2022

Nota Ciudadana
Caricatura: La

Caricatura: La "pelea" de Uribe y Fajardo

Ganó Duque, se consolidó Petro y desapareció Fajardo

Ganó Duque, se consolidó Petro y desapareció Fajardo

Nota Ciudadana
Sergio Fajardo, ¿un caballo de Troya del uribismo?

Sergio Fajardo, ¿un caballo de Troya del uribismo?