205 años del árbol de la libertad

La tradición de plantar árboles fue heredada de la Revolución francesa y su significado va más allá de lo que se espera

Por: Tiberio Murcia Godoy
Abril 16, 2018
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
205 años del árbol de la libertad
Foto: Señal Memoria

En el siglo XXI la paloma blanca es el símbolo de la paz y hace 205 años el arrayán era el árbol de la libertad, que era lo más ansiado por la población granadina. Este año se conmemora los 205 años de la siembra de árboles de la libertad en este territorio que angustiosamente exigía “libertad”.

La influencia francesa

Gonzalo Hernández de Alba, citado por Víctor Florián, afirma: “se puede seguir de cerca la importancia que tuvo la Revolución francesa en nuestro medio, sus influjos y consecuencias. Porque no solo fueron los libros de Rousseau, Voltaire, Diderot D”Alembert los que se convirtieron en acicate del pensamiento criollo sino también la presencia y asimilación de símbolos revolucionarios: el árbol de la libertad, el gorro frigio, la escarapela. Asimilación bien visible a través de las ceremonias de plantar el árbol”. Para la Francia revolucionaria, “el árbol significa el adiós a un viejo mundo y el nacimiento de otro nuevo”. “Ahora me parece que la influencia de los hechos de la revolución de los franceses se hace más directa, más inmediata y menos discutible” es una conclusión a la que llega Hernández de Alba luego de ese amplio análisis del impacto y la aceptación de dichos símbolos en el Nuevo Reino, las estrechas “coincidencias simbólicas”(1).

La idea de plantar un árbol

“Aunque en el año de 1813 se inicia oficialmente la siembra del árbol de la libertad, en el Manifiesto de Cartagena de 1812, Simón Bolívar ya lo mencionaba ante lo que él denominaba la caída de Venezuela y la posible invasión de los españoles”, afirma Ana Derly Prieto Novoa. No obstante fue “Antonio Nariño, presidente del Estado Soberano de Cundinamarca deseoso de consolidar la armonía consideró que era el momento oportuno para reforzar el ánimo de sus tropas y proyectarlo a la población civil. Es así como programó la celebración de una fiesta cívica, patriótica y ciudadana para lograr una ‘buena armonía’ entre los partidos enfrentados en aras de las ideas centralistas y federalistas que defendían. Con esta finalidad, el gobernante triunfador determinó plantar el árbol de la libertad en la plaza mayor de Santafé y en las poblaciones más notables de Cundinamarca, acto que tendría lugar el 29 de abril. Así se había determinado cinco días antes, mediante el bando respectivo” (2).

¿Por qué un arrayán?

“El arrayán es un árbol nativo que tiene la virtud de crecer en distintos lugares de la geografía colombiana. Sus hojas perennes lo hacen ver verde todo el año. La tradición de plantar árboles fue heredada de la Revolución francesa; es decir de una revolución de la cual se esperaba morder un delicioso fruto: la libertad”, concluye Ana Derly Prieto Novoa (3).

¿Cuándo se sembró el primer árbol en nuestro territorio?

Roberto Velandia Rodríguez reseña en su libro La Villa de San Bartolomé de Honda. Tomo II este importante suceso: “El árbol de la libertad en Honda fue sembrado en solemne ceremonia por mandato del subpresidente interino don Ignacio Herrera el lunes de abril de 1813, según consta en la siguiente carta: ‘Excmo Sor, El segundo día de Pascua 19 de este mes se levantó el árbol de la Libertad en la Plaza de San Francisco de esta Villa, con licencia de don León Armero, en quien recayó la Sub-Presidencia por ausencia de don Antonio Viana. Mil hablillas compañeras inseparables de los nuevos acontecimientos comenzaron a difundirse entre la multitud que apetece la licencia; y para contener los excesos que pudieran ocasionarse sobre la tabla, dicte la declaratoria o significación para que el mismo instante fijara en los lugares acostumbrados y con copia de ella doy cuenta a V.E. Honda 23 de abril de 1813. Ignacio de Herrera” (4).

Otras ciudades

“Santafé de Bogotá el 29 de abril. Otros árboles y juramentos parecidos fueron realizados en las poblaciones de Guasca, Guatavita, Zipaquirá, Ubaté, Fúquene, Chiquinquirá, Saboya, Sutapelao, Sogamoso. Los habitantes de Cali el 24 de junio del año siguiente” (1814), acota Germán R. Mejía Pavony (5).

“Desde entonces, en Colombia sigue viva la tradición de plantar árboles de la libertad. En gigante, Huila, José Hilario López plantó una ceiba cuando decretó la abolición de la esclavitud durante su mandato presidencial (1849 – 1953)” (6).

Día del árbol

Coincidencia o no por haber sido sembrado el 29 de abril de 1813 el árbol de la libertad en Santafé de Bogotá, “el día de árbol se celebra en Colombia el 29 de abril. Es una fecha para concientizar a la gente sobre la necesidad de proteger las superficies arboladas. Una jornada dedicada a plantar árboles en diferentes lugares, para frenar los efectos del cambio climático y la tala indiscriminada. El Día Nacional del Árbol, comenzó a celebrarse el 12 de octubre, pero un decreto del año 1941 decidió conmemorarlo el 29 de abril”. (7).

Han pasado 205 años de ese gesto simbólico y hoy sí que se hace indispensable la siembra de árboles en todo lo ancho y largo de la geografía colombiana no solo para evocar la libertad, sino para preservar el medio ambiente y vivir en paz con la naturaleza.

(1) Florian, Víctor. (1992) Gonzalo Hernández de Alba (1934-1991) Ideas y valores. Universidad Nacional de Colombia. Nos. 87-88 Abril .Bogotá. Páginas 3 a 6. Rescatado de http://www.bdigital.unal.edu.co/21903/1/18438-59789-1-PB.pdf

(2) Prieto Novoa, Ana Derly . (2013). El árbol de la libertad. Academia de Historia de Cundinamarca. Bogotá. Rescatado de https://www.cundinamarca-historica.org/arbollibertad.html

(3). Ibid.

(4) Velandia Rodríguez, Roberto. (1991). La Villa de San Bartolomé de Honda. Epca de la Independencia y la Gran Colombia Tomo II. Editorial Kelly Bogotá. Págs. 56 y 57

(5) Mejía Pavony, Germán Rodrigo. (2009). El árbol de la plaza. Colección Bicentenario. 11 relatos para volver a a contar. Ministerio de Educación Nacional. Bogotá. Pág. 80

(6) Prieto Novoa, Ana Derly . (2013). El árbol de la libertad. Academia de Historia de Cundinamarca. Bogotá. Rescatado de https://www.cundinamarca-historica.org/arbollibertad.html

(7) 29 de abril, día del árbol. Rescatado de http://www.minambiente.gov.co/index.php/component/content/article/2-noticias/737-el-uso-sostenible-de-los-bosques-prioridad-de-minambiente-124

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

Publicidad
0
438

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
¿Por qué no te callas?

¿Por qué no te callas?

Las malas compañías de Hernán Peláez

Las malas compañías de Hernán Peláez

Avance contra la discriminación de género y el acoso sexual

Avance contra la discriminación de género y el acoso sexual

Qatar, sede del próximo mundial de fútbol 2022

Qatar, sede del próximo mundial de fútbol 2022