Opinión

Urgente: buscando gobierno, ¿dónde está el piloto?

El gobierno que muchas veces se ve “callando cuando calla y callando cuando habla”, considera que ahora si es la ocasión de oír, o incluso de hablar

Por:
mayo 20, 2021
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
Urgente: buscando gobierno, ¿dónde está el piloto?
Para oír y concertar el jefe del gobierno civil viste chaqueta de la Fuerza Aérea, o de Policía, o chaleco de la Aeronáutica para recibir vacunas  

Hasta los huevos estoy de resultar uno más de los que echan leña al fuego, de quienes parecen cultivar solo desesperanzas, de los que tienen que alinearse en favor o en contra del gobierno de turno, siendo los gobiernos de turno habitualmente tan ínfimos, tan refugiados en sus barrigas y artimañas.

Preferiría a los cuatro vientos acariciar la inteligencia de las flores o descifrar por fin en una larga convulsión la Escalera al Cielo de Led Zeppelin; pero qué va, no parece esta la época, no al menos mientras el país tragado por una enfermedad de años se ve deshaciéndose a zancadas.

No hay duda de que quienes marchan en la primera línea, los que se dan con todo ante los antimotines, quienes levantan barricadas y ponen los ojos que las balas estallan, aquellos que pintan las calles y saltan incluso con violencia para decirnos a todos que nos bajemos de las nubes, son los más jóvenes. Pero la decepción es de la mayoría; y es unánime el grito de basta ya con ese abuso en un modelo de poder desfigurado.

Hemos pagado una y otra vez la deuda por nacer, la deuda con la religión católica, el pecado de opinión cometido contra el conservatismo, el liberalismo conservador y la ultraderecha que siempre han gobernado; hemos atendido resignados el pagaré en blanco a los corruptos cochinos que ponen en las Bahamas todos nuestros impuestos suficientes para amortizar de largo la matrícula educativa de varias generaciones. El inmenso listado de compromisos y reverencias con los banqueros, con los financiadores de las campañas presidenciales,  el miedo a hablar, el temor a andar, el pánico ante las puertas de la justicia y la burocracia de infinitos expedientes, la desazón con el voto, la gula de la democracia de privilegios, todo eso y mucho más lo hemos pagado repetidamente con intereses, lo pagaron nuestros padres y de seguir igual sin un atisbo de cambio continuarán sufragándolo y con pasivo creciente nuestros hijos, aquellos que son los nadie, los desorientados, los zombis o los vándalos de demolición.

El gobierno, este de ahora que ante la inconformidad explotada tiene que dar respuesta a la bancarrota arrastrada en el tiempo; este gobierno que muchas veces se observa “callando cuando calla y callando cuando habla”, de un día para otro considera que ahora si es hora de construir consensos -dice-, es la ocasión de oír, o incluso de hablar.  Y, como por entre un tubo, anuncia matrícula cero para universitarios, incentivos para quienes contraten a jóvenes, créditos para ellos, y cosas y compromisos medibles en cifras de muchos ceros en dinero, obligaciones que en lo que queda de este y lo que viene de otros gobiernos de alguna magia desconocida tienen que salir.

Para hacerlo, para oír, para deliberar y concertar,  el jefe de gobierno civil se viste con una chaqueta de la Fuerza Aérea y advierte que toda protesta es válida si es pacífica, principal condición; y se hace escoltar de sus ministros, consejeros y de funcionarios de otras ramas del Orden, un séquito en donde alguno ha calificado de “máquinas de guerra” a menores reclutados  por organizaciones criminales e ideado construir un “protestódromo” donde “la gente” pueda manifestar sus inconformidades de forma respetuosa y temporalmente sin bozal; en poca síntesis, una comitiva tan polémica como errática.

No se refiere a la pobreza de un país como este mayoritariamente pobre, a los privilegios de conglomerados económicos, a la violencia de Estado tolerada, a la impunidad judicial, al podrido robo de recursos públicos o a la institucionalidad desdibujada en donde sistemáticamente los servidores y aliados del gobierno operan de agentes antimotines contra cualquier opinión opuesta; menos aún al vicio de la educación, la salud y la seguridad como rentables negocios;  no por supuesto, eso debe esperar, se trata de asuntos gruesos para otras generaciones, otro capítulo de la serie, otros muertos, otros vándalos e inconformes que recibirán su merecido.

________________________________________________________________________________

El gobierno que no se decide por un cambio total ministerial ha tenido tiempo para una treintena de nombramientos diplomáticos, invitar la vicepresidenta a ser canciller e insistir en la Copa América

________________________________________________________________________________

 El gobierno que no se decide a hacer un cambio total de equipo ministerial y gubernamental que ponga una mejor cara y algunas palabras con al menos una pizca de razonabilidad, ha encontrado tiempo para firmar en un par de días cerca de una treintena de decretos con movimientos en cargos diplomáticos en el exterior, para invitar a la desgastada vicepresidenta a ser Canciller e insistir en que aquí se ponga en escena la Copa América de fútbol

Mientras esto fluye en humo y sangre durante un mes de mayo despiadado como pocos en la historia, el gobierno que quiere oír y hablar, pero que no se decide a hacer un cambio total de equipo ministerial y gubernamental que ponga una mejor cara y algunas palabras con al menos una pizca de razonabilidad, ha encontrado tiempo para firmar en un par de días cerca de una treintena de decretos con movimientos en cargos diplomáticos en el exterior, para invitar a la desgastada vicepresidenta a ser Canciller e insistir en que aquí se ponga en escena la Copa América de fútbol (la que desde luego acudiendo  al instinto de conservación de los equipos no se hará). Debe ser muy importante esto, una novedosa estrategia geopolítica ante la crisis, algo así parecido a la receta keynesiana contra la debacle de los años treinta.

En momentos de conmoción, hablan las palabras, hablan las acciones, la sangre fría y los símbolos. O también callan o agreden o incitan. Y no falta quién pregunte: ¿por qué no creen?

 

 

-.
0
1800
Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
Uribe ante De Roux

Uribe ante De Roux

De Haití a Cuba al Chocó

De Haití a Cuba al Chocó

¡¡Maricas, negros, santos, buenos y malos!!

¡¡Maricas, negros, santos, buenos y malos!!

¡¡Antiduquista, Antiuribista, No Terrorista!!

¡¡Antiduquista, Antiuribista, No Terrorista!!

¡¡Relevo en la presidencia: María Fernanda Cabal o Peñalosa izquierdista!!

¡¡Relevo en la presidencia: María Fernanda Cabal o Peñalosa izquierdista!!

¡¡Esto no se va a desinflar!!

¡¡Esto no se va a desinflar!!

¿Al Gobierno le crece la nariz?

¿Al Gobierno le crece la nariz?

¡¡Ni un minuto de silencio!!

¡¡Ni un minuto de silencio!!