Un país de sinverguenzas

"Eso es lo que son, gente con propiedades e ingresos millonarios que estiran la mano para recibir la caridad pública y se aferran a ella como lapas"

Por: JAIR ALEXANDER DORADO ZUÑIGA
marzo 07, 2017
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
Un país de sinverguenzas
Foto: Archivo eltiempo.com

Un aprovechado es aquella persona que trata de obtener, normalmente sin escrúpulos, provecho o beneficio de otras personas o de cualquier cosa, y a menudo lo consigue. Esa es la definición del diccionario. Yo le agregaría a este concepto algo: saca provecho de algo que no le corresponde, que no merece o cuyo derecho es de otra persona o comunidad. Coloquialmente en España, de los aprovechados se dice que son unos ‘jetas’, es decir que tienen mucho ‘morro’, mucha ‘jeta’. Son unos descarados, ‘caraduras’.

Aquí tenemos nuestro vocablo autóctono para definir a estos desagradables personajes: ‘conchudos’. En Colombia abundan, somos un país de ‘conchudos’. Como el café, aquí se dan como el monte, ventajistas, oportunistas, abusadores, egoístas, desaprensivos. Si señores, somos conocidos por esa cualidad deleznable, en otros países no nos quieren por eso, por morder la mano que nos da de comer. Lo digo porque lo he visto. Si hay algún lector que haya sido inmigrante en algún país desarrollado que diga si estoy mintiendo. Exportamos nuestros defectos porque aquí nos sobran. Si no, que lo diga Don Simón Gaviria de Planeación Nacional que dijo que se habían eliminado nada menos que 362 mil colombianos que estaban usurpando el derecho del Sisben.

Entre esos despreciables hay gente que ganaba hasta 10 millones mensuales y se hacían pasar por pobres para que el Estado les diera los beneficios de este programa social. ¿Cómo les parece queridos lectores? Este cuento no es nada nuevo, así como todos conocemos a alguien al que han robado en la calle, la mayoría sabe de alguien que se ha colado en el Sisben sin ser realmente pobre. Se puede llegar a entender el caso por ejemplo de un trabajador informal, cuyos ingresos sin ser tan bajos para acceder al servicio social, tampoco le permiten pagar una cuota mensual de afiliación para poder ir al médico. Pero que sea gente con ingresos millonarios haciéndose pasar por pobre para chupar del Estado, es para joderse, definitivamente.

¿Qué les pasa por la cabeza a esos parásitos de la sociedad?, porque eso es lo que son, gente con propiedades e ingresos millonarios que estiran la mano para recibir la caridad pública y se aferran a ella como lapas. Qué vergüenza de país tenemos. No se justifica esta deplorable práctica con la idea de que como aquí todo el mundo roba y los políticos son corruptos, entonces yo también me aprovecho. Esa es una actitud miserable porque por esos casi 400 mil colados, le están mermando la posibilidad a otros que si deberían entrar al Sisben y se quedan por fuera porque la cobertura tiene unos límites. Estos individuos deberían someterse al escarnio público, identificarlos y ponerlos en una lista en todas las dependencias oficiales para que no vuelvan a buscar el resquicio por dónde meterse en programas que no les corresponden.

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

-Publicidad-
0
2158

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
Nota Ciudadana
Invidencia sin dejar de ver

Invidencia sin dejar de ver

El viejo chaleco que el Defensor del Pueblo le dejó al Secretario de la ONU

El viejo chaleco que el Defensor del Pueblo le dejó al Secretario de la ONU

Nota Ciudadana
Hablemos de feminismo

Hablemos de feminismo

Fiscalía da dos datos claves: el nombre del autor y el origen del carro bomba

Fiscalía da dos datos claves: el nombre del autor y el origen del carro bomba