Un médico logró el milagro del Pasto: llegar a la final

Oscar Casabón ha puesto cientos de millones de pesos de su bolsillo. Peleó para no descender y ahora, ante Junior, está a punto de la hazaña

Por:
junio 12, 2019
Un médico logró el milagro del Pasto: llegar a la final

En el primer semestre del 2008 el médico Oscar Casabón dejó la presidencia del Deportivo Pasto. Se había sentido traicionado: cuatro de los cincos miembros de la junta directiva habían votado en contra de la decisión de traer al técnico Santiago Escobar. No sólo desecharon su propuesta sino que impusieron otro técnico, el inexperto Jorge Bermúdez. Le decían el Patrón y venía precedido en esa época por ser uno de los mejores jugadores de la historia del Boca Juniors. Sin embargo, según el diagnóstico que había hecho Casabón y su equipo, las deudas eran grandes: un déficit de más de 2.500 millones de pesos, deudas a jugadores, demandas que ganarían fácilmente otros técnicos que pasaron por la institución. Ante ese panorama Causabón dio un paso al costado.

La historia le daría razón a este médico ortopedista y traumatólogo que en esa época tenía 36 años y una sola pasión: el Deportivo Pasto. En septiembre del 2008 echaron a Bermúdez por haber hecho seis de veintiún puntos. Había firmado la cuota inicial de lo que sobrevendría un año después: el descenso del Deportivo Pasto, un hecho que a Causabón le sobrevino como una pequeña tragedia personal.

Amaba al Pasto de una manera irracional. A ellos les había prestado 280 millones de pesos de su bolsillo al equipo para subsanar deudas. Cuando salió esa primera vez del Pasto le pidió de todas las formas posibles a la junta directiva que le devolviera la plata. Se negaron y tuvo que interponer una demanda. Solo le devolvieron 160 millones de pesos. El resto se perdió. No le importó. Su vida es el Deportivo Pasto. Pacientemente esperó regresar. Mientras estuvo fuera de su equipo le dio todo, incluso donó las consultas y operaciones en su centro médico a todo su equipo. La espera se alargó hasta diciembre del 2016 cuando fue elegido por unanimidad.

Casabón fue paso a paso, sin desesperarse. Antes de hablar de sede para el club o de refuerzos para convertir a su equipo en una potencia, saneó las finanzas y achicó lo que más pudo el déficit. Los resultados no fueron los mejores. Incluso el año pasado terminó con una consigna para el 2019: no descender.

Los partidos pasaban y el equipo no reaccionaba. Tres técnicos fueron despedidos hasta noviembre del 2018: José Fernando Santa, Hernán Lisi entre ellos. En noviembre del 2018 llegó Alexis García. Sus resultados en otros equipos no eran los mejores. Nada presagiaba lo que sobrevendría. En la primera parte del campeonato el equipo veía incluso de cerca el fantasma del descenso. Pero se sobrepuso. El pasado miércoles 7 de junio ocurrió el milagro: mientras en el Estadio de Ipiales Pasto goleaba al Unión de Santa Marta, en Bogotá, inesperadamente, Millonarios tropezaba con América. Se desató la locura nacional. De un momento a otro todo el país coreaba un solo nombre ¡Viva Pasto Carajo!

Más de diez mil personas llegarán de la Capital del Nariño al partido de esta noche en el Campín. Parte de los hinchas que iban por tierra fueron atacados por desconocidos entrando a Bogotá. Medio país estará pendiente de que se pueda gritar lo que todos desean, empezando por su principal hincha, César Casabón: ¡ Pasto Campeón Carajo!

 

-Publicidad-
0
5772
Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
En redes
El gol que le dio al Pasto el campeonato

El gol que le dio al Pasto el campeonato