Sin líderes y con poca asistencia: radiografía del paro 2020

La iniciativa del Comité del Paro no lograron movilizar masivamente pero los estudiantes por su cuenta con música y baile se tomaron la carrera séptima

Por:
enero 22, 2020
Sin líderes y con poca asistencia: radiografía del paro 2020

A diferencia de las marchas con las que arrancó el paro nacional del 2019, este año no hubo ríos de gente en las calles ni líderes que estuvieran al frente de las movilizaciones. Aunque el Comité del Paro había hecho el llamado para hacer un cacerolazo contra el "paquetazo de Duque", las más de 11 protestas en Bogotá fueron organizados por grupos de Whatsapp, páginas de Facebook y asambleas en los barrios de personas en desacuerdo con el gobierno del presidente Iván Duque, el asesinato continúo a líderes sociales y el accionar del Esmad. Desde las 4 de la mañana, los ocho portales se convirtieron en los puntos de encuentro a donde llegaron en la mayoría jóvenes y conductores de Uber, Picap y otras aplicaciones de transporte. Pero los enfrentamientos con la policía y el Esmad, que estaban actuando según las ordenes de la alcaldesa Claudia López, fueron disolviendo las concentraciones.

A las cinco de la tarde fue convocada la movilización del Comité del paro nacional en la Plaza de Bolívar. La carrera séptima desde el Parque Nacional se convirtió en la pasarela de estudiantes, bandas de punk, teatreros y madres gestoras de paz que empezaban a retomar el ritmo de la marcha. Al frente de las decenas de grupos estuvo la primera línea, estudiantes que buscan evitar las agresiones del Esmad a los manifestantes. Durante todo el recorrido no hubo rostros de congresistas ni líderes políticos, que lideraran la movilización. La séptima era una mezcla de color, rap, pogos y parlantes a todo volumen hasta llegar a la Plaza de Bolívar, donde la primera línea había armado varias barricadas para impedir el acceso de la Policía.

Al llegar a la Plaza de Bolívar, el baile de personas y las furiosas arengas contra el gobierno, se fueron diluyendo sin dejar rastros de banderas ni grupos. Tan solo se escuchaban las tonadas de grupos que pasaban a la tarima central donde se realizaba un concierto en apoyo al paro. Solo habló la guardia indígena. Las pocas cacerolas en la plaza contrastaban con la enorme pancarta con la que el presidente Duque está llamando a su "Conversación Nacional", para buscar soluciones a las peticiones del comité del paro. Al final de la jornada, terminaron diez personas heridas, entre estudiantes y policías, y una nube de gases lacrimógenos que llenó la plaza y sus alrededores.

Foto: María Fernanda Padilla Quevedo/ Las2orillas

Foto: María Fernanda Padilla Quevedo/ Las2orillas

 

Foto: María Fernanda Padilla Quevedo/ Las2orillas

Foto: María Fernanda Padilla Quevedo/ Las2orillas

 

Foto: María Fernanda Padilla Quevedo/ Las2orillas

Foto: María Fernanda Padilla Quevedo/ Las2orillas

 

Foto: María Fernanda Padilla Quevedo/ Las2orillas

Foto: María Fernanda Padilla Quevedo/ Las2orillas

 

Foto: María Fernanda Padilla Quevedo/ Las2orillas

Foto: María Fernanda Padilla Quevedo/ Las2orillas

 

Foto: María Fernanda Padilla Quevedo/ Las2orillas

Foto: María Fernanda Padilla Quevedo/ Las2orillas

 

Foto: María Fernanda Padilla Quevedo/ Las2orillas

Foto: María Fernanda Padilla Quevedo/ Las2orillas

 

Foto: María Fernanda Padilla Quevedo/ Las2orillas

Foto: María Fernanda Padilla Quevedo/ Las2orillas

-.
0
2300
Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
Coronavirus azota a la familia de Claudia López

Coronavirus azota a la familia de Claudia López

Nuevas amenazas contra León Valencia, Ariel Ávila, Gonzalo Guillén y ahora Claudia López

Nuevas amenazas contra León Valencia, Ariel Ávila, Gonzalo Guillén y ahora Claudia López

Nota Ciudadana
Ante el pico de la pandemia, necesitamos unidad

Ante el pico de la pandemia, necesitamos unidad

Triunfa la tesis de Gabo

Triunfa la tesis de Gabo