Si el periodismo no es libre, es una farsa

Como dijo Joseph Pulitzer: “Las naciones prosperan o decaen simultáneamente con su prensa”

Por: María Alejandra Villamizar Sarmiento
mayo 26, 2021
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2orillas.
Si el periodismo no es libre, es una farsa

La distorsión de la realidad por parte de los medios de comunicación en Colombia ha llegado a niveles inverosímiles y nefastos. El germen de la desinformación se ha propagado con tanta rapidez que la credibilidad de todas las noticias que nos llegan se pone en tela de juicio, pues la falta de ética profesional de las salas de redacción está sesgada por intereses partidistas. 

En medio de una crisis sanitaria, política, económica y social, el afán de buscar culpables a cómo de lugar se convirtió en el blanco principal de medios irresponsables, maleables y ambiguos; que, en lugar apaciguar los ánimos y encaminar la información hacia una interpretación racional y personal de cada individuo, promueven odio sin ninguna conmiseración. Lo anterior con portadas y titulares incendiarios, donde se evidencia de qué lado están y a quiénes sirven, y olvidando por completo los valores de una profesión que no fue creada para contaminar, sino para encauzar los hechos, en lo posible, siendo justos. Todo esto sin olvidar que el oficio periodístico se caracteriza por ser diverso en fuentes y puntos de vista. 

Se habla de que los periodistas deben ser objetivos, imparciales e incluso neutrales. En la práctica, Semana no cumple ni lo uno ni lo otro. Ser imparcial implica no contaminar la información, y ser objetivo aduce a que una noticia o un hecho no debe tener como timón los sentimientos de quien los comunica. He aquí la contrariedad de lo que un medio desprestigiado es capaz de hacer, pisoteando el que debería ser su único objetivo: informar con criterio impersonal, en lo posible siempre con la verdad, estableciendo los límites de la realidad social para emitir juicios de valor, sustentados en investigación.

Lo que antes pudo ser para mí un deleite es ahora un desgaste. Leer el editorial de esa portada insidiosa, deleznable y cizañera, a la que hasta por un segundo le di el beneficio de la duda, causó en mi tristeza e indignación. Cabe recordar a Joseph Pulitzer cuando decía que “las naciones prosperan o decaen simultáneamente con su prensa”. Ese declive es hoy nuestra realidad, aunque la gente ya no traga entero en un país que se está rebelando en contra de tantos atropellos. 

Los señalamientos de esta revista han traspasado el límite del raciocinio, atreviéndose a categorizar a ciertos actores políticos como únicos responsables de un conflicto que lleva décadas gestándose. Sin importar las consecuencias de lo que aseguran, se extralimitan en su derecho de libertad de prensa y, sin filtro alguno, publican sus propias mentiras, salvo lo que no les conviene, como aquellos mensajes emitidos por  la mano que los dirige, atestados de un tono mercenario, en un contexto de polarización nacional, no en vano, este tipo de aseveraciones reiteradas son censuradas. 

Vale la pena como colombianos estudiar lo que las manos bélicas y poderosas nos quieren vender. Estamos en la capacidad de discernir hacia cuáles bandos pretenden arrastrarnos los medios de comunicación, en nosotros está la decisión de ser independientes de ellos. ¡No podemos dejar que reine el odio! Pues como George Orwell decía: “Toda la propaganda de guerra, todos los gritos y mentiras y odio, provienen invariablemente de gente que no está peleando”, que a su vez se gozan del desastre que dejan a su paso mientras encienden todo desde la comodidad. 

-.
0
3400
¿Quiénes están detrás del negocio de las apuestas que la están rompiendo en Mundial?

¿Quiénes están detrás del negocio de las apuestas que la están rompiendo en Mundial?

De Caracol a la cárcel: la injusticia que casi le daña la vida a una exparticipante de ‘El desafío’

De Caracol a la cárcel: la injusticia que casi le daña la vida a una exparticipante de ‘El desafío’

El ingrato final de una guerrillera vieja

El ingrato final de una guerrillera vieja

¿Pagaría 300 mil pesos por unos zapatos usados?

¿Pagaría 300 mil pesos por unos zapatos usados?

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus