Los colombianos que se hicieron millonarios con el negocio de los domicilios

Han entrado otros jugadores como UberEats, Mensajeros Urbanos, Mercadoni y Merqueo, en un negocio que vuela porque ya nadie quiere moverse

Por:
Marzo 13, 2018
Los colombianos que se hicieron millonarios con el negocio de los domicilios

La decisión pareciera no moverse de la casa. De allí la competencia al rojo vivo entre las diferentes plataformas o Apps para ofrecer servicios domiciliarios: Rappi, Domicilios, UberEats, Mensajeros Urbanos, Mercadoni y Merqueo.

Simón Borrero, Sebastián Mejía Barberena y Felipe Villamarín, regresaron al país luego de haber trabajado en tecnología en una gran cadena de supermercados de EE.UU, con la idea de mostrarle a las grandes compañías de retail (venta al por menor) cómo era que se debían vender sus productos a través de plataformas digitales. Idea que desembocó en un emprendimiento, Rappi.com. En agosto de 2015 iniciaron pruebas en el norte de Bogotá. La plataforma fue un éxito, rápidamente consiguió financiación a través de aceleradoras de start-ups en Silicon Valley; entre diciembre de 2016 y enero de 2018 recibió $ 183 millones de dólares de inversionistas, según la Comisión de Bolsa y Valores de EEUU.

Domiciliario Rappi

Domiciliario Rappi

Rappi, es el de todos los emprendimientos, el que más servicios ofrece, desde un simple antojo hasta un mercado completo, actividades como pagar servicios públicos, pasear la mascota o llevar dinero en efectivo.  La plataforma se ha expandido a las principales ciudades del país, de México y a Sao Paulo en Brasil. Hay rappitenderos esperando en las zonas más solicitadas, con su teléfono inteligente y una tarjeta Davicard rappi que les permite realizar las compras solicitadas cuando no se han pagado directamente por la plataforma.  A noviembre de 2017, existían 15.000 rappitenderos inscritos, de los cuales diariamente se activan 4.500 para prestar servicio.

En el mundo, lo más posicionado en entregas a domicilios, son las de comida, que representan más de USD 100.000 millones o un 4 % de las ventas a través de restaurantes y cadenas de comida rápida. Las plataformas han cambiado la usual llamada telefónica al restaurante para que su personal se encargue del domicilio, por una selección más amigable entre opciones exhibidas en la pantalla del celular y en un menor tiempo en la entrega. En esta línea de negocio es donde está más dura competencia, principalmente entre Domicilios.com y UberEats.com.

 

Domicilios.com

 

Domicilios.com es un emprendimiento colombiano que comenzó en 2007, cuando dos estudiantes de la Universidad de Los Andes, José Guillermo Calderón y Miguel McAllister crearon su primer piloto, un directorio digital con los nombres de todos los restaurantes. Se unieron luego con Pablo González, y con una inversión de USD 100.000,  por parte de un inversionista, lanzaron el concepto de pedir comida en línea. Posteriormente consiguieron otra inversión del fondo español Axon Partners de $ 1,5 millones de dólares, y rápidamente, se volvieron los líderes en Colombia, Perú, Ecuador y Argentina.

Las necesidades de capital para soportar este crecimiento los llevó a asociarse con Delivery Hero quienes compraron la participación de varios inversionistas. Delivery Hero, de origen alemán, es el líder del mercado mundial en este sector en varios países de Europa, América, África y Asia. El 30 de julio del año pasado salieron a la Bolsa de Frankfurt, es hasta ahora, el único emprendimiento tecnológico colombiano que se cotiza en bolsa. La empresa con más de USD 40 millones de financiación, tiene unos 4.000 restaurantes asociados y cerca de 3.5 millones de usuarios únicos.

UberEats

UberEats

UberEats llegó a Colombia en diciembre de 2016 como resultado de una estrategia de crecimiento de su casa matriz. Los conductores de Uber pueden ser mensajeros, pero no todos los mensajeros tienen que ser conductores, o sea, no necesitan un automóvil y pueden caminar, andar en bicicleta, en patineta o en moto, desde que garanticen el tiempo de entrega. Uber aprovecha su tecnología para la entregar los alimentos, cuando un restaurante indica que el pedido está listo, Uber busca el personal disponible más cercano. Con una agresiva campaña de introducción rompiendo precios, ha logrado que muchos restaurantes lo prefieran para realizar sus envíos.

Otra línea es la mensajería express, más orientada a realizarle la operación logística a las empresas. Aquí se ubica de Mensajeros Urbanos. Entre sus clientes se encuentran los despachos de seis cadenas de farmacias, las compras que se hacen en la página web de Falabella, los pedidos a varios restaurantes y acaban de firmar un acuerdo de distribución con el Éxito.

Mensajeros Urbanos nació en abril de 2013 en el Startup Weekend de la Universidad de Los Andes, como iniciativa de Rafael Socarrás y Juan David Vizcaya, quienes resultaron ser los ganadores del evento. La plataforma permite enviar un paquete en la misma ciudad y seguir el servicio en tiempo real. A pesar de la desconfianza inicial para delegar documentos, el año pasado lograron facturar $ 12.000 millones de pesos. Actualmente, Mensajeros Urbanos cuenta con 12.000 motociclistas activos, aunque solo 2.500 realizan cada día los servicios que se deben entregar en menos de 35 minutos, a alguno de los 25.000 clientes registrados, de los cuales 6.000 son corporativos.

Mensajeros Urbanos, tuvo su primer impulso financiero gracias al apoyo de la aceleradora de start-ups digitales Wayra, el negocio creció tan rápido que atrajo el interés de fondos extranjeros. A la fecha ha realizado 5 rondas de inversión, donde ha conseguido cerca de un millón de dólares, el conglomerado internacional de entrega de paquetes brasilero Movile, compró una parte importante. Hoy la plataforma opera en seis ciudades del país, y gracias a una alianza estratégica han expandido su operación a México y Brasil.

En la otra línea de servicio, la de compra de mercado, los principales competidores son Mercadoni y Merqueo, pero los negocios han evolucionado diferente. Mercadoni, fundada en Colombia en 2015 por dos emprendedores portugueses Pedro Freire y Antonio Nunes, permite a sus clientes comprar en más de 45 marcas aliadas que ofrecen variedad de productos: ferretería, mercados, farmacias, salud, floristerías postres, tiendas de mascotas, etc. y recibirlo en menos de una hora, utilizando los más de 4.000 repartidores vinculados.  Con presencia en Colombia, Argentina y México, recibió en enero de este año $ 9 millones de dólares inversión del grupo sudafricano Naspers a través del fondo brasilero Movile, que se suma los $ 2 millones de dólares recibidos de la española Axon Partners y los $ 6,2 millones de dólares del Grupo Pegasus (colombo-argentino).

Merqueo, es el resultado de tres emprendedores que ya contaban con experiencia en otras dos plataformas, domicilios y pidefarm, Miguel McAllister, José Calderón y Pablo Gonzalez, que se asociaron con el actual CEO, Sebastián Noguera. Aunque inició como una plataforma para facilitar el servicio a domicilio de las compras de mercado en las cadenas reconocidas, cambio su modelo hacia comercializar directamente los productos, comprado a las grandes marcas y proveedores, por lo que a diferencia de los demás, administra su propia bodega.

El precio por servicio oscila  entre $ 5.000 y $ 6.000 en cualquier plataforma, asi que la decisión final está asociada a las promociones o descuentos ofrecidos, como ocurre también con los mensajeros de moto o bicicleta que hacen el servicio: le trabajan a quien mejor les pague. Un negocio que cada dia mueve más millones y que por algo volvió Jeff Bezos el hombre más rico del mundo con su Amazon.

Publicidad
0
11828
Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
Las mentiras de Rappi

Las mentiras de Rappi

Rappi le responde al joven que le vendieron alcohol adulterado

Rappi le responde al joven que le vendieron alcohol adulterado

¿Ya desinstalaste Rappi? Yo tampoco

¿Ya desinstalaste Rappi? Yo tampoco

El negocio detrás de los mensajeros y las apps en Colombia

El negocio detrás de los mensajeros y las apps en Colombia