¡Que Petro se quede!
Opinión

¡Que Petro se quede!

Así como pedimos que se respete su mandato, exigimos que el 7 de agosto del 26 Petro entregue la Presidencia. Porque si o si, intentará, a como dé lugar, reelegirse

Por:
abril 29, 2024
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2orillas.

¡Fuera Petro! fue una de las proclamas más repetidas durante la jornada de marchas adelantada el domingo de la semana pasada, con el propósito de protestar contra la políticas del actual gobierno.

Admito que no salí a marchar ese día, aunque respeto profundamente a quienes sí lo hicieron. Y no marché porque no creo en la efectividad de esas protestas. Sobre todo cuando son actos aislados y no forman parte de una estrategia clara y definida.

En ningún país se han hecho más marchas que en Venezuela. Y a pesar de que en ellas participaron millones de personas, a la hora de la verdad de poco sirvieron. El gobierno contra el cual protestaron sigue allí, apoltronado en el poder y cada vez es más autoritario y tiene más cara de autocracia.

Los dictadores como Maduro y Petro no le temen a esas movilizaciones. Y por el contrario entre más marchas hacen los opositores, más se radicalizan. Y su única respuesta es convocar otra marcha .

A los únicos que les sirven las marchas es a quienes participan en ellas, que quedan convencidos que le prestaron un gran servicio a su causa.  Y hasta allí llegan. Cumplieron.

Pero volviendo a la proclama ¡Fuera Petro!, la considero una equivocación. Como también creo que quienes hablan de golpe de estado o de una destitución del Presidente están errados.

Es innegable que este ha sido un gobierno funesto, en el que la improvisación, la radicalización  y lo que los españoles llaman ‘chapucerías’ han sido la norma. Pero si a todos los presidentes chambones que ha tenido este país los hubieran sacado del poder, muy pocos hubieran concluido su mandato.

A pesar de todas las metidas de pata del actual Presidente y de todas las estupideces que dice y transmite por las redes, hasta el momento no ha cometido ninguna falta que dé  para destituirlo. Ni siquiera para someterlo a un juicio serio. Ser inepto no es delito.

Tal vez la única razón que podría conducir a un proceso justificado en contra de Petro es que se compruebe que los dineros que Nicolás, el hijo negado, recibió de contrabandistas y narcotraficantes, entraron a la campaña petrista. Ese sería otro cantar.


Una razón que sí justificaría un proceso contra Petro, y hasta su destitución, es que pretenda pasarse por la faja la Constitución convocando una asamblea constituyente por vías extralegales


Una razón que sí justificaría un proceso contra Petro, y hasta su destitución, es que pretenda pasarse por la faja la Constitución que juró defender y respetar. Por ejemplo, convocando una asamblea constituyente por vías extralegales. Ahí sí no sólo podríamos sino que tendríamos que salir a la calle a gritar ¡fuera Petro!

Pero como hasta el momento no ha sucedido nada de esa magnitud, lo que nos compete  a los colombianos es respetar el veredicto de las urnas, que le dio a Petro un mandato que va hasta el 7 de agosto del 2026.

Quienes exigimos que se respeten la ley y la Constitución no podemos, al mismo tiempo, andar urdiendo fórmulas extralegales para sacar a Petro de la Presidencia. Nos guste o no, tenemos que soportar estos dos años que nos quedan con Petro en la Casa de Nariño

 Y a quienes consideren ese como un panorama apocalíptico les hago una reflexión. A Petro hay que darle tiempo para que siga metiendo la pata, para que quienes votaron ingenuamente por él se den cuenta del error que cometieron. De seguro tras este mal trago que nos está tocando tomarnos, los colombianos quedaremos curados y en lo sucesivo nos cuidaremos de volver a elegir un personaje de este tipo. (Pueda ser, aunque la memoria de los pueblos es muy frágil.)

Pero así como pedimos que se respete el mandato para el cual fue elegido, exigimos que el 7 de agosto del 26 Petro entregue la Presidencia. Cambiar la reglas del juego sobre la marcha es un error, como ya se vio en el pasado. Y hago hincapié en este punto porque no me cabe duda de que si o si, Petro intentará, a como dé lugar, reelegirse.

Mejor dicho, en adelante la consigna en las marchas, y en las conversaciones, debe ser: ¡Que Petro se quede! pero hasta el 7 de agosto del 2026. Ni un día más.

Sigue a Las2orillas.co en Google News
-.
0
¿La heredera del ´comandante Papito´, a la Presidencia?

¿La heredera del ´comandante Papito´, a la Presidencia?

Los trucos del mago Gustavo, “abracadabra”

Los trucos del mago Gustavo, “abracadabra”

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
--Publicidad--