¿Qué hubo detrás de la invasión de Andalucía, Valle del Cauca?

Un lote perteneciente al Invías fue ocupado hace varios meses por al menos 500 familias. Una mirada a lo que ocurrió

Por: Diego Felipe Corrales Castro
mayo 31, 2019
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
¿Qué hubo detrás de la invasión de Andalucía, Valle del Cauca?
Foto: Pixabay

¿A qué se debió la invasión en el municipio de Andalucía meses atrás? ¿Todo esto va ligado por una protesta de la gente a la alcaldía? ¿Las personas participativas en esto lo hacen por una necesidad? O por lo contrario, ¿tiene que ver con movimientos políticos puesto que se acercan las elecciones? Por muchos años, en el municipio de Andalucía, el pueblo ha sido manejado por las mismas personas, que desangran los recursos del municipio para beneficio propio. La población sabe y conoce la gran corrupción que se maneja desde años atrás, ¿entonces cómo es posible que los mismos funcionarios públicos estén en los mismos cargos y lleven ahí más de 10 años?, ¿eso no es algo extraño? Y más aún, ¿por qué el exalcalde asiste más a eventos del gobierno que el propio alcalde del pueblo? Estos son datos que dejan bastante que pensar y dan una pequeña idea de por qué la gente se revolucionó.

Al no tener un solo implicado sino varios que abogan por la alcaldía municipal, explican sus funcionarios que lo ocurrido fue únicamente una protesta realizada por la gente del pueblo, ya que por la llegada masiva de venezolanos no había oportunidad de trabajo para ellos. Pero, analizando la situación, no únicamente había personas de Andalucía, allí también había gente de pueblos cercanos y, lo más extraño aún, gente de otras ciudades como Popayán. Algunas personas partícipes en la ejecución y desarrollo de la invasión fueron muy cerradas para hablar, otras no lo hicieron por miedo a la justicia y las que se atrevieron fueron muy precisas al informar que la principal motivación era abogar por un hogar (familias recurrieron allí porque las habían expulsado de su lugar de residencia, otras por formar parte de un movimiento y otras simplemente no tenían idea). Hablando con funcionarios, personas del común que daban su aporte al tema, opinaron que los individuos que llegaron sin rastro fueron traídos a propósito, con la idea de que el gobierno de Andalucía les iba a regalar un techo donde vivir. Un punto a tener en cuenta es que ninguna familia venezolana llegó allí, la invasión fue netamente de personas colombianas.

El informe del inspector de Policía relata los sucesos y lo gestionado por las autoridades para la intervención de la invasión. Esta tuvo origen el día 25 de enero de 2019, a eso de las 10:00 p.m., según datos dados por Invías, empresa dueña del terreno afectado. En vista de esto, funcionarios de la alcaldía y demás entidades como la Policía efectúan una primera reunión el día 26 de enero y se le da a conocer al señor alcalde lo que está sucediendo. De esta forma, al día siguiente (27 de enero) realizan como primera medida un plan de contingencia, donde se tenía como propósito principal desalojar el lugar de una manera pacífica; ese mismo día el lugar ya contaba con más de mil personas.

Más adelante, el primero de febrero, funcionarios de la alcaldía se acercaron por primera vez al lugar para hablar con los invasores y en su visita encontraron: aumento del tráfico vehicular en horas de la noche, contaminación ambiental —no había un lugar establecido para botar la basura y desechos—, temor por el acrecentamiento de la drogadicción, proliferación de habitantes de calle y, lo más preocupante, que en el mismo lugar donde extraían el agua para fabricar sus alimentos hacían sus necesidades fisiológicas. Al realizar todo este análisis evidenciaron también que la educación en el pueblo se estaba viendo afectada, ya que muchos niños dejaron de asistir a las escuelas públicas porque sus padres —invasores— no los llevaban a estudiar, además estos mismos niños eran quienes cuidaban el lote cuando los adultos tenían que salir.

Después de 26 días donde se pulió el plan de contingencia y donde varias entidades ya estaban informadas de la situación, el 19 de febrero, siendo la 4:35 a.m., se inició de manera segura el desalojo del lugar, participando entidades como Policía Nacional, Ejército Nacional y CTI. Representantes del ministerio público (Procuraduría), Comisaría de Familia, Personería Municipal, Oficina de Restitución de Tierras y Defensoría del Pueblo. En la actividad también hizo presencia bomberos, Defensa Civil y Secretaría de Salud (Hospital San Vicente Ferrer) para que todo ocurriera de la mejor forma.

Punto a recalcar es que la gobernadora del departamento no asistió a ninguna de las reuniones efectuadas en el municipio, diciendo que no fue notificada a tiempo. Así mismo, tampoco asistió el profesional encargado del área jurídica en el departamento del Valle, pero del funcionario no hubo ninguna excusa por su ausencia.

Por otra parte, desde Bogotá llegó a Andalucía un representante legal del Invías y su única función fue hablar con el señor alcalde, a quien le entregó una carta donde la empresa afectada se hacía cargo de pagar seguridad privada para cuidar el lote por un tiempo limitado, con la condición de que Andalucía consiguiera el personal e hiciera entrega de dotación (equipo que aún no han entregado a los trabajadores).

Así como se han hecho escuchar las diferentes protestas en el país —la de los estudiantes, de los Indígenas y de los campesinos, entre otras—, la población de Andalucía y sus alrededores no quería ser la excepción, haciendo notar su inconformismo y el cansancio por las promesas quebrantadas (la alcaldía municipal les ofrecía unos servicios que a final de cuentas nunca llegaban a efectuarse, concluyendo que el motivo principal de esta “protesta” fue el incumplimiento).

De igual forma, otro objetivo fue demostrar que la administración municipal no cuenta con el personal, ni está preparada logísticamente para resolver situaciones similares, teniendo en cuenta que el trabajo de campo realizado a la zona afectada, donde los invasores dan a conocer sus motivos, lo presentan de forma escrita a mano pero con letra no legible, dificultando su análisis y así hace parte del expediente. ¿Acaso esto da algo en que pensar? Podría verse como una forma hecha a propósito para no tener en cuenta las peticiones de toda la población protestante, o también por la negligencia y falta de compromiso y profesionalismo de sus funcionarios.

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

-.
0
4938

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus