Por una anarquía contagiosa

Esta, contrario a lo que parece, es la más alta expresión del orden porque establece un orden voluntario, no uno impuesto, propiciando una sociedad capaz de autocontrolarse

Por: felipe rios tiusabá
abril 29, 2020
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
Por una anarquía contagiosa
Foto: Leonel Cordero

Los actuales tiempos de cuarentena presentan una sobrecarga informativa acerca del coronavirus, pocas veces se ha repetido tanto una palabra en un corto periodo de tiempo. Ahora vivimos en medio de una epidemia informativa que avanza a mayor velocidad que el virus.

Cada anuncio gubernamental, bien sea de tipo local o nacional, genera infinidad de reacciones que se trasmiten en medios de comunicación y redes sociales con voces a favor y en contra sobre cada medida. Sin embargo, básicamente se identifican dos posturas. La primera plantea como prioridad la salud, indicando que solo se reiniciarán las actividades económicas cuando la famosa curva de contagio se aplane, en otras palabras, es mejor estar vivo en bancarrota y no convertirse en un muerto adinerado. La otra propone retomar las actividades económicas lo más pronto posible, muy al estilo del patético presidente Donald, justificando que es necesario volver a la normalidad de los trancones y el acelere cotidiano porque la economía no aguanta más y el desempleo y el hambre son peores que el coronavirus, por eso los obreros de construcción y los operarios deben ser los primeros en retomar sus labores.

Cada postura defiende su elección con cifras, proyecciones y con experiencias de otros países, principalmente europeos y norteamericanos. Los argumentos están a la orden del día y el discurso de unos y otros se centra en lograr el equilibrio entre proteger la vida y mantener la economía.

Ahora bien, la saturación de información será útil si cada individuo decide su comportamiento frente a la pandemia del coronavirus sin restricción ni control de ningún tipo, resolviendo sus necesidades de manera autónoma e independiente; es decir, si asume un comportamiento anárquico contagioso. Los que están en casa podrán salir a jugar, comprar, estudiar, incluso trabajar como si nada hubiera pasado y quienes están laborando actualmente podrán refugiarse en casa con sus propias reglas de aislamiento por el tiempo que consideren pertinente. El comportamiento de unos y otros, a pesar de sonar extremista, sin duda se estabilizará y se encontrará un equilibrio, similar al que promueve la economía del libre mercado, que al fin y al cabo son primos hermanos con la anarquía.

A pesar de ser poco común, la anarquía está presente en cada comportamiento diario, en los conductores que se pasan el semáforo en rojo, en los motociclistas que no usan el casco, en los grafitis, en las paradas de buses y las cebras peatonales que no son usadas, en los que parquean en sitios prohibidos, en los que no pagan el transporte público... en fin, está en todos los estratos y redes sociales, de ahí la mala fama que tiene. Pero anarquía también es tomar decisiones en consenso, es estar en desacuerdo con el poder corrupto que gobierna, es tratar con respeto a los demás. En definitiva, la anarquía es la más alta expresión del orden porque establece un orden voluntario, no un orden impuesto, propiciando una sociedad capaz de autocontrolarse.

La propuesta está orientada a aplicarse únicamente en la actual cuarentena y como solución a la disyuntiva entre las posturas expuestas. Otras serán las posiciones en cuanto al uso de la anarquía en el campo económico, filosófico y político. Aunque vale la pena mencionar que la autorregulación permite funcionar razonablemente mejor que con la presencia de gobiernos ineficientes y corruptos.

-.
0
1001
Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
Nota Ciudadana
¿Y el futuro de la nueva ruta de la seda china qué?

¿Y el futuro de la nueva ruta de la seda china qué?

Nota Ciudadana
Caricatura: Actitud positiva en tiempos de cuarentena 2

Caricatura: Actitud positiva en tiempos de cuarentena 2

Tragedia con las muertes COVID en Barranquilla: instalan contenedor refrigerador

Tragedia con las muertes COVID en Barranquilla: instalan contenedor refrigerador

1.787 casos y 49 fallecimientos más por covid en Colombia

1.787 casos y 49 fallecimientos más por covid en Colombia