¿Petro y Santos juntos?

No soy petrista, ni santista, ni muchos menos pendejo

Por: Carlos Moreno P.
Mayo 14, 2014
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
¿Petro y Santos juntos?

Definitivamente la mayoría de los colombianos parecemos peces de esos que llaman bailarinas. Pareciera que el rango de memoria larga es tan corto que en cuestión de semanas, ni siquiera meses, olvidamos todos los atropellos que sufrimos por causa de todo lo malo que hace el gobierno, los criminales, las guerrillas, las bacrim, los políticos, etc.Creo que esta falla colectiva en la memoria de los colombianos justifica porque casi siempre somos catalogados como los más felices del mundo. Olvidamos tan pronto nuestras propias miserias…

No soy Petrista, ni Santista, ni mucho menos Uribista, pero tampoco soy pendejo. Y como sé que muchos de los que leen estas líneas tampoco lo son, espero puedan estar de acuerdo con lo que me presto a exponer. Si no es así, respeto su opinión.

Me sorprendió mucho ver en los noticieros la información, con tono un poco sensacionalista, que un ala del progresismo había decidió apoyar a Santos en su afán de buscar la paz. Cómo así? Y el no pasaran, dónde quedó? Tal vez la memoria corta de Petro ya le había hecho olvidar lo que hizo Santos para que no siguiera en la alcaldía. Como no soy pendejo, y no trago entero todo lo que dicen en los noticieros, me dediqué a buscar más información al respecto en otros medios. Fue entonces cuando comprendí lo que a mi parecer está pasando y que aunque me parece difícil de creer, es sensato.

Petro y Santos juntos? Sí, pero no revueltos. Gracias a Dios, existen muchos medios que nos permiten traer de vuelta esos recuerdos que nuestra mente tan corta, tan colombiana tiende a olvidar muy pronto. Hay libros, televisión, internet, sabios, etc. Que de vez en cuando nos sacan de ese estado de felicidad olvidadiza que nos hace tan famosos a nivel mundial. Creo que 50 años de violencia no se justifican y son más que suficiente. Creo que eso mismo lo tiene claro Santos, Petro, Clara López, de pronto Peñaloza, aunque tengo mis reservas, pero definitivamente Zuluaga, o Uribe, quien es el que manda allá no. Y es aquí donde espero que la memoria colectiva nacional colombiana se reactive.
No me voy a dedicar a atacar ex presidentes, políticos, paramilitares, guerrilleros, ciudadanos, etc, porque todos como humanos hemos tenido aciertos y desaciertos y nadie está excepto de equivocarse en la vida.

Pero lo que sí quiero traer a colación es el hecho que el ex presidente Uribe ya tuvo la oportunidad, dos veces, de acabar con la guerrilla por la vía armada, que fue por lo que lo eligieron, y no lo hizo. Santos al comenzar su mandato lo intentó y no pudo, así mismo lo han venido haciendo todos los ex presidentes desde hace un lustro, y seguimos igual o peor. Que quedó de todo eso? Un país tan polarizado como hace mucho no estaba. Odio, intolerancia, injusticia social, un campo desolado, y un millón de promesas sin cumplir. Han pasado 50 años, no lo olvidemos tan rápido. 50 años de guerra de injusticias, de masacres, de violaciones de derechos humanos, de desplazamientos, de pobreza, de muerte y desolación de parte y parte. Que quede muy claro. Y esperemos que haya una comisión de la verdad que traiga a la luz todas esas perlas que tanto guerrilleros y militares se tienen guardadas.

¿Esto pues, no justifica la paz? Porqué empeñarnos en perpetuar una guerra en la que se enfrentan y se matan pobres contra pobres y donde todo sigue igual?
Que es que queremos la paz sin impunidad, dicen unos, que es que nos entregaron al castro-chavismo, dicen los mismos. ¿Acaso los gobernantes de Colombia han sido los adalides de la honestidad y la trasparencia? ¿Acaso en el senado no han estado y están sentados cantidad de “honorables” que han cometido crímenes mucho peores que los de la guerrilla? Y esto sin mencionar las otras instituciones del gobierno.

Se han perdido muchas vidas, de lado y lado, es cierto. Pero esta guerra no se va a ganar a plomo, la paz no se hace a plomo, se hace dialogando, perdonando, olvidando y reponiendo. Las más grandiosas guerras son las que se ganan sin violencia, ejemplo de ello, Ghandi, y Mandela. Y es ese ideal el que logra poner de acuerdo a dos personas con pensamientos tan distantes como Santos Y Petro. Y si eso está sucediendo, es porque los dos están comprometidos con lo mismo: La Paz. Si, la paz es la única que ha logrado sentar en una misma mesa a guerrilla y gobierno. Con posibilidades reales esta vez. La paz es el primer paso para que Colombia comience a generar los cambios que se necesitan para cambiar definitivamente y para siempre la historia de este país.

Necesitamos la paz, creo que 50 años de guerra han sido suficientes. No le pongamos trabas a la paz, Santistas y Petristas están demostrando que por la paz no hay diferencia que valga. Ojalá que los colombianos sin importar partido, sexo, raza religión, género, o estado de memoria larga o corta, nos unamos a la paz. Esta causa que debe ser la misma para todos desde ya.

Ya hay algunos que comenzaron a decir que Petro decidió apoyar la paz para que Santos lo dejara en la alcaldía. Pues ni Santos como presidente tiene la facultad de decidir si se queda o se va, ni la salida de Petro se vislumbra pronto pues las medidas cautelares que le dieron ayer, por lo menos se demoran 2 años para ser estudiadas.
Unámonos todos por la paz. Vale la pena. Es lo único bueno que podemos lograr después de tanta violencia.

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

-Publicidad-
0
11278

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
Nota Ciudadana
Una gran estafa llamada Transmilenio

Una gran estafa llamada Transmilenio

Nota Ciudadana
La denuncia de corrupción que se le vino a Jacobo Quessep, alcalde de Sincelejo

La denuncia de corrupción que se le vino a Jacobo Quessep, alcalde de Sincelejo

Nota Ciudadana
Una reflexión sobre las decisiones de las altas cortes y el legislador

Una reflexión sobre las decisiones de las altas cortes y el legislador

Nota Ciudadana
La pimienta con aroma a paz que se cultiva en las entrañas de La Hormiga, Putumayo

La pimienta con aroma a paz que se cultiva en las entrañas de La Hormiga, Putumayo