No somos un país "Castro- Chavista"

"Mientras Colombia siga siendo un país tan desigual, jamás se alcanzará la Paz"

Por: Walter Rodríguez
agosto 25, 2014
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
No somos un país
larevistavision.com

A continuación expongo brevemente, desde mi punto de vista, cuales son las dos grandes mentiras que se le han vendido a Colombia recientemente:

1. Preparémonos para la Paz

El Presidente Juan Manuel Santos juega con los sentimientos de todo un país al prometer la Paz de Colombia mediante los acuerdos de Paz. Es una Paz que no se va lograr. Primero, porque el Pueblo Colombiano no olvida el cxonflicto en la época más violenta del País antes de que llegara Álvaro Uribe y lograra acabar con gran parte de las guerrillas para darle seguridad a los habitantes de los pueblos donde era más fuerte la presencia de grupos armados al margen de la ley (Único logro real del Uribismo, La "Seguridad Democrática", Altamente Discutida en instancias Internacionales por los procedimientos y el escándalo de los denominados Falsos Positivos. Santos en ese entonces era Ministro de Defensa del Gobierno Uribe), por tanto ese pueblo al que de verdad le dolieron sus muertos no va a permitir que mediante el referendo, (que es lo que finalmente será el resultado de los diálogos; "El paquete", como lo refiere Juan Manuel Santos) se pueda elegir por elección popular a un ex-miembro de las FARC.

Recordemos que los diálogos de Paz no surgieron como una petición de los habitantes de Colombia sino como política del Presidente Santos. Entre otras cosas, Juan Manuel Santos no debería tener la credibilidad del pueblo Colombiano. Primero porque incumplió con seguir una de las políticas principales por la cual lo eligieron la mayoría de los Colombianos que fueron a las urnas en su primera elección que era la "Seguridad Democrática".

Segundo. Hace unos meses sucedió la destitución al actual Alcalde de Bogotá, Gustavo Petro. La Comisión Interamericana de Derechos Humanos se pronunció con Medidas Cautelares a favor de Petro, con lo cual, el Alcalde volvería a su cargo. Sin embargo el Presidente Santos, no acató el fallo y de esta manera se reafirmó la decisión de la Procuraduría. Esto significa que si hipotéticamente los Diálogos de Paz se lograran llevar a feliz término, los máximos líderes de las FARC no tendrían las garantías necesarias en el Caso del pronunciamiento de una Comisión de Derechos Humanos, ni siquiera, garantía alguna que después del Proceso no van a ser perseguidos y asesinados como ocurrió en el pasado con la Unión Patriótica, quienes tuvieron que llorar a más de 3000 muertos después de su organización como Partido Político. Así pues, una vez derrotadas políticamente, las FARC en su mayoría reincidirán a la violencia, y si no es así, los guerrilleros que en gran número no han estado en acuerdo con los diálogos crearán nuevos grupos al margen de la ley. Mientras Colombia siga siendo un país tan desigual como lo es ahora, jamás se alcanzará la Paz.

2. Colombia, un país "Castro-Chavista"

Mentira radicada por Uribe basado en el libro "Mi Lucha", autobiográfico de Hitler donde sostenía que solo las mentiras descomunales y no las pequeñas eran creíbles por la masa y que una vez escogidas debían ser repetidas una y otra vez hasta el cansancio con el objetivo de que “la gente creyera que el cielo es el infierno y el infierno el cielo”, como lo reveló Duzán recientemente. Le hace creer a un Pueblo dolido y flagelado por la guerra que Juan Manuel Santos le quiere entregar el país a las FARC y que lo que quiere lograr es un gobierno "Castro-Chavista". Algo totalmente falso, teniendo en cuenta que Santos es un marcado Capitalista, proveniente de una familia que es dueña de grandes medios de comunicación y otros negocios, empresas y demás relacionados con fines meramente económicos. Santos no es comunista, ni socialista ni nada que se le parezca, pensar algo así es ridículo. Que Santos le quiere entregar el país a las FARC es una mentira creada por Uribe ya que finalmente es el pueblo quien decidirá si un representante de las guerrillas puede llegar al poder. Esto en el caso hipotético de que los diálogos de Paz lleguen a feliz término.

Uribe no tiene más estrategias que las mentiras para llegar al poder y hacer de Colombia una dictadura.

No le bastaron 4 años de poder y ahora quiere convertirse en la figura de Chavez, personaje al que supuestamente odia. Cuando alguien quiere perdurar tanto tiempo en el poder y lo logra es bastante peligroso, ya ha pasado con Pinochet, Fujimori, Stalin, y ahora, en Venezuela ya se empieza a reflejar con el Chavismo.

Hoy en día Colombia está dividida en su mayoría entre "Uribistas" y "Anti-Uribistas". Esto es definitivamente muy triste ya que demuestra que por las mentiras de un personaje tan calculador como Álvaro Uribe se puede lograr la atención de grandes masas que lo apoyan y el odio de los que han estudiado sus irregularidades y excesos, pero siempre sin sacarlo de circulación.

¿Cuándo terminará la era Uribe? ¿Será por la Justicia? ¿Seguiremos creyendo en mentiras?

Amanecerá y veremos.

 

@the_real_wally

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

-Publicidad-
0
2474

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
Nota Ciudadana
Los periodistas que enervaron a Uribe en la radio

Los periodistas que enervaron a Uribe en la radio

Le entregaron el país a las FARC

Le entregaron el país a las FARC

Nota Ciudadana
Según Iván Márquez el conflicto continúa

Según Iván Márquez el conflicto continúa

Nota Ciudadana
El posconflicto se define en la segunda vuelta presidencial

El posconflicto se define en la segunda vuelta presidencial