¿Macondo a través del lente?

Con la adaptación de 'Cien años de soledad' que llegará a Netflix la pregunta es: ¿estamos listos para cambiar a Aureliano Buendía por un personaje de carne y hueso?

Por: Jerman Duque
julio 31, 2019
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
¿Macondo a través del lente?

Un año antes de ser invitado a inaugurar el festival de cine latinoamericano en Japón, García Márquez dejó expuestas las razones por las cuales no quería permitir un rodaje sobre Cien años de soledad: “Los lectores deben poder imaginar los personajes a su gusto”.

Si algo parecía tener claro el autor de La hojarasca era que las películas basadas en sus libros no lograban satisfacer sus expectativas y tampoco las del público. Siendo la mayoría lectores, y no solo eso, lectores de una obra capaz de generar imágenes tan potentes y en muchos casos divertidas, la parquedad, la falta de ritmo, que bastante ha escaseado en la mayoría de las adaptaciones, han hecho que su recepción sea poco positiva. Pese a eso, García Márquez no se resistía a la tentación de ver  convertidos sus escritos en obras cinematográficas, pues él mismo lo afirmó de manera certera “el cine y yo somos como un matrimonio mal llevado”. Escribió varios guiones, especialmente durante sus primeros años de residencia en México, colaboró con el guión de algunos de sus libros y hasta apareció en algunas producciones, como En este pueblo no hay ladrones con Juan Rulfo, Luis Buñuel y Carlos monsiváis, o la película mexicana de ciencia ficción El año de la peste de Felipe Cazals.

Mucho se dijo sobre su visita al país nipón: que Gabo se encontraba eufórico por un recién descubierto fervor al Sake, que no hubo un kimono para su estatura y que ultimaría detalles para una película sobre El otoño del patriarca, bajo la dirección de Akira Kurosawa. García Márquez le dijo entre otras cosas, que hiciera con esa novela lo que quisiera. Alegó que solo un director como él podría llevar al cine una obra así, pero imagino que también le valió de excusa para esquivar un rafagazo a quemarropa, pues en otra ocasión, el director de Rashomon le expresó su deseo de llevar Cien años de soledad a la pantalla.

Hay una pregunta que todavía me tiene de los pelos: ¿será que una serie, o mejor dicho una miniserie, podrá lograr algo distinto? La respuesta habrá de llegar en capítulos y dentro de no sé cuantos meses, a través de la reconocida distribuidora de, digámoslo con grandilocuencia, contenidos audiovisuales, Netflix, pero eso todo el mundo lo sabe.

Si bien es cierto que las series, a diferencia del cine, tienen más tiempo para el desarrollo de personajes, que Netflix ha parido, entre innumerables hijos deformes, unos cuantos productos de calidad (House  of cards, tenía que decirlo), que algunos, como mi compañera se les ocurrió, este formato le convendría más, admito que no deja de quitarme el sueño cuando me pregunto: ¿de qué cabeza o cabezas saldrán los diálogos?

Pensémoslo un momento, Cien años de soledad es una novela con muy pocos diálogos, si se trata de leerla a quién le hacen falta. Con la historia y la fiesta de su  prosa basta, por lo menos a mí. Pero al momento de convertirla en formato audiovisual, la narración deberá transformarse en imágenes y los diálogos, bueno los diálogos hay que inventarlos en su mayoría o qué mas van a hacer, ¿monologar? Otros aspectos de relevancia, son los saltos temporales, los eventos sobrenaturales y paisajes oníricos, recurrentes en la obra del Nobel, algo que ayuda a enriquecer su estilo y la idea que los lectores nos vamos haciendo de la estructura de sus novelas.

No quiero decir que una película o serie deba parecerse a la obra ni mucho menos, digo que es muy complejo acercarse en la pantalla, a la imagen que cada uno tiene de la obra, quiero decir, que es un camino seguro a la desazón, pero claro, estoy hablando de los espectadores que leímos su obra o ¿alguien ha dicho algo de los más jóvenes? o en su defecto de ¿quienes no se han acercado a ella por la razón que sea? Creo que la serie será para ellos, para el nuevo público, el audiovisual, no olvidemos que por estos días es más digerible así, o pregúntenle a Margaret Atwood si El cuento de la criada alguna vez tuvo tanto bombo.

El asunto final es si algunos estamos listos o no para cambiar a Aureliano Buendía o Remedios la Bella por un personaje de carne y hueso.

-.
0
132
Las poderosas mujeres que pesan en las próximas elecciones con sus millones de votos

Las poderosas mujeres que pesan en las próximas elecciones con sus millones de votos

Pobreza, crimen organizado y migración: los retos de la primer mujer presidente en Honduras

Pobreza, crimen organizado y migración: los retos de la primer mujer presidente en Honduras

El asesinato del dueño de Surtifurver que quebró el exitoso negocio

El asesinato del dueño de Surtifurver que quebró el exitoso negocio

Guerra de precios de útiles escolares en las calles de Bogota

Guerra de precios de útiles escolares en las calles de Bogota

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus