Los líderes públicos ante la pandemia mundial

Las crisis humanas extremas, sobre todo cuando son inéditas, exigen personajes responsables, decididos y que inspiren confianza en la sociedad

Por: MANUEL Ricardo CORTES RODRIGUEZ
abril 07, 2020
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
Los líderes públicos ante la pandemia mundial
Foto: Flickr www.audio-luci-store.it - CC BY 2.

Al globalizarse la actual pandemia, los medios masivos permiten comparar la capacidad de los liderazgos, los aciertos y errores de la gestión pública en los diferentes países del mundo, y los diversos enfoques al reaccionar ante los efectos de un virus mortal desconocido, convertido en riesgo mundial, que afectó además la economía y la convivencia.

Por el usual titubeo del primerizo, China, Corea del Sur e Israel mostraron lentitud inicial, pero luego una reacción integral decidida y compromiso radical. Aislaron a millones de personas en ciudades enormes, cerraron accesos, construyeron hospitales en semanas, reasignaron oportunos a cantidad de personal médico, test, equipos, dotación e industria farmacéutica requeridos, usaron el ejército para atender con inmediata suficiencia enormes números de enfermos y en dos meses superaron la crisis.

La exigencia al primerizo no es igual para los subsiguientes, pues ante virus universales podemos aprender del ejemplo ajeno, en los diferentes abordajes de problemas similares. Esos tres países de diferente tamaño, sistemas, gobiernos, recursos y culturas, atacaron los efectos de la pandemia con similar éxito, al limitar la difusión local del virus, al curar a tiempo un 90% de enfermos, prevenir a toda la población y lavar el dinero circulante (mayor contaminador); sin que la expansión global pare.

Vencer una pandemia exige de cualquier país coordinar con oportunidad y suficiencia los esfuerzos de todos los sectores conexos a la salud, aunar recursos para prevenir que no aumenten los enfermos, articular los sectores público y privado para atender pronto a una sociedad ansiosa. La autoridad debe ser unívoca en cerrar a tiempo los accesos riesgosos, clarificar la prevención, ofrecer servicios de salud integrales; readecuar al sector salud y acopiar los equipos, fármacos y recursos necesarios para enfocar las terapias con suficiencia, oportunidad e idoneidad para generar confianza contra el virus.

Luego del declive en China y de enfermar a toda Europa, en marzo Colombia no improvisó controles de acceso, sin pensar ­en el riesgo social, sino en los sectores económicos. El virus ingresó al país por vía aérea, sin reacción del ministerio de salud para readecuar la previsión del aeropuerto El Dorado. Para no afectar el turismo externo y la economía local, se priorizó su operación, arriesgando la salud de millones de colombianos, sin disponer la rearticulación de las políticas de salud y sectores conexos.

Al no haber exigencias salúbricas claras, el operador del aeropuerto El Dorado permitió ingresar desde Europa sin control estricto al 90% de los contagiados iniciales; luego no se les aisló y al inicio de marzo se da una dispersión geométrica del virus. Ahora el confinamiento es difícil, porque la gente tiene incertidumbre y está ansiosa, no hay una voz oficial clara, que coordine desde la Nación acciones oportunas sobre los otros niveles estatales, que no vacile para ordenar el acopio de recursos, prevenir los síntomas, aislar y tratar a los enfermos, para generar confianza en el sector médico y la ciudadanía

Ante la duda presidencial a decidir oportuno en febrero, algunos gobernadores y alcaldes decidieron en marzo toques de queda y aislar territorios, que la Presidencia vetó con tardanza; reaccionó a destiempo e insuficiente ante la sociedad. Hoy hay antagonismos entre el gobierno nacional y los niveles inferiores oficiales, que confunden al sector privado y lesionan la economía. La exigencia a la nación desde marzo primero, debió ser combatir la pandemia y; aún escasean en el país camas de cuidado intensivo, equipos especiales dañados, respiradores, ventiladores, humidificadores, insumos, reactivos, test, fármacos, preparación del personal médico, paramédico, y de apoyo militar, etc.).

El tiempo apremia para que el sistema nacional de salud se articule con eficiencia, permitió tarde el integrarse a los laboratorios de las universidades Andes, Javeriana, de Antioquia, del Valle y del Norte, entre otras. Las camas disponibles en el país para cuidado intensivo respiratorio son menos de 500, aún no hay planes de contingencia a corto plazo, para abrir otros pabellones o nuevos hospitales, no se readecuó el San Juan de Dios, ni en las diez principales ciudades del país. Ante la paquidermia oficial, el virus avanza desde marzo 6 el primer contagio van 1400, cada vez a mayor promedio diario.

Es urgente que los gobiernos locales convoquen al sector industrial local para fabricar respiradores, ventiladores, humidificadores, gel, test, fármacos exentos, se liberen los aranceles a productos esenciales, reactivos y test médicos, se prepare al personal militar, se hagan hospitales de campaña en mínimo el 50% de los municipios, preparar planes de contingencia en salud, para autocuidado del personal médico, para cementerios y funerales, pues el pico de la crisis llegará antes de dos semanas.

El ministro de Hacienda, Alberto Carrasquilla, afirmó tener $12,1 billones de los $14,8 billones requeridos, que provendrán del Fondo de Ahorro y Estabilización, y señaló que los $2,7 billones restantes, saldrán de aportes al Fondo Nacional de Pensiones de las Entidades Territoriales (Fonpet), pero el programa temporal de compras de emergencia por pandemia aún no inicia, solo entrará en vigor a fines del año, pero la fase crítica del virus COVID-19, se acentúa en un mes. ¡Eso es aterrador!

La banca no siente responsabilidad social, no aporta ni baja la tasa de interés, ni crea vías mecanismos para permitir más flujo de caja actual en Colombia. Pero cuando la crisis de 1999 y 2008, los salvamos con impuestos como el 4x1000 y reciben $10 billones anuales en varias exenciones tributarias que no se desmontan; ahora no hacen un solo acto de solidaridad con Colombia; al contrario manipularon a Duque para que les diera los recursos de los municipios. Exigimos que se congelen las hipotecas, sin intereses; retirarles todas las exenciones tributarias; eliminar el impuesto 4x1000 y rebajar el de renta.

Mientras en Europa se dispuso rebaja de impuestos, cese temporal de intereses y articularon al sector privado y público para producir insumos y atender la crisis, Duque lanzó acá planes de alivio, para dilatar el pago de la deudas privadas y servicios públicos, con intereses; solo se da un plazo para pagar la deuda privada sin bajar los intereses ni los impuestos, y para colmo le quitó los recursos a los entes territoriales, para entregarlo a la banca privada; ¿a cambio de qué? Ellos son la primera línea de acción.

43% de nuestra población está en subempleo o infraempleo y obtiene su sustento de la economía informal. No pueden dejar de laborar durante la cuarentena mensual, porque deben dar de comer a sus familias, aún a riesgo de contagiarse, por ello los contagios deben aislarse. Las opciones son reactivar todas las clínicas en liquidación y vincular nuevo personal médico y paramédico recién egresado. Se le exige al ministerio de salud y al sistema nacional de salud actuar ya, eviten conflictos inútiles con entes locales, maximizar la atención y los test, o las consecuencias serán apocalípticas.

La solución no es impedir al sector informal sus labores, pues se para el país; sino facilitar la economía con sistemas no bancarios, las nuevas apps de telepago personal y nuevos servicios médico-logísticos, concentrarlos en más centros locales, favorecer al sector paramédico, articular las IPS en un plan integral coordinado por niveles y sectores, para desconcentrar las especialidades, privilegiar la atención domiciliaria, crear empleo paramédico y nuevos sectores que lo exijan; favorecer el emprendimiento en equipos e insumos de salud, sancionar el acaparamiento y el alza de precios en el sector formal, etc…

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

-Publicidad-
0
300

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
Nota Ciudadana
De héroes y villanos

De héroes y villanos

680 nuevos casos y 16 personas fallecidas más por coronavirus en Colombia

680 nuevos casos y 16 personas fallecidas más por coronavirus en Colombia

En redes
En Cali italianos y alemanes, recién llegados de Europa,  rumbean sin importarle el coronavirus. Video

En Cali italianos y alemanes, recién llegados de Europa, rumbean sin importarle el coronavirus. Video

Nota Ciudadana
Vivir para contar lo que fue el COVID-19

Vivir para contar lo que fue el COVID-19