Las tres obras arquitectónicas mejor restauradas de Colombia

En la XXV Bienal de Arquitectura y Paisajismo, fueron reconocidas las obras de renovación, efectuadas con recursos del Ministerio de Cultura, de Mompox, Pamplona y Cúcuta

Por:
septiembre 16, 2016
Las tres obras arquitectónicas mejor restauradas de Colombia
Foto: archivo Sergio Gómez - archdaily.co

La Albarrada momposina que vio a los piratas ingleses traficar plata y filigrana en el siglo XVII, el parque de Pamplona con más de 300 años de historia y un edificio republicano de Cúcuta construido en 1893, eran obras que el olvido estaba haciendo polvo. Gracias a la inversión del Ministerio de Cultura estas obras pudieron recobrar su grandeza y el pasado 13 de septiembre de 2016 fueron destacadas en la XXV Bienal de Arquitectura y Paisajismo celebrada en Cartagena.

1. La Albarrada de Mompox

Mompox se ha muerto cuatro veces. La primera muerte fue a mediados del siglo XIX cuando el cambio de cauce del Río Magdalena la convirtió en una isla. La segunda fue a principios del XX cuando la irrupción de los barcos de vapor hizo innecesaria la escala en el pueblo ya que tenían la fuerza suficiente para llegar directo a Barranquilla. La tercera fue cien años después cuando la violencia paramilitar desplegada en el sur de Bolívar aisló del país. La última fue por cuenta de la naturaleza  cuando la ola invernal del 2010 no sólo se comió su centenaria Albarrada al lado del río sino que se la arrebató a Colombia.

Pero esa  Tierra de Dios como la bautizó Bolívar no se ha dejado borrar del mapa. Sus conjuntos de edificaciones coloniales, republicanas, salvadas del tiempo y el abandono llevaron a que la Unesco declararan en 1995 a Mompox  patrimonio histórico de la humanidad. Caminar al medio dia por la Albarrada  que rodea el brazo del Magdalena, es un desafío al inclemente calor. El piso destila una humedad que vuelve invisible y pegajosa cualquier camiseta blanca. En esos dos kilómetros y medio ha transcurrido la vida de Santa Cruz de Mompox desde que en 1537 la fundara Alonso de Heredia. Allí, artesanos de la filigrana, herreros y los pocos descendientes de españoles y familias raizales que aún habitan la ciudad, combaten el calor de la tarde sentándose en las mecedoras sobre los andenes recién remodelados.

Estas adecuaciones, que empezaron a efectuarse en el 2012 con los 21 mil millones que otorgó el Ministerio de Cultura y que estuvo a cargo de la constructora Opus de Medellín, le valieron a Mompox ser reconocida como la propuesta ganadora en la categoría de Diseño Urbano y Paisajismo durante el acto de premiación de la XXV bienal de Arquitectura y Paisajismo. Un reconocimiento más a una belleza desconocida por muchos.

2. El parque Agueda Gallardo

Pamplona nació desde la colonia como una joya arquitectónica que fue declarada por la Unesco en 1963, junto a Cartagena y Mompox, Patrimonio Histórico. Su plaza, conocida como parque Aguéda Gallardo, en honor a la precursora del grito de la independencia, había presentado tres modificaciones en lo corrido del siglo XX. Rodeada por casas de balcones amplios y lugares emblemáticos como el museo Ramírez Villamizar, en homenaje al escultor pamplonés, este tradicional espacio público fue testigo de la transformación del municipio en una especie de ciudadela alrededor de la  Universidad de Pamplona, con calles peatonales y una vida amable para todos.

pampliona

Foto: Roberto Ospino

El alcalde Faber Mogollón, en su último año de gobierno, tuvo un impulso modernizador y en el 2011 vio la oportunidad de presentar un proyecto de renovación de la plaza. Acudió entonces al Ministerio de Cultura que había lanzado su política de recuperación de centros históricos para acceder a los recursos del presupuesto nacional. Tuvo en mente, a la par de la renovación del centro, su peatonalización.

Con una obra de 9 mil millones de pesos y tres años de incesante construcción, los pamploneses, algunos con resistencia, hoy pueden disfrutar de un espacio moderno y amplio que ya tiene el reconocimiento de los arquitectos más cotizados del país.

3. La Quinta Teresa de Cúcuta.

La Quinta Teresa, uno de los edificios más queridos y tradicionales de Cúcuta, tenía que estar en el plan de recuperación patrimonial del Ministerio de cultura. La ministra Mariana Garcés no lo dudó y canalizó una inversión de $ 3.700 millones para restaurar y  darle vida al valioso edificio republicano construido en 1893.

quinta2

Ubicado al lado del emblemático colegio Sagrado Corazón la quinta hoy intenta ser, a pesar de la torpeza y el descuido de la administración regional, el eje cultural de Cúcuta.

-Publicidad-
0
6544
Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus
Nota Ciudadana
Los tesoros momposinos: filigrana y quesito de capa

Los tesoros momposinos: filigrana y quesito de capa

Nota Ciudadana
Una mirada a Norte de Santander

Una mirada a Norte de Santander

La guerrillera trans en la guerra quiere ahora ser concejal

La guerrillera trans en la guerra quiere ahora ser concejal

Nota Ciudadana
Trágico cierre de fronteras con Venezuela

Trágico cierre de fronteras con Venezuela