La mala hora de la izquierda colombiana

"Sus líderes se encargaron de traicionarse entre sí hasta llegar a la hecatombe, todo por una miserable gota de poder"

Por: Leonel Uriel Alzate Herrera
abril 26, 2019
Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Las2Orillas.
La mala hora de la izquierda colombiana
Foto: Twitter @petrogustavo

Es triste saber que todos tendremos que pagar los costos del vandalismo de ayer, pero no me sorprende. Esas gaminadas son las que suelen destacar a las mal llamadas "protestas pacíficas" de la izquierda en el país.

Lo que está pasando con la izquierda progresista de peso pesado nacional es que sus líderes no han entendido que tal como los años nos pasan factura, la política tampoco perdona a quienes tuvieron la oportunidad de hacer el cambio y les quedó grande. El espectáculo de vandalismo de hoy en Bogotá —por demás dantesco— es la radiografía de la impotencia de los malos perdedores. Nunca pensaron que llegaría algo así como "la mala hora de la izquierda en Colombia" y con unos responsables que hoy se están dividiendo y hasta "chivateando" entre sí.

El primer gran responsable del vandalismo de hoy en la capital del país es sin duda Gustavo Petro. En su ego superlativo no acepta que el video en que aparece recibiendo plata se conocería y le haría tanto daño, aunque ese vídeo él mismo lo pudo evitar. Me explico: es evidente que él se le torció a alguien, de lo contrario, no nos digamos mentiras, nunca se hubiese conocido.

Súmele que se puso de chivato, y se le torció ni más ni menos que a la faraona del finado Hugo Chávez, lo que le significó la sentencia de la querellante de ser un "mal ser humano"y que "jamás será presidente". Esas palabras le van a costar a Petro.

El segundo responsable del polvorín que estalló este jueves es Antanas Mockus. Un buen muchacho, que le ha aportado a este país, pero que se equivocó y no quiere reconocerlo. Las leyes no se transgreden y menos por quienes significan tanto éticamente como él, que presume eso de "no todo vale".

Súmele la pérdida de la curul de Ángela Robledo, cosa que muchos advirtieron el día que ella, de la mano de Gustavo Petro, se ganó el cargo de representante a la Cámara.

En su momento ella dijo que era persecución y bla, bla, y bla... ¡Mentira! Ella es una mujer muy inteligente para ignorar algo tan básico como el tema de la doble militancia que hoy le está costando. Pero claro, ahora se victimizan.

Por eso salen a la plaza pública y lanzan arengas y consignas para provocar a los de a pie, a los que tragaron el romanticismo de un tipo engreído y soberbio como Gustavo Petro, un tipo que pudo llegar lejos pero no tiene muchos valores que digamos, o al menos es claro que no sabe de lealtad. Es además un desagradecido que olvida que toda Colombia ya le perdonó una vez sus crímenes cuando se firmó la paz con el M-19.

Es la mala hora de la izquierda colombiana y no es para alegrarnos porque la falta de una verdadera oposición le hace daño al país. Pero hay que reconocer que los líderes esa izquierda, como los líderes de muchas revoluciones dañinas de América Latina, se encargaron de traicionarse entre sí hasta llegar a la hecatombe, todo, como diría el general San Martín, "por una miserable gota de poder".

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

-Publicidad-
0
2731

Si encuentras un error de sintaxis, redacción u ortográfico en el artículo, selecciónalo y presiona Shift + Enter o haz clic acá para informarnos. ¡Muchas gracias!

Los comentarios son realizados por los usuarios del portal y no representan la opinión ni el pensamiento de Las2Orillas.CO
Lo invitamos a leer y a debatir de forma respetuosa.
-
comments powered by Disqus

"Acabo de recibir una amenaza de muerte": Gustavo Petro

Nota Ciudadana
El día en el que Leopoldo López defendió a Gustavo Petro

El día en el que Leopoldo López defendió a Gustavo Petro

Wilson Borja: por ganar reconocimiento de los gringos, Petro fue desleal con el Polo

Wilson Borja: por ganar reconocimiento de los gringos, Petro fue desleal con el Polo

Nota Ciudadana
Las elecciones del 2018, el mayor reto de la democracia colombiana en décadas

Las elecciones del 2018, el mayor reto de la democracia colombiana en décadas